CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Empleo

OPINIÓN | Coronavirus: Así se verá el futuro del trabajo

Por Alexander Alonso

Nota del editor: Alexander Alonso es el director de operaciones de la Sociedad para la Gestión de Recursos Humanos (SHRM por sus siglas en inglés) que lidera las operaciones para las Certificaciones Profesionales y Certificaciones Profesionales Sénior de SHRM, y las funciones de investigación y el servicio SHRM Knowledge Advisor. Las opiniones expresadas en este comentario son suyas.

(CNN Español) — El mundo del trabajo nunca será el mismo. El coronavirus ha cambiado de manera fundamental todos los aspectos de los negocios, desde nuestro viaje a nuestro entorno de trabajo hasta cómo interactuamos con nuestros colegas.

El negocio no funciona como de costumbre, eso es seguro. La investigación de la Sociedad para la Gestión de Recursos Humanos (SHRM por sus siglas en inglés) encontró que el 71% de los empleadores tienen dificultades para adaptarse al trabajo remoto, el 65% dice que mantener la moral de los empleados ha sido un desafío, y más de un tercio enfrenta dificultades con la cultura de la empresa. Si bien esto pinta una imagen sombría, también presenta una oportunidad para remodelar y reinventar el lugar de trabajo para una realidad posterior al covid-19.

MIRA: Los CDC alertarán a los médicos para que busquen el peligroso síndrome en niños que podría estar relacionado con el coronavirus

El desafío es: ¿cómo transformaremos el lugar de trabajo en algo nuevo sin destruir los componentes de su pasado que valen la pena conservar?

Por un lado, el trabajo remoto se convertirá en una alternativa mucho más reconocida que el trabajo basado en la ubicación. De hecho, el 64% de los empleados ya están teletrabajando la mayor parte del tiempo, según un estudio de SHRM y Oxford Economics. En el futuro, es probable que las empresas acepten más las solicitudes de los empleados para trabajar desde casa, y algunas incluso podrían hacer que todas las operaciones sean remotas una vez que sus contratos de arrendamiento de oficinas terminen.

Para las empresas que deciden mantener sus espacios de trabajo centralizados, la oficina del mañana estará diseñada para mantener a las personas trabajando juntas mientras están físicamente separadas. Las empresas desecharán los modelos de oficinas abiertas y espacios de trabajo compartidos. Veremos el aumento de espacios de trabajo virtuales en edificios de oficinas y el regreso de oficinas o cubículos cerrados.

En pocas palabras, las empresas podrían tener que rediseñar su lugar de trabajo entre modelos como el de Cushman & Wakefield para una «Oficina de 6 pies», un diseño conceptual de cómo se verían las oficinas una vez que volvamos al trabajo. Además, las oficinas pueden incorporar espacios para controles diarios de temperatura, y visitar un rascacielos o centro corporativo puede requerir un control de seguridad que incluya una lectura de la temperatura corporal. Los servicios de telemedicina ofrecidos a través del trabajo aumentarán a medida que las empresas reconozcan el valor de la atención a distancia.

Los departamentos de recursos humanos y de negocios deben colaborar: en lugar de mostrar que una organización es a prueba de recesión, una organización debe demostrar que es «a prueba de pandemia».

Las empresas también tendrán requisitos más estrictos para la ropa de trabajo. General Motors anunció recientemente que los empleados que regresan a trabajar en ciertas plantas deben usar equipo de protección personal (EPP por sus siglas en inglés). En la actualidad, más de la mitad de las empresas esenciales, particularmente en alimentos, alojamiento y servicios industriales, están permitiendo el uso de EPP en sus uniformes, incluidos guantes y máscaras faciales, según encontró la investigación de SHRM. Es probable que esto continúe después del covid.

Habrá millones de vidas perdidas debido al covid-19 a nivel mundial, y a medida que todos hagan frente a sus efectos, los empleadores también deberán prestar más atención a la salud mental. En una escala de «nunca», «rara vez», «a veces» y «a menudo», casi uno de cada cuatro empleados dijo que ahora «a menudo» se siente deprimido, deprimido o desesperado, según la investigación de SHRM. En un futuro cercano, no es irracional esperar que los proveedores de atención médica visiten el lugar de trabajo y que los profesionales de la salud mental se conviertan en personal permanente.

Sin embargo, lo más importante es que veremos a las empresas reafirmar la necesidad de contar con fuertes jefes de recursos humanos (RR.HH.) para superar esta pandemia y las futuras amenazas. Un buen equipo de RR.HH. puede reinventar la empresa y crear conjuntos de nuevas habilidades, puede mantener a la fuerza laboral activa en medio de una crisis y proteger al personal y todas las partes. Los mejores empleados de RR.HH. están respondiendo al covid-19 con ingenio de un nuevo nivel: sus organizaciones no solo están sobreviviendo, sino que prosperan.

La fuerza laboral de Estados Unidos no es ajena a las crisis. Como la historia nos enseña: Esto también pasará. En el mundo laboral posterior al covid-19, todos tendremos que ser capaces de adaptarnos.