CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Brexit

¿Qué pasó con brexit el Súper Sábado y qué sigue después para Johnson y Gran Bretaña?

Por Rob Picheta, Matt Wells

Londres (CNN) — Después de tres años y medio de tortuosas negociaciones y maquinaciones políticas, lo que ocurrió este sábado se suponía que iba a pasar.

Boris Johnson planeó someter su nuevo acuerdo de brexit a una votación en el Parlamento, en una sesión histórica de emergencia que prometió finalmente aclarar el proceso.

Pero en el mundo del brexit, nada puede darse por sentado. Y, efectivamente, lo que se anunció como el “Súper Sábado” del brexit se convirtió en otro episodio de equivocación.

¿Qué pasó exactamente? ¿Y a dónde vamos a parar a partir de ahora?

Esto ocurrió el Súper Sábado

Un anuncio de los demócratas liberales contra el brexit pasa por el lugar donde el principal líder opositor británico del Partido Laborista, Jeremy Corbyn, daría un discurso el 19 de octubre de 2019. (Crédito: PAUL ELLIS/AFP via Getty Images)

La intención del gobierno era celebrar una votación directa sobre el acuerdo de Johnson, firmado en Bruselas el jueves.

Pero sus planes fracasaron cuando los legisladores aprobaron una enmienda elaborada por el exministro del gobierno conservador Oliver Letwin, quien ha trabajado para evitar que Reino Unido se vaya de la Unión Europea sin un acuerdo.

La enmienda dice que el Parlamento “retendrá el apoyo” del plan Brexit de Johnson hasta después de que se aprueben las otras partes de la legislación requerida para implementarlo.

Si Johnson hubiera ganado un voto sobre su plan el sábado, habría evitado la necesidad de enviar una carta a la Unión Europea solicitando una extensión del proceso brexit hasta el 31 de enero. Esa carta es requerida por la “Ley de Benn”, una legislación diseñada para evitar una salida sin acuerdo el 31 de octubre. La ley requería que se enviara antes de las 11 de la noche, hora de Londres, en caso de que el Parlamento no aprobara un acuerdo de brexit.

Pero a Letwin y sus aliados les preocupaba que, si se aprobaba el acuerdo y las disposiciones de la Ley de Benn caían, el 31 de octubre aún podría ocurrir una salida caótica por accidente si, para entonces, los legisladores no habían aprobado el complejo conjunto de legislación que se requiere para promulgar el acuerdo brexit.

Downing Street se puso furioso en la votación. El incumplimiento de su acuerdo el sábado significa que la Ley Benn entró en vigencia, lo que requiere que se solicite esa extensión.

Johnson había apostado su reputación política al entregar brexit antes del 31 de octubre, y ahora eso está en juego.

¿Le pidió Boris Johnson el retraso del brexit a la Unión Europea?

Inmediatamente después de la votación, el primer ministro pareció implicar que no lo haría.

“No negociaré un retraso con la Unión Europea, y la ley tampoco me obliga a hacerlo”, dijo. “Un retraso adicional será malo para este país”.

Manifestantes se reúnen en un mitin contra el brexit en Londres, en Parliament Square, el 19 de octubre de 2019. Según los organizadores de la marcha un millón de personas asistieron a la marcha. (Crédito: Kiran Ridley/Getty Images)

Pero la ley es clara: el gobierno debía enviar esa carta. No hay ambigüedad: la Ley Benn incluso establece la redacción.

En declaraciones a periodistas, y en un airado tono después de la votación, el portavoz oficial del primer ministro se negó repetidamente a decir si Johnson enviaría la carta, o si alguien más en el gobierno enviaría la carta, o si el gobierno incumpliría la ley y no enviaría la carta en absoluto. “Los gobiernos cumplen con la ley”, fue todo lo que dijo el portavoz.

Boris Johnson luego le dijo por teléfono al presidente del Consejo de la Unión Europea, Donald Tusk, que efectivamente enviaría la carta, según dijo un funcionario de la Unión Europea a CNN. Tusk luego comenzaría las consultas con los líderes de la Unión sobre los próximos pasos, un proceso que podría tomar algunos días, dijo el funcionario.

“Esperando la carta”, escribió Tusk en Twitter.

Confirman acuerdo para el brexit

Boris Johnson y Jean Claude Junker anunciado acuerdo alcanzando en la UE sobre el brexit.

¿Qué pasa después en el Parlamento?

En la agitación después de la votación, el líder de la Cámara de los Comunes, Jacob Rees-Mogg, indicó que el gobierno presentará otra votación sobre el acuerdo el lunes.

“A la luz de la decisión de hoy, me gustaría informar a la casa que los asuntos del lunes ahora serán un debate sobre la relación de moción con la Sección 13 -1B de la Ley de Retiro de la Unión Europea 2018 y haré una nueva declaración comercial el lunes”, él dijo.

Rees-Mogg se refería a una sección de la Ley de Retiro que prevé una votación en la Cámara de los Comunes sobre el resultado de un acuerdo negociado con la Unión Europea, un llamado “voto significativo”. Theresa May tuvo tres de esos, y los perdió a todos.

Normalmente, la misma disposición no se puede votar dos veces en la misma sesión parlamentaria. Esa convención arruinó los planes de May de celebrar una cuarta votación sobre su acuerdo de retirada. El portavoz, John Bercow, dijo que dictaminará sobre el asunto el lunes.

¿Murió el acuerdo de brexit de Boris Johnson?

El resultado de la enmienda Letwin es que a Johnson se le robó un voto directo sobre su acuerdo brexit. Si el primer ministro hubiera podido llegar a un acuerdo a través de la Cámara de los Comunes, contra todo pronóstico, habría sido un momento de victoria particularmente dulce.

Los colaboradores de Downing Street están furiosos, ya que creían que tenían suficientes votos a favor, incluso sin los 10 parlamentarios del Partido Unionista Democrático, a quienes Johnson abandonó cuando se negaron a firmar su acuerdo a principios de esta semana.

Todos los ojos se vuelven a la votación del lunes, cuando el gobierno esperará poder demostrar el respaldo parlamentario a la ley de Johnson. Pero el hecho es que, para terminar el Brexit antes del 31 de octubre, como el Johnson ha prometido repetidamente, ahora debe obtener todas las etapas del Proyecto de Ley de Retirada a través de la Cámara de los Comunes, la Cámara de los Lores y presentarlo frente a la Reina para obtener el Consentimiento Real. Solo entonces las disposiciones de la Ley de Benn desaparecerán.

Dado que expulsó a 21 miembros de su propio partido por votar a favor de la Ley Benn, Johnson tiene una mayoría en el Parlamento de menos 40. Y el Partido Unionista Democrático, que nominalmente apoya a su minoría, está furioso de ser abandonado.

Como la descubrió la predecesora de Johnson, Theresa May, obtener una legislación controvertida a través de la Cámara de los Comunes cuando no tienes una mayoría es muy difícil.