CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
EE.UU.

Empresa promovida por Trump gana millonario contrato de construcción de muro fronterizo

Por Ryan Browne, Paul LeBlanc

(CNN) — Una compañía de construcción que ha sido promocionada repetidamente por el presidente Donald Trump y sus aliados recibió un importante contrato de construcción para el muro fronterizo valorado en más de US$ 1.200 millones, dijo a CNN el portavoz del Cuerpo de Ingenieros del Ejército de EE. UU.

La compañía Fisher Sand and Gravel, de Dakota del Norte, se adjudicó el contrato de «infraestructura de barrera fronteriza» el 6 de mayo, dijo el vocero.

El Arizona Daily Star informó por primera vez el contrato de Fisher, que no ha sido anunciado por el Departamento de Defensa o la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza.

La noticia del acuerdo se produce cuando el contrato fronterizo de diciembre de la compañía, por un valor de US$ 400 millones, continúa siendo revisado por el inspector general del Departamento de Defensa en respuesta a una solicitud del Congreso. El presidente de la comisión de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes, Bennie Thompson, demócrata de Mississippi, dijo en ese momento que una serie de acciones «plantean preocupaciones sobre la posibilidad de influencia inapropiada» respecto a la decisión de adjudicar un contrato a la empresa.

«Le solicito que revise la adjudicación de este contrato para asegurarse de que la oferta presentada por Fisher Sand and Gravel Co. cumplió con los estándares de solicitud y que USACE hizo la adjudicación de acuerdo con las leyes y reglamentos federales de adquisiciones», escribió Thompson en aquel momento, refiriéndose al Cuerpo de Ingenieros del Ejército de EE. UU.

Si bien el presidente ha promocionado públicamente a Fisher, la compañía tiene un historial de banderas rojas, incluyendo más de US$ 1 millón en multas por violaciones ambientales y fiscales. Hace una década, un ex copropietario de la compañía se declaró culpable de fraude fiscal y fue sentenciado a prisión.

publicidad

La compañía también admitió haber defraudado al gobierno federal al obstruir al IRS. El exejecutivo, que es hermano del actual propietario de la compañía, ya no está asociado con Fisher.

Y aunque su sede corporativa se encuentra en Dakota del Norte, Fisher tiene una huella considerable en Arizona, donde opera una empresa de asfalto, así como una empresa de perforación y voladura. Es allí donde la compañía ha compilado un extenso historial de violaciones ambientales.

Cuando CNN le pidió el año pasado que comentara sobre el historial de violaciones ambientales y problemas legales, la compañía dijo en un comunicado: «Las preguntas que hace no tienen nada que ver con el excelente producto y trabajo que Fisher está proponiendo con respecto a la protección de la frontera sur de Estados Unidos. Los problemas y situaciones en su correo electrónico se resolvieron hace años. Ninguno de esos asuntos está pendiente hoy».