CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Niños

Un estudio dice que los hijos únicos tienen más probabilidades de ser obesos

Por Sandee LaMotte

(CNN) — Los hijos únicos pueden tener un mayor riesgo de obesidad que los niños que tienen hermanos, según un nuevo estudio publicado el miércoles.

El estudio examinó los hábitos alimenticios y el peso corporal de los hijos únicos y descubrió que tenían menos hábitos alimenticios saludables y opciones de bebidas que las familias con varios hijos.

Si bien el tamaño de la muestra fue pequeño y el estudio no pudo establecer la causa y el efecto, “plantea un punto interesante que debemos comprender mejor”, dijo la pediatra Dra. Natalie Muth, quien preside la Sección de Obesidad de la Academia Estadounidense de Pediatría.

“Varios estudios además de este han demostrado que los hijos únicos tienen más probabilidades de tener sobrepeso u obesidad”, dijo Muth, quien no participó en el estudio.

“¿Por qué es eso? Si bien este estudio no proporciona la respuesta a esa pregunta, es útil para construir el cuerpo de investigación que eventualmente proporcionará respuestas más claras”, dijo Muth.

Lo que significa ser ‘hijo único’

Los hijos únicos han fascinado a los investigadores durante mucho tiempo. Los primeros estudios se centraron en los muchos aspectos negativos que la sociedad creía falsamente sobre los hijos únicos, como la idea de que un niño se volvería testarudo, egoísta, egocéntrico, competitivo, excesivamente mimado e incapaz de compartir si se criaba solo. O bien, que se convirtieran en hipocondríacos autoabsorbidos.

“Muchas personas asumieron que los hijos únicos son defectuosos, por lo que se ha investigado mucho sobre el rendimiento y la personalidad”, dijo Toni Falbo, psicólogo de la Universidad de Texas en Austin, que ha investigado a los hijos únicos desde la década de 1980.

En 1986, Falbo realizó un metanálisis de 200 estudios con hijos únicos y descubrió que sobresalían en logros, inteligencia y carácter sobre los niños con hermanos, especialmente aquellos con hermanos o hermanas mayores.

“En promedio, los hijos únicos obtienen más educación y obtienen mejores puntajes en varias pruebas de rendimiento”, dijo Falbo. “En cuanto a los logros de la personalidad, lo están haciendo bien. Tienen personalidades razonablemente positivas y no son más propensos a las enfermedades mentales que cualquier otra persona”.

La única diferencia que encontró su análisis fue que los hijos únicos parecían tener vínculos más fuertes con sus padres que los niños con hermanos, un hallazgo que luego fue respaldado por un estudio de 2018 de 10.000 escolares alemanes.

Conexión con la obesidad

Sin embargo, en las últimas décadas, los estudios en Europa y China comenzaron a buscar un vínculo entre el aumento de peso y ser hijo único; algunos también miraron el orden de nacimiento.

La política de hijo único vigente en China entre 1980 y 2016 dio a los investigadores una mina de oro de datos. Por ejemplo, un estudio de casi 20.000 hijos únicos chinos encontró que en la China urbana tenían un 36% más de probabilidades de tener sobrepeso y un 43% más de obesidad que los niños que tenían hermanos.

Otros estudios encontraron que ser hijo único o ser el último hijo en nacer estaba asociado con la obesidad, posiblemente debido a la forma en que los padres se comportaban durante las comidas: menos ruegos, más asociación con los alimentos como recompensa y más control negativo sobre las elecciones de alimentos.

En el estudio actual, los investigadores encontraron que las madres de hijos únicos tenían más probabilidades de tener sobrepeso. ¿Los resultados de este estudio podrían deberse simplemente al hecho de que un padre transmitió malos hábitos alimenticios o una tendencia genética a la obesidad?

“Sabemos que la obesidad está muy relacionada con las familias, por lo que es posible que eso explique la diferencia en este estudio”, dijo Muth.

ESCUCHA: Día mundial de la obesidad: “Es una enfermedad”

Sin embargo, la autora principal, Chelsea Kracht, investigadora del Centro de Investigación Biomédica Pennington de la Universidad Estatal de Luisiana, cree que los resultados podrían explicarse por las diferencias en la planificación y organización requeridas de las madres con varios hijos.

“Con varios niños, estás programando un poco más tus comidas. Así que vamos a tener más comidas en casa. Probablemente tendremos menos comida rápida”, dijo Kracht en una entrevista para la Revista de Educación Nutricional y Comportamiento.

Muth sugirió varias otras posibilidades. “Quizás haya más comida para todos. O que son menos activos porque no tienen un compañero para jugar con ellos. O tal vez hay un factor biológico en juego”, dijo Muth. “Es difícil decirlo con certeza, pero esta es la pregunta que los investigadores están tratando de resolver”.

Falbo actualmente está investigando hijos únicos adolescentes y descubre que pasan más tiempo en las pantallas, lo que reduce su capacidad de estar activos.

“No están molestando a sus hermanos y saltando arriba y abajo y haciendo el tipo de cosas que los hermanos hacen”, dijo.

LEE: Así es la ciudad de Japón donde pagan por tener hijos

“Mi investigación también muestra que es más probable que coman comidas rápidas con frecuencia”, dijo Falbo. “En términos de toda el área de investigación de la obesidad, se sabe que cuantas más comidas caseras comas en lugar de comidas rápidas, es menos probable que tengas un alto índice de masa corporal”.

La buena noticia, dice Falbo, es que estos comportamientos son reparables. “Hay que reducir el tiempo en pantalla [y] controlar la cantidad de comida rápida. Es factible”, dijo.

Muth está de acuerdo: “Si bien no entendemos todos los entresijos de por qué, sí sabemos que existe un riesgo notablemente mayor de sobrepeso y obesidad infantil para los hijos únicos”.

“Padres de hijos únicos que están conscientes de este riesgo pueden prevenir el sobrepeso o la obesidad en sus hijos prestando especial atención a la creación de un ambiente hogareño saludable y activo”, dijo.