CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Autos

Tesla reporta pérdida ‘apocalíptica’ de US$ 702 millones: se acaba su racha de ganancias

Por Jackie Wattles

Nueva York (CNN Business) — La racha de ganancias de Tesla ha terminado. Con creces.

La compañía de autos eléctricos dijo el miércoles que perdió 702 millones de dólares en el último trimestre. Sus ingresos también disminuyeron un 37% en comparación con el trimestre anterior.

Wall Street ya estaba preparándose para lo que un analista llamó un trimestre “apocalíptico”, pero los resultados fueron mucho peores de lo esperado.

Si bien la compañía ha registrado pérdidas de este tamaño anteriormente, los analistas encuestados por Refinitiv predijeron que Tesla tendría alrededor de 301 millones de dólares en rojo para el trimestre. El número real fue más del doble de esa cantidad.

Las acciones de Tesla bajaron ligeramente después de que se presentaron las ganancias, pero luego se redujeron a la par.

La compañía había publicado ganancias consecutivas en los dos trimestres anteriores. El último trimestre, por ejemplo, Tesla registró una ganancia de 139 millones de dólares en ventas de 7.200 millones de dólares.

Hubo un par de razones por las que Tesla está tan en rojo, según Karl Brauer, editor ejecutivo de Kelley Blue Book y Autotrader.

Primero, un crédito fiscal federal de 7.500 dólares se redujo a la mitad para los vehículos de Tesla a principios de año. Entonces, marcas como Porsche, Audi, Mercedes y Hyundai están entrando al mercado de vehículos eléctricos, lo que le da a Tesla una competencia significativa por primera vez en la historia de la compañía, dijo Brauer.

“Ninguno de estos problemas, por sí mismos, causaría la severa caída en las ventas y los ingresos que Tesla experimentó en el primer trimestre, pero la combinación fue poderosa”, dijo Brauer en un correo electrónico la noche del miércoles. “¿Aún más preocupante? Ninguno de estos problemas va a desaparecer. Esta es la nueva normalidad para Tesla”.

El director general, Elon Musk, dijo durante una conferencia telefónica con inversionistas que el último trimestre puede haber sido difícil, pero Tesla tiene una perspectiva esperanzadora. La demanda de los tres modelos de vehículos eléctricos de Tesla es fuerte, dijo.

“También tenemos muchos mercados [en el extranjero] donde aún no hemos aprovechado la demanda, especialmente el Modelo 3”, dijo Musk.

Tesla reveló a principios de este mes que entregó alrededor de 63.000 vehículos a los clientes en los primeros tres meses de 2019, una caída del 31% en comparación con el trimestre anterior, y el mayor descenso que ha reportado.

La compañía dijo el miércoles que espera que sus cifras de ventas se vean mucho mejor en el próximo trimestre. La compañía ha dicho que se encontró con “muchos desafíos” al aumentar las entregas de sus vehículos en el extranjero, pero dijo que esos problemas deberían solucionarse pronto y que podría haber un gran golpe de ventas en el camino.

La desaceleración de las ventas es una mala noticia para Tesla porque la compañía necesita efectivo para pagar sus deudas considerables. Tesla dijo que terminó el último trimestre con 2.200 millones de dólares de efectivo en caja, que la compañía había descrito anteriormente como “suficiente”.

Los ejecutivos también dijeron que esperan que las tiendas de efectivo “crezcan constantemente” en los próximos meses.

En un momento de la llamada, Musk aludió brevemente a una controversia que ha acosado a Tesla durante los últimos meses.

En la llamada de ganancias del miércoles un analista se refirió a los informes trimestrales como una “distracción” que desvía la atención de la gente del liderazgo y dominio de Tesla en el mercado de automóviles eléctricos.

Musk se rió y dijo que él, obviamente, “preferiría que fuéramos una empresa privada (no listada en bolsa)”.

El CEO de Tesla ha estado en un enfrentamiento con la Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. (SEC, por sus siglas en inglés) desde que él tuiteó que estaba “considerando” la posibilidad de que la empresa automotriz fuera privada el año pasado, y que había obtenido fondos. La SEC dijo que la financiación no ha sido asegurada, y ha acusado a Musk de engañar a los inversores.