CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Aviación

Un avión de easyJet tuvo que regresar dos veces a la terminal por pasajeros ebrios

Por Jack Guy

(CNN) — Un vuelo de easyJet que iba de Manchester, Reino Unido, a Alicante, España, se vio obligado a volver dos veces a la terminal por el comportamiento de sus pasajeros.

Dos grupos distintos de pasajeros protagonizaron los incidentes, que según un comunicado de easyJet estuvieron vinculados con el consumo de alcohol.

«Sabemos que algunos pasajeros estaban bebiendo su propio alcohol a bordo y antes del vuelo en la terminal», informó la aerolínea.

«La policía acudió al avión para sacar a los pasajeros antes de seguir rumbo a Alicante», agregó.

El vuelo EZY1919 finalmente aterrizó en España con más de tres horas y media de retraso.

La aerolínea dijo que su personal está capacitado para actuar rápidamente y garantizar la seguridad de sus vuelos.

«Si bien estos incidentes son poco habituales, los tomamos muy en serio y no toleramos comportamientos abusivos o amenazantes a bordo», informó easyJet.

«Nuestra máxima prioridad es la seguridad y el bienestar de los clientes y la tripulación», agregó.

CNN se comunicó con la policía de Manchester para solicitar sus comentarios.

El gobierno del Reino Unido estudia cambiar las reglas que, en la actualidad, permiten a los pasajeros en el aeropuerto beber durante todo el día, a raíz de un aumento de casos de embriaguez.

En febrero, una mujer británica que intentó abrir la puerta de un avión en pleno vuelo fue condenada a dos años de cárcel.

Chloe Haines, de 26 años, volaba del aeropuerto de Stansted, en Londres, a Dalaman, en Turquía, en junio del año pasado, cuando los miembros de la tripulación y otros pasajeros tuvieron que reaccionar para impedir que abriera la puerta.

Haines había consumido alcohol y medicamentos antes del incidente, que según ella no recordaba.

La aerolínea Jet2 también le cobró más de 85.000 libras ($ 110.000) después de que su «comportamiento extremadamente desordenado» obligara a desviar el vuelo.