CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Animales

Un hombre en Colorado sobrevive al ataque de un oso que entró en su cocina

Por David Williams

(CNN) — Un hombre de Colorado supo que algo andaba mal cuando escuchó un revuelo la madrugada del viernes en la casa de Aspen donde se está hospedando con sus hijos.

«Me acosté en la cama pensando ‘realmente espero que esto no sea un oso'», dijo Dave Chernosky a CNN. «Supuse que probablemente lo era, pero seguro estaba esperando que fuera algo más una vez que entrara a la cocina», recordó.

Dijo que el gran oso negro, con un peso estimado de más de 180 kilogramos, estaba parado en el refrigerador cuando entró en la habitación. El animal había abierto cajones, armarios y arrojado cosas.

Pudo mantener la mesa de la cocina entre ellos y luego trató de convencer al oso de que entrara al garaje para sacarlo.

El plan parecía funcionar, pero cuenta Chernosky que el oso se asustó cuando golpeó el pestillo de la puerta del garaje y volvió a entrar en la casa.

publicidad

Chernosky fue a asegurarse de que no bajara las escaleras hasta donde dormían sus gemelos de 12 años. Fue entonces cuando se encontró con el oso cara a cara.

«Nos miramos y me golpeó en el costado de la cabeza, me dio la vuelta y me dio de nuevo en la espalda», dijo Chernosky. «Literalmente lo escuché crujir en mi cabeza. Una pata de oso no es suave ni cómoda», agregó.

Sangraba mucho por los cortes en la frente y el cuello, pero pudo alejarse y gritarle al oso que se fuera.

«Solo sabía que si no se iba, estaba en un gran problema», aseguró Chernosky. «Pero afortunadamente, terminó en ese momento y simplemente se fue», agregó.

Los funcionarios de Parques y Vida Silvestre de Colorado pudieron localizar al oso y practicarle la eutanasia. Analizarán muestras del oso y de la casa para asegurarse que encontraron al animal correcto.

«Según el rastro directo y claro que siguieron los perros de rastreo rápidamente, junto con la descripción física del oso por parte de testigos, estamos seguros de que obtuvimos al animal infractor», dijo el gerente del Área de Vida Silvestre, Matt Yamashita, en un comunicado. «Nunca nos gusta tener que sacrificar a un animal, pero la protección del público es primordial una vez que un oso comienza a entrar en los hogares y responde agresivamente a las personas», agregó.

Los funcionarios dijeron que coincidía con la descripción de un oso que había sido visto en el vecindario durante varios días. Es posible que sea el mismo oso que según reportes ha asaltado botes de basura de la zona y evitado su captura en los últimos años.

No está claro cómo entró el oso en la casa, pero el portavoz de Parques y Vida Silvestre de Colorado, Randy Hampton, le dijo a KMGH, afiliada de CNN, que la puerta de entrada tenía una manija tipo palanca, que son más fáciles de abrir para los osos.

Este fue el primer ataque de osos en Aspen este año, según el comunicado. Los tres ataques de osos en el área en 2019 ocurrieron al aire libre.

Chernosky dijo que se siente afortunado en momentos en que se recupera de sus heridas, y agregó que los médicos le dijeron que las garras del oso apenas no llegaron a tocar su ojo ni su arteria carótida.