CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Inmigrantes indocumentados

Muere un inmigrante mexicano bajo custodia de la Patrulla Fronteriza

Por Geneva Sands

(CNN) — Un mexicano de 45 años que fue detenido este mes por agentes de la patrulla fronteriza en el Valle del Río Grande, en Texas, murió este lunes, dijo el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés).

El CBP dijo que el hombre fue detenido el 2 de febrero después de cruzar la frontera ilegalmente. Inicialmente solicitó atención médica al Departamento de Policía de la localidad de Roma. Fue trasladado al centro médico regional y luego autorizado a viajar a la estación de patrulla fronteriza de la ciudad de Río Grande.

Al día siguiente, nuevamente pidió atención médica y fue transferido al Centro Médico McAllen en McAllen, Texas, donde falleció el lunes.

El hombre inicialmente fue diagnosticado con cirrosis hepática e insuficiencia cardíaca congestiva, aunque se desconoce la causa oficial de la muerte, según el CBP. Permaneció en el Centro Médico McAllen hasta su muerte.

CBP no proporcionó detalles adicionales como el nombre del hombre.

“La pérdida de esta vida es trágica. Nuestras condolencias van a la familia y seres queridos. El CBP mantiene su compromiso de garantizar la seguridad y el trato humano de quienes están bajo su cuidado”, dijo el Comisionado Adjunto de Asuntos Públicos del CBP, Andrew Meehan, en un comunicado.

Su muerte sigue al fallecimiento de dos niños guatemaltecos bajo custodia del CBP hace varios meses.

El 8 de diciembre, Jakelin Caal Maquin, de 7 años, murió en un hospital dos días después de que la llevaron a una estación de la Patrulla Fronteriza. Y en Nochebuena, Felipe Gómez Alonzo, de 8 años, murió después de que lo llevaron a un hospital, lo dieron de alta y luego lo volvieron a llevar al hospital.

Seis inmigrantes, ninguno de los cuales eran niños, murieron bajo custodia del CBP durante el año fiscal 2018, según la secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen. Las cifras totales para el año fiscal actual no están disponibles de inmediato.