CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Donald Trump

Donald Trump

8 conclusiones sobre la audiencia de Michael Cohen

Por análisis de Chris Cillizza

(CNN) — En una de las audiencias en el Congreso más esperadas en, al menos, una generación, Michael Cohen pasó más de seis horas respondiendo preguntas de miembros del Comité de Supervisión de la Cámara de Representantes sobre la década que pasó trabajando para Donald Trump.

Gran parte de la audiencia fue simplemente una justa partidista. Los demócratas del Comité trataron de desentrañar los detalles del papel de Trump en los pagos de dinero secreto a dos mujeres que alegaban haber tenido aventuras con él a mediados de la década de 2000, y el tiempo que continuaron las conversaciones sobre el proyecto de la Torre Trump de Moscú en la campaña de las elecciones generales de 2016. Los republicanos trataron de recordarle a la gente que Cohen era un mentiroso, porque se había declarado culpable de mentir al Congreso y que probablemente escribiría un libro sobre sus experiencias (todavía no estoy seguro de qué tiene que ver ese segundo punto con nada, ¡pero en eso se enfocaron!).

En medio de todos los gritos y el partidismo, sin embargo, aprendimos algunas cosas de Cohen. Y confirmó algunas otras cosas. Mi lista está abajo.

1. Cohen dijo que Trump habló con Roger Stone sobre WikiLeaks

Cohen dijo en su declaración de apertura: “El señor Stone le dijo al señor Trump que acababa de hablar por teléfono con Julian Assange, y que el señor Assange le dijo al señor Stone que en un par de días habría una gran cantidad de correos electrónicos que podrían dañar la campaña de Hillary Clinton”.

Eso es importante porque Trump ha dicho anteriormente que nunca habló con Stone sobre WikiLeaks y nunca le ordenó a nadie que se pusiera en contacto con WikiLeaks para averiguar cuándo podría liberar correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata y del presidente de campaña de Clinton, John Podesta.

2. Cohen confirmó que Trump le ordenó pagar a Stormy Daniels y Karen McDougal

Al declararse culpable en el Distrito Sur de Nueva York, Cohen dijo –y los fiscales confirmaron– que Trump había dirigido y coordinado los pagos de dinero a las dos mujeres que alegaban que tenían relaciones con Trump. En su declaración de apertura, Cohen dijo: “Me pidió que le pagara a una estrella de cine adulto con la que tuvo una aventura, y que le mintiera a su esposa, lo cual hice”. Cohen también presentó un cheque personal de 35.000 dólares firmado por Trump que describió como uno de una serie de reembolsos del presidente por los 130.000 dólares en dinero secreto que Cohen le pagó a Daniels.

3. El abogado de Trump Jay Sekulow (y otros) editaron el testimonio de Cohen en el Congreso en agosto de 2017

Cohen se declaró culpable de mentir ante el Congreso –en un testimonio escrito que presentó a los comités de inteligencia de la Cámara de Representantes y el Senado– sobre cuánto tiempo él (y el mundo de Trump) se mantuvieron en contacto con los rusos sobre un posible desarrollo de la Torre Trump en Moscú. Cohen dijo en su testimonio que esas conversaciones finalizaron en enero de 2016, pero luego reconoció que continuaron hasta junio de 2016 como mínimo. En su testimonio de hoy, Cohen dijo que presentó ese testimonio para que lo revisara Sekulow, el abogado personal de Trump, y otros como parte de un acuerdo de defensa conjunto vigente en el momento. No está claro si Sekulow u otros sabían si Cohen estaba siendo sincero con ellos.

Sekulow respondió más tarde el miércoles y dijo: “El testimonio de hoy de Michael Cohen de que los abogados del presidente editaron o modificaron su declaración ante el Congreso para alterar la duración de las negociaciones de la Torre Trump en Moscú es completamente falso”.

4. Cohen dijo que informó a Ivanka Trump y Donald Trump Jr. varias veces sobre la Torre Trump de Moscú

Cohen ofreció más detalles sobre sus conversaciones con miembros de la familia Trump sobre el proyecto en Moscú; dijo que informó del proyecto al hijo mayor y la hija del presidente unas 10 veces.

5. Cohen dejó en claro que Trump nunca le pidió directamente que mintiera al Congreso

“El señor Trump no me dijo directamente que mintiera al Congreso”, dijo Cohen en la declaración de apertura. “Así no es como él opera”. Eso refuta directamente una noticia de BuzzFeed News el mes pasado que decía que Cohen le había dicho al fiscal especial Robert Mueller que Trump le había dicho que mintiera. También es consistente con la declaración emitida por la oficina del fiscal especial después de la historia de BuzzFeed, en la que la oficina disputó que Cohen les había dicho que Trump le dijo que mintiera.

6. Cohen dijo que nunca había estado en Praga

Una de las partes más debatidas del expediente sobre Trump elaborado por el ex espía británico Christopher Steele fue que Cohen había viajado a Praga en el verano de 2016 para servir como una especie de enlace entre la campaña de Trump y los rusos. Cohen dijo bajo juramento el miércoles que nunca ha estado en Praga o en la República Checa.

7. Hope Hicks llamó a Cohen cuando se conoció la cinta “Access Hollywood”

En octubre de 2016, cuando surgió una cinta de audio de Trump usando lenguaje lascivo y misógino, la asesora de Trump y luego directora de comunicaciones de la Casa Blanca, Hope Hicks, llamó a Cohen, quien estaba en Londres visitando a su hija, para dejar en claro que se esperaba que acallara esta historia como nada más que una “charla de vestuario”.

8. Cohen nunca buscó un perdón presidencial

“Nunca pedí, ni aceptaría, un perdón del presidente Trump”, dijo Cohen. Lo que no queda claro de la declaración de Cohen es si Trump o alguna otra persona afiliada a Trump ofreció un indulto.

El punto: el testimonio de Cohen no proporcionó una sola bala de plata contra la Casa Blanca de Trump que algunos demócratas habían esperado. Pero agregó detalles y profundidad a algunas de las acusaciones más potencialmente dañinas contra Trump, en particular el supuesto fin de la ley de financiamiento de campañas en los pagos a Daniels y McDougal.