CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Tiroteos

La familia del atacante de Dayton publica un halagador obituario del agresor y después se disculpa

Por Eliott C. McLaughlin, Carma Hassan

(CNN) — La familia del atacante del tiroteo de Dayton, en Ohio, publicó obituarios cubiertos de elogios tanto del tirador, como uno de las primeras víctimas de la masacre, su hermana menor de 22 años, Megan Betts.

Los obituarios fuera publicadas este martes en la página de internet de la funeraria Conner & Coch Life Celebration Home, en la localidad de Bellbrook, en Ohio. Pero el obituario en recuerdo del atacante Connor Betts fue retirado a petición de la familia el miércoles, según informó la funeraria.

MIRA: El ataque en Dayton, paso a paso: Connor Betts estaba familiarizado con el lugar del tiroteo y lo visitó la noche anterior

Los padres de Conner Betts posteriormente actualizaron el aviso de la página del obituario de su hijo.

“Stephen and Moira Betts se disculpan porque la redacción en la esquela de su hijo era insensible al no admitir la terrible tragedia que había producido”, decía el aviso. “En su tristeza, presentaron a su hijo tal y como ellos lo conocieron, algo que en ningún momento minimiza el horror del que fue su último acto en vida. Lo sentimos produndamente”.

El obituario de Betts, que fue asesinado por la policía después de una masacre tras asesinar a nueve personas el pasado 4 de agosto, era mucho más breve que el de su hermana. Ambos escritos exhortaban a la gente a que realizaran donaciones a un instituto ecológico cercano de la localidad de Yellow Springs, en lugar de enviar flores.

La página eliminada del obituario del atacante incluía 21 fotografías. Imágenes que comprendían desde sus inicios en las artes marciales a imágenes más recientes bebiendo cerveza y sonriendo con miembros de su familia. El obituario también mencionaba que era un buen cocinero en la parrilla, le gustaba leer, los videojuegos y la música.

La nota continuaba: “Sus amigos, su familia y especialmente su perro Teddy, le echarán de menos muchísimo”.

Ninguno de los obituarios menciona el tiroteo o que Megan fue asesinada por su hermano.

Los investigadores y aquellos que conocían a Connor Betts le han descrito como alguien inclinado a la violencia. Sus excompañeros de clase dicen que guardaba una lista con las personas que quería asesinar o violar y que formaba parte de una banda de “pornogrind” conocida por sus letras gráficas y violentas.

Al atacante, de 24 años de edad, también le gustaba disparar, según dijo un amigo. En una cuenta de twitter que aparentemente le pertenecía – y en cuya biografía proclamaba: “Voy a ir al infierno y no voy a regresar”, retuiteaba mensajes de extrema izquierda y contra la policía.

MIRA: Un amigo que dio al atacante de Dayton municiones y chaleco antibalas enfrenta cargos federales

Betts armado con un rifle de alta capacidad de calibre .223, realizó 41 disparos en menos de 30 segundos la noche en la que tuvo lugar el tiroteo, asesinando a su hermana así como a otros ocho transeúntes al azar, según la policía.

En un comunicado tras el tiroteo, la familia de Betts dijo estar “conmocionada y devastada” por lo sucedido y afirmó estar colaborando con la policía. Además pidieron privacidad mientras estaban de luto.

Una mujer de la funeraria Conner& Koch que respondió nuestra llamada, explicó que los obituarios fueron realizados por la familia Betts. Otra mujer que respondió el teléfono en una segunda llamada, dijo que mientras el obituario de Megan Betts apareció en un diario local, el de su hermano no fue publicado.

Una hermana más joven a punto de graduarse de la universidad

El diario The Dayton Daily News publicó el obituario de Megan Betts.

Se refería a ella por su apodo, Baby Chica, y aseguraba que trabajaba en el establecimiento Bed Bath & Beyond en la localidad de Centerville, y que tenía previsto graduarse de la universidad Wright State en diciembre, con un título en ciencia terrestre.

“A Megan le fascinaban las piedras, desde que comenzó en la escuela primaria traía a casa muestras de piedras de asfalto y concreto del parque infantil. De ahí surgió su amor por la geología, la tierra y el espacio. Su sueño era trabajar para NASA para explorar la viabilidad de vida en otros planetas”, dice el obituario.

Megan formó parte de las Girl Scouts durante 12 años, le apasionaba nadar, cocinar, coser, coleccionar conchas marinas y el mar de vidrio, escribir poesía y ensayos cortos, actuar en obras de teatro, tocar la trompeta en la banda musical de la escuela secundaria Bellbrook y cantar en la coral de Wright State.

“Megan era conocida por ser una amiga cariñosa, afectuosa y solidaria con sus amigos, siempre lista para ayudar y hacer lo que estuviera en su mano para que sus vidas fueran mejores. Ellos recordarán su risa, su maravillosa sonrisa, y su gran corazón”, dice el obituario. “El mundo sin ella es un lugar más oscuro”

Nick Boutis, director ejecutivo de Instituto de Ecología Glen Helen, a quién la familia solicitó se destinaran las donaciones, afirmó que el obituario de Megan era “un recuerdo maravilloso de una persona que merece ser llorada y recordada. Y de una persona que amaba Glen Helen”.

“Es un recuerdo que incluso en la peor de las tragedias, hay una familia en duelo dispuesta a canalizar su dolor en una causa importante para ellos”, aseguraba en un email.