CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Sin una vacuna, Estados Unidos podría enfrentar una «nueva normalidad», dice el exdirector de los CDC

Por Jacqueline Howard, Gisela Crespo

(CNN) — Los expertos han estimado que una vacuna contra el coronavirus podría demorar entre 12 y 18 meses para que esté disponible para el público, y sin una vacuna, las personas aún tendrán que mantener algunas medidas de distanciamiento físico para evitar la propagación del virus, dijo el doctor Tom Frieden, exdirector de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), durante una aparición en MSNBC el viernes por la mañana.

«No sabemos cuándo tendremos una vacuna», dijo Frieden a Stephanie Ruhle de MSNBC el viernes.

¿Se pueden reutilizar las mascarillas? 4:58

«Cualquiera que no tenga miedo de la devastación que causa este virus no lo está tomando lo suficientemente en serio y eso puede ser un error mortal», dijo Frieden. «Este es un virus altamente infeccioso. Se está propagando como un superSARS: igual que se propagó el SARS y más».

Debido a esto, Frieden agregó que Estados Unidos podría estar enfrentando una «nueva normalidad».

«Lo que vamos a necesitar es un aflojamiento gradual. Un paso sabio para volver no a lo normal, sino a una nueva normalidad, donde nadie que esté enfermo salga, donde dejemos de dar la mano por un rato, donde nos tapemos la boca y por un tiempo usemos mascarillas», dijo Frieden.

Frieden dijo que si bien las personas pueden hacer mucho para reducir el riesgo de transmisión, las personas vulnerables «tendrán que refugiarse en el lugar por más tiempo. Quizás no tanto, sino más».

En un nivel de salud pública, Frieden enfatizó que las personas deben hacerse la prueba cuando están en riesgo, aislarse cuando están infectadas y la necesidad de rastrear contactos que puedan haber estado expuestos y ponerlos en cuarentena.

«Esta es la forma en que podemos tratar de mantener el virus a fuego lento en lugar de hervir», dijo Frieden.