CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Jimmy Carter ingresó al hospital para un procedimiento para aliviar la presión sobre su cerebro

Por Paul LeBlanc

(CNN) — El expresidente de Estados Unidos Jimmy Carter fue admitido el lunes por la noche en el Hospital de la Universidad de Emory en Atlanta antes de un procedimiento para aliviar la presión sobre su cerebro, anunció el Centro Carter en un comunicado publicado en Twitter.

La presión fue causada por el sangrado de sus caídas recientes, dijo el centro. Carter, de 95 años, se someterá al procedimiento el martes por la mañana.

«El presidente Carter descansa cómodamente, y su esposa, Rosalynn, está con él», dijo el centro en su declaración.

La noticia del procedimiento de Carter llega después de que el expresidente fue hospitalizado dos veces el mes pasado por dos caídas en su casa en Plains, Georgia. Carter requirió 14 puntos sobre su frente después de su primera caída, donde se golpeó la frente «con un borde filoso» y luego recibió tratamiento por una fractura pélvica menor después de su segunda caída.

Anteriormente sobrevivió al cáncer de cerebro y de hígado.

Carter celebró su 95 cumpleaños el 1 de octubre, convirtiéndose en el expresidente estadounidense más viejo, un título que una vez tuvo George H.W. Bush, quien murió a fines de 2018 a los 94 años.

publicidad

LEE: Hospitalizan al expresidente de EE.UU. Jimmy Carter tras una caída en su casa en Georgia

A pesar de su edad y complicaciones de salud, Carter no ha disminuido sus acciones de voluntariado.

Junto con Rosalynn Carter, se ha ofrecido como voluntario para Hábitat para la Humanidad durante 35 años, construyendo hogares en todo Estados Unidos y en todo el mundo. Han trabajado junto a 103.000 voluntarios en 14 países, incluyendo India, Corea del Sur y Filipinas.

«Me caí y me golpeé la frente con un borde afilado y tuve que ir al hospital. Me pusieron 14 puntos de sutura en la frente y mi ojo está negro, como habrás notado. Pero tenía la prioridad número uno y eso era venir a Nashville y construir casas», dijo Carter a un grupo de voluntarios el mismo día que fue hospitalizado el mes pasado.

A principios de este mes, Carter dijo que descubrió que «estaba absolutamente tranquilo con la muerte» después de que los médicos le dijeron en 2015 que su cáncer se había extendido a su cerebro.

«Supuse, naturalmente, que iba a morir muy rápidamente», dijo Carter durante un servicio religioso en Plains. «Obviamente oré al respecto. No le pedí a Dios que me dejara vivir, pero le pedí a Dios que me diera una actitud adecuada hacia la muerte. Y descubrí que estaba absoluta y completamente a gusto con la muerte».

LEE: Jimmy Carter sugiere que Trump es un presidente ilegítimo

«Realmente no me importaba si moría o vivía. Excepto que iba a extrañar a mi familia, y extrañaría el trabajo en el Centro Carter y extrañaría dictar el servicio de escuela dominical a veces y así sucesivamente. Todas esas cosas encantadoras», agregó el 39 presidente, sonriendo.

Jamie Ehrlich, Elizabeth Wolfe y Saeed Ahmed de CNN contribuyeron a este informe.