CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Algunos líderes estatales de EE.UU. avanzan hacia la reapertura, mientras el número de muertos por coronavirus casi que se duplicó en una semana

Por Christina Maxouris

(CNN) — Las muertes por coronavirus en Estados Unidos casi que se duplicaron la semana pasada a medida que más gobernadores implementan planes para reabrir sus economías, mientras que otros líderes estatales advirtieron que sus números de casos aún están en aumento.

Más de 787.900 estadounidenses han sido infectados con el virus. Al menos 42.364 han muerto, aproximadamente un aumento del 80% del total de muertos hace una semana.

En Georgia y Carolina del Sur, los gobernadores anunciaron que aliviarán las restricciones esta semana a pesar de no cumplir con las recomendaciones de la Casa Blanca de una tendencia descendente de dos semanas en los casos antes de levantar las medidas.

«Hemos pedido a todos los gobernadores que sigan las pautas, tal como le hemos pedido a todos los estadounidenses que sigan las pautas establecidas por el presidente», dijo este lunes la doctora Deborah Birx, coordinadora de la fuerza de respuesta al coronavirus de la Casa Blanca. «Pero cada uno de los gobernadores puede decidir por sí mismo si han alcanzado pautas específicas en áreas específicas».

Así regresó Wuhan, China, a la 'normalidad' 3:11

Mientras tanto, la gobernadora de Rhode Island, Gina Raimondo, cuya orden de quedarse en casa expira el 8 de mayo, dijo que los casos aún están en declive, y antes de levantar las restricciones, dijo que el estado tendría que alcanzar algunos hitos, incluida una disminución continua en casos y la capacidad de apoyar a poblaciones vulnerables.

Los líderes también están en desacuerdo dentro de los estados. En Florida, donde las playas de Jacksonville volvieron a abrir la semana pasada, el alcalde del condado de Miami-Dade dijo que eso no sucedería en su jurisdicción en el corto plazo.

El alcalde Carlos Giménez dijo que la reapertura del condado será determinada por expertos médicos y cuando llegue ese momento, requerirá distanciamiento social, coberturas faciales y grupos de no más de 10 personas, con esas regulaciones vigiladas por la Policía.

Pero la situación no solo se vive en Estados Unidos. Países de todo el mundo están lidiando con la forma de avanzar con seguridad. Para hacerlo de manera efectiva, los países deberían poder diagnosticar y rastrear los casos de coronavirus con pruebas suficientes, dijo este lunes el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus.

«Poner fin a la epidemia requerirá un esfuerzo sostenido por parte de los individuos, las comunidades y los gobiernos para continuar suprimiendo y controlando el virus», dijo el líder de la OMS. «Los confinamientos pueden ayudar a aliviar la epidemia de un país, pero no pueden terminarla solos».

Los países deberán unirse, tanto a escala nacional como mundial para superar la pandemia, dijo. Sin esa solidaridad, «lo peor aún está por venir», dijo Ghebreyesus.

Los estados que planean reabrir

El lunes, el gobernador de Georgia Brian Kemp dijo que ciertos negocios, incluidas boleras, estudios de tatuajes y piercings y salones de belleza se reabrirán esta semana. Los alcaldes en el estado quedaron desconcertados por el anuncio.

«Vemos que nuestros números continúan aumentando en este estado, vemos que nuestras muertes están aumentando. Tenemos algunas de las tasas de asma más altas del país aquí en Atlanta», dijo la alcaldesa de Atlanta, Keisha Lance Bottoms. «Nuestro gobernador a menudo difiere del control local y desearía que esta fuera una instancia que hubiera dejado operar al control local».

La decisión se produjo días después de que la Casa Blanca publicara una guía de tres partes sobre la reapertura de las economías, diciendo que los estados podrían comenzar la primera fase después de ver una disminución continua de 14 días en los casos.

OMS: Levantar restricciones no significa el fin del covid-19 9:46

La semana pasada, se informaron más de 5.700 nuevos casos de coronavirus en Georgia, una tasa que disminuyó aproximadamente en un 6% respecto a la semana anterior, pero aún más alta que la semana que terminó el 5 de abril, cuando se reportaron menos de 3.800 nuevos casos. Los números se basan en datos recopilados por CNN y la Universidad Johns Hopkins (JHU).

«Estoy más que perturbado», dijo el alcalde de Savannah, Georgia, Van Johnson. «Todavía no hemos realizado pruebas a gran escala y no tenemos la disminución de 14 días».

En Carolina del Sur, el gobernador Henry McMaster permitió que algunas empresas, como librerías, floristerías y mercados de pulgas, reabrieran este lunes por la tarde, incluso cuando el epidemiólogo líder del estado anunció que allí no se había visto una trayectoria descendente de dos semanas.

Las tiendas abrirán al 20% de su capacidad, o 5 personas por cada 90 metros cuadrados. El estado ha reportado 4.439 casos de coronavirus y 124 muertes.

El gobernador de Tennessee, Bill Lee, también anunció que la gran mayoría de las empresas del estado podrán reabrir el 1 de mayo. Algunas empresas podrán reabrir el lunes, dijo el gobernador. Al menos 7.238 residentes han contraído el virus y 152 han muerto.

En Alaska, con al menos 321 casos y 9 muertes, el gobernador Mike Dunleavy anunció que tiene la intención de relajar algunas de las restricciones estatales esta semana, permitiendo que algunas empresas, como restaurantes y salones de belleza, vuelvan a abrir.

«Vamos a tratar de hacer todo lo posible para que Alaska vuelva y que Alaska vuelva a trabajar», dijo Dunleavy.

Dunleavy dijo que se requerirá que los restaurantes permitan que solo los miembros de una familia inmediata se sienten juntos y que tendrían que tomar reservas para garantizar que se pueda mantener el distanciamiento social.

Las máquinas de prueba están, pero faltan suministros

Trump: Hicimos más pruebas de covid-19 que ningún otro país 1:43

Las capacidades para hacer pruebas de coronavirus son clave en la reapertura de la economía, como lo han destacado muchos funcionarios de salud. En los últimos días, la Casa Blanca ha asegurado que los estados tienen la capacidad necesaria para hacer pruebas, pero eso no es tan cierto, según algunos líderes estatales.

«El problema es que hay una gran diferencia entre la capacidad de prueba y obtener resultados», dijo el gobernador de Illinois, JB Pritzker. «¿Cuál es la gran diferencia? Todas esas cosas intermedias que se necesitan, como hisopos y medio de transporte viral y extracto o reactivo de ARN».

«Entonces tienes que ejecutar esas máquinas con técnicos de laboratorio, y si vas a ejecutarlas las 24 horas del día, los 7 días de la semana, son tres turnos».

Pritzker dijo que Illinois y otros estados pueden tener la capacidad pero aún necesitan suministros para ejecutar las pruebas y requieren de personal.

La gobernadora de Dakota del Sur, Kristi Noem, también dijo este lunes que el estado, aunque tenía las máquinas necesarias, carecía de suministros.

«Especialmente a la luz de la situación que tenemos con los puntos críticos, para abordarlos adecuadamente y atacar agresivamente situaciones como esa, tengo que tener los suministros disponibles», dijo.

El estado está trabajando continuamente con el gobierno federal, fuentes externas y proveedores privados para asegurar los suministros, agregó.

La ciudad de Nueva York cancela los eventos de junio

En Nueva York, el gobernador Andrew Cuomo ofreció un rayo de esperanza a los residentes después de anunciar que el estado probablemente había superado su punto álgido, pero aún está lejos de salir de la crisis.

«El promedio de hospitalizaciones en los últimos tres días está disminuyendo, el número de intubaciones está disminuyendo también. Esa es una gran noticia», dijo Cuomo este lunes, pero agregó que las salas de emergencias todavía estaban en su capacidad máxima o superándola. «Tenemos que vigilar esto hasta que tengamos un tratamiento médico o una vacuna. Ahí es cuando esto realmente termina».

En la ciudad de Nueva York, el alcalde anunció este lunes que todos los eventos no esenciales también fueron cancelados hasta junio. Eso incluye desfiles, conciertos, manifestaciones y cualquier reunión grande.

Tanto el alcalde Bill de Blasio como Cuomo han pedido ayuda financiera al gobierno federal. Si el gobierno federal no proporciona fondos, el plan financiero del estado esta semana pronosticará un recorte del 20% en las escuelas, gobiernos locales y hospitales, dijo Cuomo. De Blasio dijo que la ciudad habrá gastado US$ 3.500 millones en respuesta a la crisis para fin de año.

«Usted, señor presidente, no está diciendo ‘veo su carga, veo la lucha que están librando, permítame ofrecerle una mano amiga, déjeme salvar el día quitando esa carga de la ciudad de Nueva York'», dijo el alcalde.

 

— Natasha Chen de CNN, Lindsay Benson, Stephanie Gallman, Ethan Cohen, Rosa Flores, Andy Rose, Sara Weisfeldt, Chris Boyette y Elizabeth Joseph contribuyeron a este informe.