CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

¿Por qué estos voluntarios eligieron participar en una prueba de vacuna contra el coronavirus?

Por Amanda Watts, Amanda Jackson, Christina Maxouris

(CNN) — Neal Browning y Jennifer Haller están dando un gran paso al frente para ayudar a los investigadores a encontrar una vacuna para combatir la pandemia de coronavirus.

Los dos están en un grupo de 45 individuos sanos que se han ofrecido como voluntarios para un ensayo de vacuna contra el coronavirus en el estado de Washington.

Ambos hablaron con CNN el martes sobre por qué decidieron participar en el juicio.

Jennifer Haller

En entrevista con Brooke Baldwin de CNN, Browning dijo que lo está haciendo para «lograr que esto termine lo más rápido posible para el resto del mundo», y agregó: «Si estoy lo suficientemente sano como para poder contribuir a la investigación y esperar que se encuentre una vacuna más temprano que tarde, ¿por qué no lo haría?

Haller dijo que fue una decisión fácil para ella.

«Soy muy privilegiada en mi vida por estar sana y tener familiares y amigos cerca», dijo a Chris Cuomo de CNN. «Trabajo para una empresa que permite la flexibilidad de tomarse un tiempo libre y trabajar de forma remota siempre que lo necesite. Tengo un gran privilegio para poder hacer esas cosas».

«Y tantos estadounidenses en este momento no tienen ese privilegio y están preocupados por pagar el alquiler, sin duda perder sus empleos, cómo van a alimentar a su familia. Hay tantas cosas por las que otras personas están preocupadas en este momento».

Ella dice que se siente «bendecida» porque tiene la oportunidad de hacer algo que podría traer cambios.

«Todos nos sentimos tan indefensos en este momento», dijo. «Y en realidad estoy haciendo algo aquí».

La prueba

La prueba de la vacuna, financiada por el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, comenzó el lunes y se espera que dure seis semanas. Se lleva a cabo en el Instituto de Investigación para la Salud Kaiser Permanente en Seattle estado de Washington.

Actualmente no hay vacuna para el covid-19.

La fase I de la prueba tiene como objetivo establecer que la vacuna es segura e induce una respuesta deseada del sistema inmunitario de los participantes. Sin embargo, probar que la vacuna es efectiva para prevenir la infección por coronavirus requerirá estudios de seguimiento que involucren a muchos más participantes, lo que llevará varios meses más.

Vacuna contra el coronavirus, ¿funcionará? 1:11

El primer paso fue asegurarse de que todos estuvieran saludables, dijo Browning.

«Todos se sometieron a un examen físico, análisis de sangre, pruebas para asegurarse de que todos se veían bien; después de eso nos administraron la vacuna», dijo.

No hay un virus real en esta vacuna, le dijeron a Brown: «están usando una nueva técnica que básicamente enseña a las células de mi cuerpo a construir estructuras de proteínas que se asemejan a la capa externa del coronavirus real. Mi cuerpo debería reaccionar a eso y verlo como un invasor extranjero, atacarlo y aprender a combatir esa estructura que se ha construido».

Haller dice que recibió su primera vacuna el lunes por la mañana y recibió una llamada telefónica de seguimiento el martes y espera otra el miércoles. Irá a una extracción de sangre en una semana y tendrá otra extracción la semana siguiente. Y en aproximadamente un mes, recibirá su segunda inyección y volverá a pasar por ese proceso.

Mientras tanto, Browning dice que mantiene un gráfico diario que incluye información sobre su temperatura, cualquier posible efecto secundario o cualquier otro factor de preocupación. Luego, cada semana se le extrae sangre.

¿Cuándo habrá una vacuna contra el coronavirus? 3:31

«Luego nos extraen sangre, para mirar y asegurarnos de que el cuerpo reacciona de la manera esperada, produciendo los antígenos que con suerte nos permitirán combatir el coronavirus si nos exponemos a él», dijo Browning.

También tomará una segunda dosis un mes después de recibir la primera, junto con más controles y extracciones de sangre.

Browning dijo que no le informó a su familia que iba a ser voluntario para el estudio hasta el último minuto, y ahora piensan que es «bastante bueno que papá esté haciendo algo como esto».

«Creo que es importante para ellos aprender que, como miembro de la sociedad, debes ayudar a hacer lo que puedas, pero también que hay otras 44 personas como parte del estudio», dijo. «No es solo papá tratando de hacer del mundo un lugar mejor».

Haller dice que espera que lo que está sucediendo en el país sirva como una llamada de atención.

«Esta es una gran oportunidad para que nos despertemos y salgamos un poco y empecemos a pensar en los demás y nos preocupemos por los demás y por lo que están pasando en este momento».