CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Venezuela

Venezuela condena a dos exmilitares estadounidenses a 20 años de prisión por la llamada Operación Gedeón

Por Stefano Pozzebon, Daniel Silva

(CNN) –– Dos ex boinas verdes estadounidenses fueron condenados a 20 años de prisión en Venezuela por participar en una supuesta incursión contra el cuestionado presidente Nicolás Maduro, según informó el fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, en la noche de este viernes.

Tarek William Saab publicó en su cuenta de Twitter que los ciudadanos estadounidenses Luke Denman y Airan Berry confesaron durante una audiencia preliminar de su juicio, mientras eran procesados ​​por su participación en la llamada Operación Gedeón en mayo pasado.

Saab aseguró que los hombres «admitieron su responsabilidad en los hechos», y agregó que «estos hombres admitieron haber cometido delitos de conspiración, asociación, tráfico ilícito de armas de guerra y terrorismo», según el código penal vigente en Venezuela.

A CNN no se le permitió seguir el juicio en Caracas ni tener acceso a esta audiencia. No fue posible verificar si los imputados pudieron acceder a abogados y si es cierto o no que admitieron los cargos en su contra.

En Venezuela, más de 40 personas están detenidas bajo sospecha de haber participado en una supuesta incursión marítima, que las autoridades venezolanas denominan Operación Gedeón, y que según el gobierno tenía como objetivo derrocar al presidente Nicolás Maduro.

En mayo, Jorge Rodríguez, vicepresidente de Información y Comunicación de Venezuela, dijo a la estatal VTV que los dos exmilitares estadounidenses serían acusados ​​de participar en un intento de golpe de Estado y asesinato del presidente venezolano. Berry y Denman se encontraban detenidos en El Helicoide, la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN).

En un comunicado enviado a CNN en mayo, la esposa de Berry afirmó que su esposo merece ser repatriado a Estados Unidos y dice que se enteró del arresto a través de los medios de comunicación.