CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Australia logra acuerdo para posible vacuna de AstraZeneca contra el covid-19 que proporcionaría gratis a todos sus ciudadanos

Por Jessie Yeung, Angus Watson

(CNN) — Australia concretó un acuerdo con la farmacéutica AstraZeneca para suministrar una posible vacuna contra el covid-19 a toda su población de forma gratuita, anunció el Gobierno el martes, convirtiéndose en el último país en asegurar los suministros del fármaco en caso de que los ensayos tengan éxito.

AstraZeneca, con sede en Gran Bretaña, está desarrollando la vacuna en asociación con la Universidad de Oxford, y ahora se están realizando ensayos avanzados con miles de voluntarios en varios países.

Según el acuerdo, el Gobierno australiano fabricaría la vacuna y ofrecería dosis gratuitas a todos los ciudadanos.

«La vacuna Oxford es una de las más avanzadas y prometedoras del mundo y en virtud de este acuerdo hemos asegurado el acceso temprano para todos los australianos», dijo el primer ministro, Scott Morrison, en un comunicado emitido el martes por la noche, hora local. «Si esta vacuna tiene éxito, fabricaremos y suministraremos vacunas de inmediato por nuestra propia cuenta y la haremos gratis para 25 millones de australianos».

«Sin embargo, no hay garantía de que esta, o cualquier otra vacuna sea exitosa, por eso continuamos nuestras discusiones con muchas partes alrededor del mundo mientras apoyamos a nuestros propios investigadores al mismo tiempo para encontrar una vacuna», agregó.

Hablando el miércoles, Morrison reconoció que había «grandes obstáculos» para producir una vacuna exitosa, pero dijo que el proyecto AstraZeneca-Oxford University es «uno de los mejores prospectos del mundo actual».

El trato aún se encuentra en sus primeras etapas y ambas partes han firmado una Carta de Intención. Un acuerdo formal final en una etapa posterior establecerá detalles más concretos como precios y distribución. Sin embargo, el Gobierno australiano ha indicado anteriormente que invertirá miles de millones de dólares en su estrategia de vacunación.

LEE: Lo que sabemos de la vacuna de AstraZeneca y la Universidad de Oxford que producirán México y Argentina

La vacuna de AstraZeneca

AstraZeneca dio a conocer los primeros resultados de su ensayo de Fase 1/2, que fue supervisado de cerca a finales de julio, lo que sugirió que su candidata a vacuna era segura e induce una respuesta inmunitaria.

Los ensayos de Fase 2/3 ahora tendrán como objetivo probar si la vacuna protege a las personas contra el nuevo coronavirus. Los resultados se esperan para finales de este año y dependerán de la tasa de infección dentro de las comunidades de prueba, dijo AstraZeneca.

MIRA: ¿Qué significa que una vacuna esté en fase 2 o en fase 3?

La compañía ya ha llegado a acuerdos con varios gobiernos y organizaciones para producir al menos 3.000 millones de dosis de la vacuna, con las primeras entregas a partir de septiembre, dijo en su sitio web.

Estados Unidos ha hecho un trato con AstraZeneca por 300 millones de dosis, que se entregarán ya en octubre. Otros países que también han hecho acuerdos para un suministro potencial incluyen a Rusia, Corea del Sur, Japón, China y Brasil, dijo la compañía. AstraZeneca también ha llegado a un acuerdo con la Comisión Europea para proporcionar hasta 400 millones de dosis para todos los estados miembros de la Unión Europea.

«Con la producción en nuestra cadena de suministro europea que pronto comenzará, esperamos que la vacuna esté disponible de manera amplia y rápida y que las primeras dosis se entreguen a fines de 2020», dijo el director ejecutivo de la compañía, Pascal Soriot, en un comunicado la semana pasada en el acuerdo de la UE.

Aumento de casos en Victoria

El acuerdo de AstraZeneca se produce cuando Australia continúa lidiando con su brote de coronavirus, centrado en el estado de Victoria, aunque otros estados, incluida la vecina Nueva Gales del Sur, también informan nuevos repuntes.

Las autoridades victorianas declararon el «estado de desastre» el 2 de agosto y colocaron la capital del estado, Melbourne, nuevamente bajo bloqueo suave. Estas restricciones incluyen un toque de queda de seis semanas, un regreso a la educación en línea y reglas sobre qué tan lejos pueden viajar los residentes fuera de sus hogares (5 kilómetros).

El estado reportó 222 nuevas infecciones y 17 muertes el martes, elevando su número de casos activos a 7.274.

Una investigación oficial encontró que casi todos los casos activos en Victoria se remontan a hoteles utilizados para poner en cuarentena las llegadas internacionales durante 14 días obligatorios. La investigación se inició después de las afirmaciones de que algunos trabajadores contratados estaban rompiendo el protocolo en estos hoteles, incluido, según informes, tener relaciones sexuales con personas encerradas.

LEE: ANÁLISIS | Si el brote de covid-19 en Nueva Zelandia es «terrible» como dice Trump, ¿cuán grave está el resto del mundo?

Casi el 99% de los casos de la segunda ola de Victoria se remontan a solo dos hoteles de cuarentena en Melbourne, dijo el epidemiólogo del Departamento de Salud y Servicios Humanos Charles Alpren en la investigación el martes. La gran mayoría, más del 90%, probablemente provino de uno solo de esos hoteles, dijo.

Comenzó con una familia que llegó del extranjero el 9 de mayo; cada miembro de la familia dio positivo en los días posteriores a la llegada. Semanas más tarde, tres miembros del personal del hotel dieron positivo; un mes después, 17 personas más conectadas al hotel dieron positivo. Para el 29 de julio, los funcionarios de salud habían identificado 817 casos activos relacionados con el hotel.

Todos los estados y territorios australianos están ahora aislados unos de otros, con cierres fronterizos estrictos que los líderes advierten que permanecerán vigentes durante los próximos meses.