CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Estados Unidos tiene más de 200.000 casos de coronavirus. Y los portadores que no se sienten enfermos están impulsando la propagación

Por Holly Yan

(CNN) — Los casos de coronavirus en EE.UU. aumentaron en más de 14.000 en solo unas pocas horas este miércoles cuando el número de muertes superó los 4.400.

Para este miércoles por la tarde, más de 203.000 personas en Estados Unidos se han contagiado y al menos 4.473 han muerto.

Ahora, más datos revelan que las personas sin síntomas están impulsando la propagación, lo que ha hecho que altos funcionarios reconsideren si el público en general debe usar máscaras.

Nuevos datos de Islandia muestran que el 50% de las personas que dieron positivo dijeron que eran asintomáticos.

publicidad

En Estados Unidos, se estima que el 25% de los portadores de coronavirus no tienen síntomas, según el director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

«La información que hemos confirmado ahora es que un número significativo de personas infectadas en realidad permanecen asintomáticas. Eso puede ser hasta un 25%», dijo el Director de los CDC, Dr. Robert Redfield, a la NPR.

Para evitar una mayor propagación, el principal experto en enfermedades infecciosas de EE.UU. dice que los funcionarios de salud están reconsiderando la orientación sobre las máscaras faciales.

El Dr. Anthony Fauci aseguró que «se inclinaría hacia» recomendar que el público en general use máscaras faciales «si no tenemos el problema de quitarle las máscaras a los trabajadores de la salud que las necesitan».

«Todavía no estamos allí, pero creo que estamos cerca de llegar a cierta decisión», afirmó Fauci.

Si los funcionarios federales recomiendan el uso generalizado de máscaras faciales, sería un cambio radical respecto de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud y los CDC, que han dicho que las máscaras faciales solo deben ser usadas por trabajadores de la salud, aquellos que están enfermos y los que están cuidando a alguien enfermo.

«No hay evidencia específica que sugiera que el uso de máscaras por parte del grueso de la población tenga algún beneficio potencial», señaló el lunes el Dr. Mike Ryan, director ejecutivo del programa de emergencias sanitarias de la OMS.

«De hecho, hay alguna evidencia que sugiere lo contrario en el uso indebido al ponerse una máscara correctamente o ajustarla de manera correcta».

3 consejos para usar bien una máscara

El cirujano estadounidense Dr. Jerome Adams, siempre ha recomendado al público que no use máscaras, alegando que pueden causar más daño que bien.

Pero esta semana, a raíz de nueva información sobre la propagación asintomática del virus, ese lineamiento público podría cambiar, según Adams. Ofreció entonces varios consejos sobre cómo usar las máscaras correctamente.

«Si vas a usar una máscara para la cara, intenta no tocarte la cara. Ten mucho cuidado de asegurarte de no tocarte la cara», dijo Adams al programa «Today» de NBC el miércoles.

Adams ha dicho que las personas a menudo se tocan la cara para ajustar las máscaras, lo que aumenta el riesgo de infección.

«No. 2: Si va a usar una mascarilla, guarda las máscaras N95 para los trabajadores de la salud que las necesitan», destacó Adams. Los respiradores N95 deben estar correctamente ajustados para garantizar que no haya un espacio abierto y las personas sin capacitación médica podrían usarlos incorrectamente.

«No. 3: Usar una máscara para la cara no significa que no tengas que practicar el distanciamiento social», afirmó.

«Lo más importante que puedes hacer en este momento es quedarte en casa. No queremos que la gente se sienta como ‘OK, me estoy cubriendo la cara, así que ahora está bien que salga'».

Un argumento importante contra el uso generalizado de máscaras es que los trabajadores de la salud no tienen suficientes.

«Tenemos una escasez mundial masiva», dijo Ryan. «En este momento, las personas con mayor riesgo de contraer este virus son los trabajadores de salud de primera línea que están expuestos al virus cada segundo todos los días. La idea de que no tengan máscaras es horrible».

En muchas ciudades médicos y enfermeras se enferman o mueren de coronavirus. Esto es doblemente trágico porque menos trabajadores de la salud pueden cuidar a la gente.

Así las cosas, algunas personas están haciendo sus propias máscaras. JOANN Fabrics and Craft Stores lanzó un video tutorial sobre cómo hacer máscaras faciales.

El tope de la pandemia de coronavirus aún está por llegar

Funcionarios de la Casa Blanca pronostican que más de 100.000 personas podrían morir por coronavirus, y eso si el público practica a la perfección las pautas de distanciamiento social.

A mediados de abril, cuando se proyecta que el virus golpeará al país con más fuerza, hasta 2.000 estadounidenses podrían morir cada día, según muestra un modelo citado por la Casa Blanca.

Funcionarios de salud indican que las medidas que trabajan para frenar la propagación del virus son la única esperanza para mantener el número de muertos en miles y no en millones.

Si los estadounidenses no siguen las pautas de distanciamiento social, en el peor de los casos, podrían morir hasta 2,2 millones de personas, dijo la Dra. Deborah Birx, coordinadora de respuesta al coronavirus de la Casa Blanca.

Más de dos docenas de estados han emitido órdenes de confinamiento, y el gobierno federal extendió las pautas de distanciamiento social hasta el 30 de abril.

Birx asegura que no hay una manera fácil de solucionar la pandemia de coronavirus. Depende del público ayudar a detener la propagación.

«No hay una bala mágica», señaló. «No existe una vacuna o terapia mágica. Son solo comportamientos. Cada uno de nuestros comportamientos se traduce en algo que cambia el curso de esta pandemia viral en los próximos 30 días».

La evidencia muestra que el distanciamiento social ayuda

Cerca del 80% de la población de EE.UU. tiene ahora órdenes de quedarse en casa, según un recuento de CNN basado en varias órdenes estatales, de condado y de la ciudad.

Algunos dicen que eso no es suficiente y están pidiendo una orden nacional de confinamiento, especialmente porque el virus mortal es dos veces más contagioso que la gripe.

Pero el miércoles, el vicepresidente Mike Pence expresó que no cree que sea necesario una orden nacional.

“Ha sido inspirador que en los últimos 15 días, las personas en los estados que tienen poca penetración del brote de coronavirus todavía ponen en práctica las pautas para toda la nación”, dijo.

Los funcionarios de salud apuntan que los esfuerzos de distanciamiento social parecen estar dando sus frutos, incluso en el condado King del estado de Washington, el primer epicentro de coronavirus del país.

«Estamos viendo reducciones en el contacto de persona a persona, lo que ha mejorado progresivamente y nos ha llevado a un punto en el que estamos teniendo un impacto muy positivo», indicó el Dr. Jeff Duchin, oficial de salud pública de Seattle y el Condado de King.

En Nueva York, un análisis de CNN muestra que el promedio diario de aumento de casos en la última semana fue del 17%, una disminución importante en comparación con el 58% para el período anterior de siete días.

Un estudio a gran escala descubrió que las intervenciones tempranas, como el distanciamiento social y las severas restricciones al movimiento de personas, han salvado decenas de miles de vidas en toda Europa.

Científicos del Imperial College de Londres estudiaron intervenciones en 11 países europeos y concluyeron que «juntas tuvieron un impacto sustancial en la transmisión».

Los investigadores estiman que al 31 de marzo, «las intervenciones en los 11 países evitaron 59.000 muertes».

Jacqueline Howard de CNN, Allie Malloy, Joe Sutton, Dave Alsup y Jason Hoffman contribuyeron a este informe.