CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Crimen

Crimen

Una mujer china que pagó 6,5 millones de dólares luego de que su hija ingresara a Stanford dice que lo hizo para ayudar a otros

Por Faith Karimi, Brynn Gingras

(CNN) — La madre de una estudiante china que ingresó a la Universidad de Stanford dijo que la familia le dio 6,5 millones de dólares al hombre en el centro de un fraude masivo de admisión a la universidad como una donación para becas y fondos.

Cincuenta personas han sido acusadas en la estafa de admisión a universidades más grande jamás procesada en Estados Unidos. El escándalo ha atrapado a celebridades como Felicity Huffman y Lori Loughlin, ninguna de las cuales gastó tanto como la mujer de nacionalidad china.

En una declaración proporcionada a través de su abogado, la mujer identificada como la señora Zhao admite haber otorgado 6,5 millones de dólares a la fundación de William «Rick» Singer, el líder de la estafa.

LEE: Lori Loughlin se declara inocente en primera respuesta por escándalo universitario

Zhao dijo que había buscado servicios de asesoría universitaria porque no estaba familiarizada con el proceso de admisión para las universidades en Estados Unidos.

Después de que su hija llegó a Stanford, según la declaración, Singer le pidió una donación a la universidad a través de su fundación. Singer le dijo que la donación era «para los sueldos del personal académico, becas, programas de atletismo y para ayudar a los estudiantes que de otra manera no podrían permitirse asistir a Stanford», dijo Zhao.

La declaración de su abogado, Vincent Law, no proporcionó su nombre de pila ni información sobre su esposo o su hija.

princeton-campus

Pero en un video de 2017 publicado en la popular plataforma china Douyu, una estudiante que se identificó como Yusi Zhao dijo que fue admitida en Stanford a través de su propio trabajo.

«Este año me admitieron en Stanford. Tengo mucha suerte de decirlo», dijo Zhao en el video de 90 minutos. «Quiero decirles a todos que gané mi admisión en Stanford a través de mi propio esfuerzo… no me estaba yendo bien académicamente cuando estaba en la escuela primaria, pero ahora puedo ir a Stanford después de trabajar duro».

Yusi Zhao es hija del multimillonario chino Zhao Tao, presidente de Shandong Buchang Pharmaceuticals, según el Stanford Daily.

Zhao Tao respondió a los informes de los medios de comunicación en un comunicado publicado en el sitio web de su compañía diciendo: «El estudio de mi hija en EE.UU. es un problema personal y familiar», y no tiene vínculos con Shandong Buchang Pharmaceuticals.

La madre dice que fue víctima de la estafa

Aunque la compañía de Singer proporcionó «servicios de asesoría educativa», dijo, no garantizaba la admisión en ninguna escuela. Su hija tiene un historial de «buen rendimiento académico y logros extracurriculares», y recibió ofertas de varias universidades de Estados Unidos, dijo.

«Desde que se informaron ampliamente los asuntos relacionados con el señor Singer y su fundación, la señora Zhao notó que la han engañado, se han aprovechado su generosidad y su hija ha sido víctima de estafa», se lee en la declaración.

El exasesor de Morgan Stanley Michael Wu dijo que refirió a los padres a Singer.

«El Sr. Wu fue presentado a Rick Singer a través de Morgan Stanley como una fuente confiable. Singer, en un esfuerzo por llenar sus propios bolsillos con millones de dólares de un cliente de Morgan Stanley, dijo en un correo electrónico, antes de realizar cualquier pago, que el dinero se pagaría a la Universidad de Stanford «para dotar a los sueldos y becas del personal» y «para financiar los programas especiales de atletismo y los programas de proyección de la universidad para ayudar a los necesitados a que puedan asistir a Stanford», dijo Wu en una declaración a través de su abogado.

LEE: Las reacciones por una red de fraude que salpica a varias prestigiosas universidades de EE.UU.

Una portavoz de Morgan Stanley le dijo a CNN que la compañía está cooperando con los investigadores y dijo que Wu había sido despedido de su trabajo.

En un comunicado, la Universidad de Stanford dijo que no recibió los millones de dólares y que no lo sabía antes de que se informara ampliamente.

«Es importante aclarar que Stanford no recibió $ 6,5 millones de Singer, o de la familia de un estudiante que trabaja con Singer», dijo. «Stanford no estaba al tanto de este pago de $ 6,5 millones de la familia a Singer».

La estudiante, sus padres y el hombre que los presentó no han sido acusados en el escándalo.

Los fiscales denuncian a 50 personas

De las 50 personas acusadas, 33 son padres. Se les acusa de conspirar para usar su riqueza para obtener una ventaja en el sistema de admisión a la universidad. Un total de 17 padres adinerados, incluida Loughlin, presentaron formalmente declaraciones de culpabilidad en un tribunal federal de Boston esta semana.

Los fiscales alegan que la actriz y su esposo, Mossimo Giannulli, pagaron medio millón de dólares a una caridad falsa para que sus dos hijas fueran admitidas en la Universidad del Sur de California, designándolas falsamente como reclutas de sus equipos deportivos.

La actriz de «Full House» es la figura de más alto perfil atrapada en un escándalo que ha involucrado a docenas de padres adinerados, entrenadores universitarios y administradores de exámenes estandarizados.

LEE: Engaño, sobornos y mentiras. Así fue como supuestamente funcionó el esquema de fraude universitario

Huffman estuvo entre más de una docena de padres que se declararon culpables de un cargo de conspiración para cometer fraude el mes pasado. A cambio de la declaración de culpabilidad, los fiscales dijeron que recomendarán el encarcelamiento en el «extremo bajo» del rango de sentencia y no presentarán más cargos contra ella.

Singer se declaró culpable y está cooperando con el gobierno.

El plan maestro de la universidad obtuvo 25 millones de dólares

Singer era dueño de un negocio de preparación y asesoramiento universitario, y se desempeñó como presidente ejecutivo de Key Worldwide Foundation, la organización benéfica conectada a este.

A través de esas organizaciones, supuestamente facilitó las trampas en las pruebas estandarizadas y sobornó a los entrenadores y administradores de la universidad para que designaran falsamente a los niños como atletas reclutados, incluso si no practicaban ese deporte.

Las estrellas de Hollywood, los directores ejecutivos principales, los entrenadores universitarios y los administradores de exámenes estandarizados supuestamente participaron en el esquema para engañar a los exámenes y admitir a los estudiantes en instituciones líderes como atletas, independientemente de sus habilidades. Al menos ocho universidades, entre ellas Stanford y la Universidad del Sur de California, se mencionan en una acusación federal y una denuncia penal.

Los padres pagaron a Singer alrededor de 25 millones de dólares como parte del plan, dijo Andrew Lelling, el abogado de Estados Unidos para Massachusetts. Parte de ese dinero fue a los administradores de pruebas y entrenadores involucrados en la estafa, dijeron los fiscales.

Sarah Faidell, Augie Martin, Mark Morales y Kate Trafecante, todos de CNN, contribuyeron a este informe.