CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Empresas

Las acciones de Nike caen tras incidente de la zapatilla rota de Zion Williamson, ¿lo superará?

Por Nathaniel Meyersohn

Nueva York (CNN Business) — Nike está en plan de control de daños después de que la zapatilla del fenómeno del baloncesto de Duke, Zion Williamson, se desgarrara durante un partido el miércoles por la noche.

(Photo by Streeter Lecka/Getty Images)

Las acciones de Nike cayeron más de 1% el jueves. La empresa construye su reputación en torno a la creación de calzado y ropa de primera calidad para los atletas, pero esa imagen fue golpeada por el fallo de la zapatilla de Williamson.

Los analistas atribuyeron el movimiento de las acciones a lo sucedido con Williamson, quien apunta a ser la primera selección en el draft de la NBA de este año y el mejor candidato desde que LeBron James ingresó al draft desde la escuela secundaria hace más de una década. En el primer minuto del enfrentamiento de Duke contra Carolina del Norte, uno de los zapatos Nike PG2,5 de Williamson se rompió.

Williamson abandonó el juego con una lesión en la rodilla. El expresidente de Estados Unidos Barack Obama estaba sentado al lado de la cancha, y las imágenes de Williamson al momento en que se le rompía el zapato mientras Obama señalaba de inmediato se hicieron virales.

Nike, que abastece en exclusiva al equipo de baloncesto de Duke con uniformes, zapatos y equipo, rápidamente emitió un comunicado.

“La calidad y el rendimiento de nuestros productos son de suma importancia”, dijo la compañía. “Si bien este es un incidente aislado, estamos trabajando para identificar el problema”.

Acuerdos de imagen con atletas destacados, incluidos LeBron James y Serena Williams, y los patrocinios a ligas profesionales y los mejores equipos universitarios de baloncesto y fútbol americano son una parte crucial de la estrategia de crecimiento de Nike.

Nike gastó US$ 11,5 mil millones, casi un tercio de sus ventas, en contratos de comercialización y patrocinio el año pasado. Nike y su submarca Jordan patrocinaron 85 equipos de baloncesto masculino y femenino en el torneo anual de la NCAA del año pasado.

En su presentación anual de valores, Nike advirtió que las “declaraciones negativas o publicidad relacionadas con nosotros” de figuras o patrocinadores pueden “dañar seriamente nuestra reputación e imagen de marca”. Agregó otro riesgo: “Las redes sociales, que aceleran y potencialmente amplifican el alcance de la publicidad negativa, pueden aumentar los desafíos de responder a reclamos negativos”.

Aún así, los analistas no prevén que el incidente de Williamson dañe la reputación de Nike a largo plazo. Los productos de Nike no han tenido ningún mal funcionamiento importante en el pasado, excepto por algunos uniformes de la NBA que se rasgaron en 2017.

“Esto es vergonzoso para Nike, pero no tendrá ningún impacto material en el negocio”, dijo Matt Powell, analista de NPD Group.

Nike también ha reducido su dependencia de las zapatillas de baloncesto para su crecimiento en los últimos años. En su lugar, se ha centrado en zapatos ligeros para correr y de uso diario.

Las ventas de zapatillas deportivas de baloncesto de Nike cayeron el año pasado debido a que los consumidores se alejaron de las zapatillas de deporte de alto rendimiento y comenzaron a usar zapatos más casuales y cómodos. “Los zapatos de baloncesto no están de moda”, dijo Powell. “El calzado de Athleisure (combinación de atletismo y ocio, en inglés) está de moda”.

Patrick Rishe, director de negocios deportivos de la Universidad de Washington en St. Louis, dijo que la zapatilla deportiva de Williamson había sufrido un extraño accidente.

“Nike es una marca enorme y tiene un poder tremendo”, dijo. “Si son inteligentes, se acercarán a Zion y le pedirán que vuelva a usar sus zapatos”.

Alison Kosik de CNN contribuyó a esta historia.