(CNN) - Cuando Margaret Newsum, de 93 años, vio la noticia de que el incendio Camp no estaba lejos de su hogar, supo que tendría que evacuar.

Pero su cuidador no estaba cerca esa mañana para llevársela. Y cuando Newsum fue a pedir ayuda, se cortó la electricidad y se cortó el servicio telefónico.

Así que reunió sus medicinas y otros objetos de primera necesidad y salió de su casa en Magalia, California, esperando que alguien la ayudara. La salvación pronto llegó en forma de un camión de basura.

LEE: Incendios de California: crece la lista de muertos y desaparecidos, también la angustia de familiares

"Estaba allí de pie cuando miré hacia arriba y vi a este gran camión en la calle", dijo Newsum a CNN.

A Dane Ray Cummings, un conductor de Waste Management, le habían pedido que cortara su ruta de recolección de basura y se dirigiera a casa cuando se acercaba el incendio Camp. Pero quería terminar su ruta, y tenía la intención de revisar algunas casas con residentes ancianos o discapacitados.

Cummings condujo hasta encontrar a Newsum esperándolo. Y una vez que se dio cuenta de que ella necesitaba evacuar, supo lo que tenía que hacer.

"Dijo que iría con él", recordó Newsum.

Margaret Newsum, de 93 años, consiguió que el recogedor de basura Dane Ray Cummings la llevara a huir del incendio Camp, en California.

El rescate de Newsum es solo una de las muchas historias de ciudadanos que ayudan a otros durante los incendios forestales de California que han matado al menos a 74 personas en todo el estado. Camp, el incendio forestal más letal en la historia del estado, ha destruido la mayor parte del Paradise, una ciudad cerca de Magalia, causando evacuaciones generalizadas y smog en todo el norte de California.

Un largo viaje hacia la seguridad

El fuego se detuvo antes de llegar a la casa de Newsum, pero ella y Cummings no lo sabían en ese momento.

Últimamente, Newsum tiene la espalda adolorida y usa un andador para moverse, lo que hizo difícil que subiera a la cabina del camión de basura. Cummings y algunos vecinos la levantaron, la abrocharon y ataron su andador a un lado del camión.

Con miles de personas tratando de huir al mismo tiempo, el viaje fue lento, dijeron.

"Estuvimos en la carretera aproximadamente 5 horas y media. Cuando empezamos a bajar de la colina, el humo era tan potente, era como ir a las entrañas del infierno, era tan negro, nunca antes había visto humo tan negro, fue aterrador", recuerda Newsum.

En el viaje, Cummings llamó a su amigo y compañero de trabajo de la infancia Brian Harrison, un técnico de equipo pesado para Waste Management.

"Dijo: 'Brian, no vas a creer lo que tengo en mi camión'", dijo Harrison a CNN.

LEE: "Conductor celestial" salva a decenas de niños de incendio en California

No estaban seguros de qué hacer con Newsum, pero Harrison sabía que un centro de evacuación no era un lugar para una persona de 93 años.

"Le dije a Dane: 'Es obvio, la llevaré a casa'", dijo. "Es lo que hay que hacer", agregó.

Harrison, un padre soltero, dijo que su hermana y sus hijos han contribuido a cuidar de Newsum durante la semana pasada. Pero ella no necesita demasiada ayuda.

"Es la chica de 93 años más independiente que hayas conocido", dijo.

Por su parte, Newsum, que no tiene familia en el área, estaba increíblemente agradecida por la atención que recibió.

"Esta familia me ha acogido. Nunca me sentí tan deseada, tan cómoda", dijo.

Harrison recientemente se enteró de que podrían pasar un par de meses antes de que Newsum pudiera regresar a su casa, noticias que dijo que entusiasmaban a sus hijos.

"Han llegado a amarla. Sólo quieren que se quede con nosotros", dijo.

O como lo dijo Newsum: "Soy como un cachorro callejero del que los niños se enamoraron".