CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Argentina

Argentina

Practican aborto a una menor de 11 años violada en Argentina

Por Agostina Montaño

(CNN Español) — Este miércoles le practicaron un aborto no punible a una niña de 11 años que fue violada en San Juan, provincia del oeste de Argentina.

Este dato fue confirmado a CNN por parte de las defensoras de Menores de la provincia, Patricia Sirera y Laura Romarión. Fueron ellas quienes se encargaron de asistir a la víctima desde que fue radicada la denuncia, el jueves pasado. La niña es oriunda de la localidad del Médano de Oro, un distrito agrícola ubicado en el centro Sur de la provincia y es su padrastro quien está acusado de haberla abusado.

La niña, por su parte, salió bien del procedimiento médico y las defensoras de Menores, afirmaron que está despierta y en buen estado de salud.

Si bien el aborto todavía es ilegal en Argentina, el Código Penal contempla desde 1921 en su artículo 86º la posibilidad de una interrupción legal del embarazo si proviene de una violación o si está en peligro la vida de la madre. A pesar de la legalidad del procedimiento, grupos de activistas contra el aborto intentaron oponerse a la interrupción del embarazo de la menor.

Tras un pedido de Sirera y Romarión a las autoridades del Hospital Guillermo Rawson, el aborto le fue practicado. “Nosotras en primer término hemos solicitado la interrupción del embarazo por el derecho a la vida de la niña porque su vida corría riesgo y porque es su derecho, después de ser víctima de una violación, el de poder optar”, aseguró Sirera, en conferencia de prensa.

Según el relato de ambas funcionarias judiciales, la menor manifestó su deseo de no continuar con el embarazo que ya cursaba por la semana 18 de gestación. “Nos constituimos donde estaba la niña y procuramos su derecho a ser oída, quería terminar con este suplicio”, explicó Romarión.

El padrastro está detenido en la Central de Policía de San Juan al igual que la madre de la nena por posible encubrimiento de su pareja. Será el defensor oficial, Carlos Reiloba, quien los represente legalmente según confirmó el letrado a CNN pero también explicó que sólo se limitó a aceptar el cargo y que aún no puede aportar información.

Por su parte, el juez titular del Primer Juzgado de Instrucción Benito Ortiz, a cargo de la causa, manifestó que “se están haciendo estudios de tipo mental para determinar, en el caso de la mamá, si es imputable o inimputable”. También explicó que ninguno de los dos sospechosos ha sido citado a indagatoria y que lo harán una vez que finalicen los estudios mentales y de que la víctima declare en Cámara Gesell, una sala de entrevista especializada para este tipo de casos, para determinar lo ocurrido.

La Justicia de San Juan investiga si la hermana menor de la niña fue víctima de algún tipo de agresión sexual por parte de su padrastro.

El caso sanjuanino es distinto con respecto a dos otros casos también ocurridos con menores en las provincias argentinas de Jujuy y Tucumán, donde el protocolo para la Interrupción Legal del Embarazo se retrasó tanto que las nenas embarazadas tuvieron que ser sometidas a cesárea y no a un aborto. Ambas gestaciones, producto de abusos sexuales, terminaron con los nacimientos de bebés prematuros que fallecieron días después.