CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Alto general se disculpa por aparecer en una sesión fotográfica con Trump después de la expulsión forzosa de manifestantes

Por Ryan Browne, Barbara Starr, Zachary Cohen

(CNN) — Un alto general de Estados Unidos se disculpó por aparecer en una sesión de fotos con el presidente Donald Trump luego de la dispersión contundente de manifestantes pacíficos fuera de la Casa Blanca la semana pasada, calificando la medida de «error» y diciendo que su presencia «creó una percepción de los militares involucrados en la política interna».

El gen. Mark Milley, jefe del Estado Mayor Conjunto, aseguró durante un discurso grabado el jueves que lamenta haber acompañado a Trump en un paseo desde la Casa Blanca a la Iglesia de San Juan la semana pasada, donde fue fotografiado vistiendo su uniforme de combate y moviéndose con el séquito del presidente por Lafayette Square.

Las imágenes provocaron una rápida ola de críticas por parte de legisladores y varios ex altos funcionarios militares que mencionaron que corrían el riesgo de arrastrar a los militares tradicionalmente apolíticos a una conflictiva situación política interna.

«Como líderes de alto rango, todo lo que hagas será vigilado de cerca. Y no soy inmune. Como muchos de ustedes vieron, el resultado de una fotografía mía en Lafayette Square la semana pasada, provocó un debate nacional sobre el papel de los militares en la sociedad civil», dijo Milley en su discurso pregrabado a un grupo de graduados de la Universidad de Defensa Nacional.

«No debería haber estado allí. Mi presencia en ese momento y en ese entorno creó una percepción de los militares involucrados en la política nacional. Como oficial uniformado comisionado, fue un error del que he aprendido, y espero sinceramente que todos puedan aprender de eso», agregó.

Milley también dijo que estaba «indignado» por la muerte de George Floyd y agregó que las protestas que provocó hablaron de «siglos de injusticia hacia los afroamericanos».

Los comentarios marcan un momento extraordinario en el que el alto general de Estados Unidos se disculpa por su comparecencia con su comandante en jefe, y lo hace mientras habla con un grupo de futuros oficiales y líderes militares.

«Que el oficial de mayor rango en las filas admita un error grave, y deje en claro que tiene la intención de aprender de él, servirá como un poderoso ejemplo para los oficiales y tropas subalternas de que nadie está exento a equivocarse y que la credibilidad de alguien no mejora al negarse a admitirlo», señaló el analista militar de CNN John Kirby, un contralmirante retirado de la Marina.

«Los comentarios del general Milley sobre la necesidad de mantener a los militares fuera de la política fueron oportunos y, en estos días lamentables, apropiados para las presiones bajo las cuales trabajan nuestras tropas. Tenía razón al señalar que él mismo se había mezclado en eso» dijo. «No deberíamos perder de vista la importancia de lo que dijo. Muy a menudo, el ejército se carga con una mentalidad de cero defectos. No hacen que sea fácil reconocer los errores de juicio», agregó Kirby.

También vienen después de que muchos ex líderes rompieron públicamente con el presidente en una serie de cuestiones, incluido el uso de tropas en servicio activo para sofocar las protestas provocadas por la muerte de Floyd y el cambio de nombre de las bases militares nombradas en honor a los generales confederados.

Toque de queda en Washington tras manifestaciones 1:40

Esper en terreno inestable

La semana pasada, CNN informó que Mark Esper (secretario de Defensa de EE.UU.) estaba en terreno inestable con la Casa Blanca después de decir que no apoya el uso de fuerzas de servicio activo para controlar los disturbios internos en curso y señaló que esas fuerzas solo deberían usarse en una aplicación de la ley como último recurso.

El predecesor de Esper, el exsecretario de Defensa James Mattis, también lanzó un ataque extraordinario contra Trump la semana pasada, llamándolo «el primer presidente en mi vida que no intenta unir al pueblo estadounidense, ni siquiera pretende intentarlo».

Tanto Milley como Esper les han dicho a sus colegas que están angustiados por las críticas sobre el camino a St. John’s porque se convirtió en una sesión fotográfica con connotaciones políticas. Cuando se les preguntó si lamentaban estar en la caminata, un funcionario de la administración cercano a ambos hombres dijo recientemente a CNN: «Por supuesto que sí».

Esper reconoció de manera similar la naturaleza problemática de la aparición, diciendo a los periodistas en el Pentágono la semana pasada que «No estaba al tanto de una sesión fotográfica», y agregó que trató de «mantenerse alejado de situaciones que pueden parecer políticas, y a veces tengo éxito haciendo eso, y a veces no tengo tanto éxito».

Milley ‘indignado’ por la ‘brutal muerte’ de George Floyd

En su discurso, Milley también se refirió al evento que provocó las protestas, la muerte de Floyd mientras estaba bajo la custodia de la policía de Minneapolis, así como los desafíos del racismo dentro del ejército y la sociedad estadounidense.

«Estoy indignado por la muerte sin sentido y brutal de George Floyd. Su muerte amplificó el dolor, la frustración y el miedo con el que muchos de nuestros compatriotas viven día tras día», afirmó Milley.

«Las protestas que han tenido lugar no solo hablan de su muerte, sino también de los siglos de injusticia hacia los afroamericanos», agregó, y dijo que «todos deberíamos estar orgullosos de que la gran mayoría de las protestas hayan sido pacíficas».

Funcionarios de defensa le dijeron a CNN que Milley presionó a Trump contra el uso de tropas en servicio activo para sofocar algunas de las protestas violentas que estallaron a raíz de la muerte de Floyd, y recomendó que la policía local respaldada por las tropas de la Guardia Nacional podrían tener bajo control la situación.

«Nunca introdujimos tropas federales en las calles de Estados Unidos como resultado de los esfuerzos combinados de la Guardia y las fuerzas del orden público para calmar la violencia y reducir situaciones muy tensas», aseguró Milley en su discurso.

El oficial estadounidense también abordó la desigualdad racial dentro de las fuerzas armadas, diciendo que «nuestro ejército tiene un historial mixto de igualdad».

«Mientras que los militares dan un ejemplo para la sociedad civil a través de nuestra inclusión, nosotros tampoco hemos llegado lo suficientemente lejos. Necesitamos hacerlo mejor. Por ejemplo, aunque el ejército de Estados Unidos tiene una mayor proporción de afroamericanos que sirven en nuestras filas que en la sociedad en general, solo el 7% de nuestra bandera y oficiales generales son afroamericanos», dijo, y agregó que «debemos, podemos y lo haremos mejor».