CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Enfermedades

Filipinas declara epidemia nacional de dengue; van más de 600 muertos y millones están en riesgo

Por Jessie Yeung

(CNN) — Filipinas declaró una epidemia nacional de dengue tras la muerte, desde enero, de 622 personas a causa de la enfermedad transmitida por mosquitos.

Desde el comienzo del año hasta el 20 de julio, se han registrado más de 146.000 casos, un aumento del 98% respecto al mismo período del año pasado, según el Departamento de Salud del país.

El dengue causa síntomas parecidos a la gripe, que incluyen dolores de cabeza penetrantes, dolores musculares y articulares, fiebre y erupciones en todo el cuerpo. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), de los millones de personas infectadas cada año en todo el mundo, se estima que 500.000 desarrollan síntomas severos que requieren hospitalización, y de ellas, mueren aproximadamente 12.500.

El mes pasado, Filipinas había declarado una alerta nacional de dengue, después de informar más de 450 muertes, pero las autoridades dijeron que la enfermedad estaba «localizada», según CNN Filipinas, afiliada de CNN.

Con casi 200 muertes adicionales en el último mes, la crisis ahora se ha convertido en una epidemia nacional.

publicidad

La epidemia fue declarada para permitir que las agencias gubernamentales identifiquen mejor las áreas en riesgo, dijo un comunicado del Ministerio de Salud.

«Es importante que se declare una epidemia nacional en estas áreas para identificar dónde se necesita una respuesta localizada y permitir que las unidades del gobierno local utilicen su Fondo de Respuesta Rápida para abordar la situación de la epidemia», dijo el secretario de Salud, Francisco Duque, en el comunicado.

Se han declarado epidemias en siete de las 17 regiones del país: Calabarzon, Mimaropa, Bicol, Visayas occidental, Visayas oriental, Península de Zamboanga y Mindanao del Norte. Juntas, estas regiones albergan a más de 40 millones de personas, alrededor del 40% de la población de Filipinas.

Varias otras regiones como Visayas Central e Ilocos están en alto riesgo con miles de casos reportados, aunque aún no han pasado el umbral epidémico.

«Como parte de nuestros datos, es un promedio de 5.100 casos por semana», dijo Duque en una conferencia de prensa sobre la epidemia el miércoles. «Esto es realmente asombroso. Será un número récord».

Desde julio, los funcionarios de salud han trabajado para combatir la propagación de la infección viral. Desplegaron cientos de médicos y enfermeras en hospitales provinciales y de distrito, y proporcionaron fondos de emergencia a las regiones afectadas, entre otras medidas, según el Departamento de Salud.

Los casos de dengue en Filipinas han repuntado históricamente cada tres o cuatro años, y el fuerte aumento de este año está en línea con las expectativas después de un aumento en 2016, dijo Duque el mes pasado. Estos picos no son exclusivos de Filipinas: la semana pasada, más de 1.000 personas en Bangladesh fueron diagnosticadas con dengue en un período de 24 horas, y los hospitales ahora están llenos de pacientes.