CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Vida

China aprueba medicamento contra el alzhéimer a base de algas marinas. Es el primero en 17 años

Por Julie Zaugg, Jared Peng

(CNN) — Las autoridades en China aprobaron un medicamento para el tratamiento de la enfermedad de Alzheimer, el primer medicamento nuevo con potencial para tratar el trastorno cognitivo en 17 años.

El medicamento a base de algas marinas, llamado oligomannate, puede usarse para el tratamiento del alzheimer leve a moderado, según un comunicado de la agencia de seguridad de drogas de China. Sin embargo, la aprobación es condicional, lo que significa que, si bien puede salir a la venta durante ensayos clínicos adicionales, se supervisará estrictamente y podría retirarse si surge algún problema de seguridad.

LEE: El riesgo de alzhéimer puede ser un 75% más alto para las personas que comen grasas trans

En septiembre, el equipo detrás del nuevo medicamento, dirigido por Geng Meiyu en el Instituto de Materia Médica de Shanghai bajo la Academia de Ciencias de China, dijo que se inspiraron para investigar las algas debido a la incidencia relativamente baja de alzheimer entre las personas que las consumen regularmente.

En un artículo en la revista Cell Research, el equipo de Geng describió cómo un azúcar contenido en las algas suprime ciertas bacterias contenidas en el intestino que pueden causar degeneración neuronal e inflamación del cerebro, lo que lleva al alzheimer.

Este mecanismo fue confirmado durante un ensayo clínico llevado a cabo por Green Valley, una compañía farmacéutica con sede en Shanghai que lanzará el nuevo medicamento al mercado.

Realizado en 818 pacientes, el ensayo encontró que Oligomannate, que se deriva de las algas pardas, puede mejorar estadísticamente la función cognitiva entre las personas con alzheimer en tan solo cuatro semanas, según un comunicado de Green Valley.

“Estos resultados avanzan nuestra comprensión de los mecanismos que juegan un papel en la enfermedad de Alzheimer e implican que el microbioma intestinal es un objetivo válido para el desarrollo de terapias”, dijo el neurólogo Philip Scheltens, que asesora a Green Valley y dirige el Alzheimer Center Amsterdam.

Vincent Mok, quien dirige la división de neurología de la Universidad China de Hong Kong, dijo que el nuevo medicamento mostró “resultados alentadores” en comparación con los inhibidores de la acetilcolinesterasa, el tratamiento existente para el alzheimer leve a severo.

MIRA: El nuevo mejor amigo de pacientes de Alzheimer

“Es igual de efectivo pero tiene menos efectos secundarios”, dijo a CNN. “También abrirá nuevas vías para la investigación del alzheimer, enfocándose en el microbioma intestinal”.

Dado que se sabe muy poco acerca de los mecanismos del nuevo medicamento, Mok dijo que también se debe probar para ver si podría tener un efecto protector y posiblemente retrasar la progresión de la enfermedad en pacientes que aún no han desarrollado síntomas fuertes de demencia.

La compañía dijo que Oligomannate estará disponible en China “muy pronto”, y actualmente está buscando la aprobación para comercializarlo en el extranjero, con planes de lanzar ensayos clínicos de tercera fase en Estados Unidos y Europa a principios de 2020.

La enfermedad de Alzheimer, que comienza con pérdida de memoria y escala a daño cerebral severo, se cree que causa del 60% al 70% de los casos de demencia reportados en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud. La demencia afecta a unos 50 millones de personas en todo el mundo, incluidos 9,5 millones de personas en China continental, Hong Kong y Taiwán.

Llamada así por Alois Alzheimer, el neuropatólogo que descubrió la enfermedad en 1906, hasta ahora ha confundido a los investigadores y las compañías farmacéuticas.

LEE: Farmacéutica hace nuevo intento para lograr aprobación de la FDA para tratamiento del alzhéimer

En octubre, el gigante farmacéutico estadounidense Biogen dijo que buscaría la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) para un tratamiento experimental llamado aducanumab, después de anunciar en marzo que cancelaría un gran ensayo clínico para el medicamento.

Johnson & Johnson, Merck, Pfizer y Eli Lilly han abandonado proyectos para desarrollar un medicamento para el alzheimer después de datos clínicos insatisfactorios.