CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Turismo

La mejor manera de vencer la nostalgia posterior a las vacaciones

Por Brekke Fletcher

(CNN) — La inmersión profunda en la depresión me golpea en el momento en que giro la llave de mi puerta principal. Las vacaciones han terminado. Y estoy muy triste.

Siento un peso angustiante presionando sobre mi pecho, el temor de soportar este tedio y el miedo existencial de las rutinas diarias. ¿Por qué la vida es tan dura? ¿Por qué Dios me odia? ¿Cómo puedo soportar el ciclo interminable de alarma, café, ducha, vestido, metro, oficina, metro, cena, bebida, desvestirse, dormir, alarma …?

Los fines de semana solo significan recados pendientes, lavandería y observación compulsiva, por lo que no son el alivio que puede ser viajar.

Quiero decir, ¿cómo puede ser esto? Estaba flotando en el océano. ¡Tenía el servicio de habitaciones para el desayuno y felizmente gasté 46 dólares en café y un croissant de chocolate! ¿Cómo puedo enfrentar a la multitud corriendo para meterse en un metro repleto de gente de Nueva York?

Tuve un terapeuta. Estaba desconcertado sobre lo que podía hacer al respecto, preguntándome ¿por qué creo que me siento tan mal cuando regreso de un viaje? ¿En serio? Es porque el mundo real apesta mucho, muy seguido.

De todos modos, ya no tengo ese terapeuta. Pero tengo una solución: planea tu próximo viaje, idiota. ( Yo soy el idiota al que me refiero).

No hay nada como algo que consiga sacudir la tristeza después de las vacaciones. Entonces, después de girar esa llave, tirar mi maleta y comenzar el lavado, me dejo caer y decido dónde seguir.

Simplemente hazlo

Tras regresar del gran viaje del año pasado, una boda familiar en Portland, mi siguiente movimiento fue reservar el tren Acela a Baltimore para pasar un tiempo con un amigo y visitar un nuevo hotel (el Ivy) que había leído que era fabuloso. ¡Boom!

Supongo que es más fácil o más natural para mí hacer esto porque estoy en este juego de los viajes, pero para citar a Amelia Earhart: “La forma más efectiva de hacerlo es hacerlo”. Y la mejor manera de hacer planes de viaje es hacer planes de viaje. No lo harás de otra manera. Sube tus ojos a bordo. O ir a un lugar al que siempre has querido ir por tu cuenta.

Planifica tu próximo viaje ahora mismo.
(Crédito: Zsanett Mezei, Pixabay)

Mientras escribo esto, creo que esto será algo que haré antes de ir a mi próximo viaje: planifica el próximo próximo viaje. De esa manera, el regreso a casa no será tan desagradable. El primer día de regreso al trabajo, un poco menos pesado. Solo sigue adelante, planea continuar o simplemente vete.

Hay muchas razones para viajar: vacaciones, bodas, viajes de negocios, competiciones, reuniones, juegos de fútbol.

Algunos viajes son divertidos, otros no tanto. Pero el punto es que nada cura la depresión al final de las vacaciones como planear otra escapada. Abre esos calendarios, elige tus fechas, destinos, haz tus reservas y sal.