CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Animales

Un científico encontró un parásito comelenguas en la boca de un pez

Por Scottie Andrew

(CNN) — Mientras estudiaba los cráneos de peces, un biólogo evolutivo encontró un parásito escondido dentro de la boca de uno. Y el piojo no solo se comió la lengua del pez, sino que la reemplazó de manera efectiva.

El parásito, un piojo comelenguas, se encuentra en una variedad de peces y ecosistemas, pero no se sabe en qué grado. El descubrimiento accidental podría impulsar más investigaciones sobre el parásito.

La idea de una criatura parecida a un insecto alimentándose de lenguas es suficiente para hacer temblar a cualquier no experto, pero para Kory Evans, profesor asistente en el Departamento de Biociencias de la Universidad de Rice, fue un descubrimiento emocionante.

Evans estudia cómo evolucionaron los rasgos en los peces, un buen modelo evolutivo, ya que constituyen la mitad de todas las especies de vertebrados. Está interesado principalmente en sus cráneos, incluida la forma en que se forman y los factores que afectan su forma.

Su proyecto actual consiste en escanear cientos de especies de lábridos. Los lábridos son la segunda familia más grande de peces y Evans está creando modelos tridimensionales de sus esqueletos para probar algunas hipótesis evolutivas.

Comenzó su proceso de escaneo regular el lunes por la mañana. Ha escaneado alrededor de 200 especies hasta ahora con pocas sorpresas, dijo. Pero esta semana, y en este escaneo en particular, notó que la boca de un lábrido estaba llena, parecía que un insecto había entrado.

Eso fue extraño, dijo Evans, porque esa especie de lábrido es vegetariana.

«No debería comer insectos, come algas, entonces, ¿qué está pasando aquí?», recordó haber pensado.

Una mirada más cercana mostró que el «insecto» era en realidad un piojo comelenguas, un isópodo parásito, que es un tipo de crustáceo.

Los parásitos ingresan furtivamente a través de las branquias de un pez, se posan en su lengua y cortan los vasos sanguíneos allí, dijo Evans. El piojo se alimenta de esa sangre hasta que la lengua muere y, de hecho, reemplaza la lengua.

Fue un hallazgo impactante, dijo.

«Fue mi primer escaneo del día, así que eso fue enfermo», dijo.

Piojos comelenguas: muchas incógnitas

Según el programa de naturaleza de larga duración de PBS, NOVA, el piojo comelenguas prefiere el pargo. Entonces, ¿qué estaba haciendo en la boca de un lábrido vegetariano?

Evans no está seguro. Los piojos comelenguas no son un hallazgo común en las tomografías computarizadas y no se sabe qué tan comunes son entre los peces. Este es el primero que encuentra en un escaneo.

Pero la comunidad de biología se deleitó con su hallazgo.

«Me sorprendió mucho la cantidad de gente que se preocupaba», dijo Evans.

Un usuario de Twitter hizo un recorrido en realidad virtual del cráneo de lábrido y los expertos en piojos comelenguas se han puesto en contacto con él también, interesados en su trabajo.

Evans dijo que podría terminar escribiendo sobre el piojo comelenguas como un «proyecto secundario» después de que su proyecto más grande de digitalización de los escaneos del cráneo de lábrido esté completo; ya encontró algunas relaciones significativas entre la dieta y la forma de la cabeza, dijo. Por ahora, seguirá estudiando cráneos de peces y esperará que aparezca otro piojo.