(CNN) - La mayoría de los estadounidenses se opone a la llegada de Brett Kavanaugh a la Corte Suprema, según una encuesta de CNN realizada por SSRS en los últimos días del debate para su confirmación.

La desgarradora batalla dejó al público con impresiones marcadamente negativas sobre el nuevo juez de la Corte Suprema. Asimismo, ​​planteó dudas sobre su sinceridad, su temperamento para servir y si sus puntos de vista partidarios influirían en su nuevo rol.

En general, el 51% de consultados se opone a la confirmación de Kavanaugh ante el Tribunal Supremo, un aumento frente al 39% que se oponía a inicios de septiembre, después de su audiencia de confirmación inicial, pero antes de que surgieran las acusaciones de conducta sexual inapropiada. Sin embargo, el apoyo a la confirmación de Kavanaugh ha aumentado, del 38% que lo respaldaba a principios de septiembre al 41% actual.

Gran parte de ese cambio ha ocurrido entre los militantes partidarios.

Entre los demócratas, el 63% se opuso a su nominación a principios de septiembre, un porcentaje que se ha elevado al 91% en la nueva encuesta. Entre los republicanos, el 74% lo respaldó en septiembre, mientras el 89% lo hizo ahora.

LEE: Por el bien de todos, Brett Kavanaugh debería dar un paso al costado

La opinión pública sobre Kavanaugh es mucho más negativa de lo que era a principios de agosto, poco después de que Donald Trump lo nominara para ocupar el puesto que había dejado Anthony Kennedy. En ese entonces, el 33% lo veía de manera positiva y el 29% tenía una percepción negativa. Ahora, casi la mitad tiene una visión negativa (47%), mientras que el 35% tiene una opinión positiva.

Entre los demócratas, la impresion negativa sobre Kavanaugh ha aumentado 30 puntos, de 56% en agosto a 86% ahora. Mientras, entre los republicanos las opiniones positivas han cambiado 18 puntos, del 62% en agosto al 80% ahora.

Entre las mujeres, el 53% ahora tiene una opinión negativa, en comparación con el 33% en agosto. Los hombres se dividen de manera uniforme (41% positivo y 41% negativo).

Brett Kavanaugh, durante su audiencia en el Senado de Estados Unidos. (Crédito: Andrew Harnik-Pool/Getty Images)

Los cambios se dan más bruscamente en los extremos. Quienes tienen una opinión "muy positiva" de Kavanaugh aumentaron del 17% al 24% Los de una opinión "muy negativa", pasaron del 15% al ​​33%.

Más allá de las impresiones generales, la mayoría de los estadounidenses en la encuesta ahora expresa dudas sobre la veracidad de Kavanaugh y la libertad de su influencia política al considerar los casos.

En total, el 52% de los estadounidenses dice que le cree mas a las mujeres que acusan a Kavanaugh de conducta sexual indebida frente al rechazo del juez a esas acusaciones (el 38% dijo que le creían más a él que a las mujeres). Y la mitad (50%) dijo que pensaron que mintió sobre su consumo de alcohol cuando era joven, más de los que pensaron que estaba diciendo la verdad al respecto (37%).

La mitad dijo que la conducta personal de Kavanaugh lo descalifica para servir en la Corte, y el 53% dice que sus calificaciones profesionales no superan ninguna pregunta sobre su conducta personal.

Una mayoría más grande, el 56%, piensa que Kavanaugh se vería influenciado por sus creencias políticas personales al considerar los casos ante el Tribunal Supremo. Pero el público estaba más dividido sobre si Kavanaugh tiene el temperamento para servir efectivamente en la Corte: el 48% dijo que no, el 45% que sí.

Aún así, la mayoría dice que Kavanaugh enfrentó una "campaña de desprestigio motivado por cuestiones políticas" (48% lo siente así), respecto a los que no lo creen (41%).

MIRA: Trump se burla de la profesora Christine Blasey Ford

Las mayorías desaprueban el manejo de las audiencias de confirmación de Kavanaugh por parte de cada partido: el 55% desaprueba el Partido Republicano en el Senado; el 56%, a los demócratas.

Los partidarios de ambos lados son más críticos de la manera en que los senadores de la otra parte manejaron la audiencia de confirmación, y ambas partes también se han vuelto más positivas con sus propios senadores. Entre los demócratas, el 59% aprobó a los demócratas en el Senado en septiembre, el 67% lo hace ahora. Entre los republicanos, la aprobación de sus propios partidarios ha aumentado del 68% a 77%.

Y el índice de aprobación de Donald Trump también subió en esta encuesta: el 41% lo aprueba ahora, en comparación con el 36% a principios de septiembre. Los que aprueban al presidente en gran parte dicen que están más motivados por sus puntos de vista (72%) que por sus cualidades de personalidad y liderazgo (21%), mientras que los que no están de acuerdo son más propensos a hacerlo debido a su personalidad (52%) que a sus opiniones (38%).

En total, el 56% de los estadounidenses, incluido el 64% de las mujeres, dice que es un problema importante que 2 de los 9 jueces de la Corte Suprema hayan enfrentado cargos de acoso sexual o agresión durante sus audiencias de confirmación. Otro 16% considera que ese es un problema menor y para el 23% no es un problema.

Aproximadamente la mitad, el 51%, lo ven como un problema porque creen que las acusaciones contra Kavanaugh y el juez Clarence Thomas son ciertas, el 16% dice que es un problema porque piensan que esas acusaciones son falsas y el 6% no está seguro.