CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias de EE.UU.

Científicamente, el cuerpo no puede ocultar el amor

Por Vanessa Marzán Toro

(CNN Español) — Kinésica es la ciencia que estudia cómo el lenguaje corporal y las microexpresiones faciales comunican nuestras emociones primitivas, entre ellas el amor.

La comunicación no verbal responde a nuestro instinto animal. Precisamente por esta razón es tan fácil mentir y tan difícil ocultar nuestros sentimientos con el cuerpo y el rostro. Nuestra especie necesita comunicar y conectar continuamente con el cuerpo. Ciertamente, las emociones son el único lenguaje universal. Los cuerpos de los hombres y las mujeres comunican el sentimiento de “enamoramiento” de formas diferentes.

A continuación, presento las principales características no verbales en las que hombres y mujeres comunican la emoción genuina de interés romántico:

– Contacto visual: un hombre o mujer que busca constantemente la mirada de la persona que le interesa con el propósito de conectar. En el caso del hombre es común la mirada “pirámide invertida”, pues si realmente siente interés por el sexo opuesto no podrá evitar bajar la mirada hasta los labios de la mujer.

– Sonrisa genuina: sonreír continuamente en presencia de la persona que se ama es una forma en que el cuerpo comunica amor. Ahora bien, la sonrisa real es aquella que conlleva contracciones musculares en los pómulos, arrugas o “patas de gallo” en los ojos y las comisuras de los labios se elevan en ambos lados simétricamente. No se sonríe solo con la boca, una sonrisa enamorada activa todo el rostro.

– Invasión de espacio personal: el hombre enamorado buscará acercarse poco a poco, más de lo socialmente permitido a la mujer que desea conquistar. Así validará cuan cómoda ella se siente con la intimidad entre ambos. Si la mujer abre su espacio personal con los signos correctos como una sonrisa o falta de bloqueos corporales en brazos o pies él se sentirá aún más animado a continuar la conquista.

– Pequeños detalles: un hombre que gusta genuinamente de una mujer buscará cualquier excusa para hacer contacto físico con ella, a veces de modo casi imperceptible. Ejemplo de esto puede ser: tocar rápidamente la rodilla mientras están sentados conversando o acomodar el cabello de ella si el viento le ha tapado el rostro.

– Los ejes de atención de los humanos se dividen en tres fracciones del cuerpo. El primer eje se encuentra en el pecho, el segundo en los pies y el tercero en la cara. Si un hombre o mujer tiene los tres ejes de atención alineados a los ejes de la persona de su interés entonces está brindando toda su atención y energía. Esta es una clave poderosa para identificar atracción.

– Claves de comunicación no verbal que delatan a una mujer enamorada también son: el juego continuo con el cabello mientras sonríe y hace contacto visual con el varón. Se acaricia la piel suavemente mientras conversa con el hombre de su interés, es una forma de coqueteo primitivo. De igual forma, si una mujer gusta de un hombre buscará tocarle con alguna excusa, como por ejemplo arreglar su corbata o limpiar una pluma en su chaqueta.

En conclusión, el lenguaje corporal es mucho más poderoso que todas las palabras de conquista al momento de comunicar amor y recibirlo como genuino. Siendo la comunicación no verbal una forma primitiva de comunicación animal y que -yo diría- equivale al 97% del impacto de cualquier mensaje es y siempre será la estrategia de comunicación más importante al momento de expresar un “te amo”. #Todocomunica