CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Japón

Hallan vivo a un tercer hombre de un buque de carga desaparecido frente a las costas de Japón

Por Brad Lendon, Emiko Jozuka

(CNN) — La Guardia Costera de Japón encontró a un tercer hombre del carguero que desapareció durante el tifón Maysak, según un comunicado de prensa de la Guardia Costera.

Un filipino de 30 años llamado Jay-Nel Rosals fue encontrado el viernes por la tarde a dos kilómetros de la isla de Kodakara, dijo la Guardia Costera.

Hacia las 4 de la tarde, hora local, una patrullera lo encontró flotando en una balsa salvavidas y lo llevaron al hospital. La Guardia Costera dijo que está vivo, que camina y habla.

La Guardia Costera también dijo que el segundo hombre que fue rescatado el viernes por la mañana murió.

A las 4:11 p.m., los rescatistas localizaron un bote salvavidas a 4 km al este de la isla de Kodakara; estaba vacío.

La Guardia Costera de Japón agregó que encontraron un derrame de petróleo a unos 150 kilómetros de la isla Amami Oshima.

Una lancha patrullera lo rescató después de recibir una llamada que alertaba a la Guardia Costera de un bote salvavidas que flotaba en el mar. Alguien en la orilla lo vio.

Un marinero filipino solitario fue rescatado el miércoles por la noche, después de más de medio día en el agua. Estaba en buenas condiciones, dijo la Guardia Costera.

La Guardia Costera también encontró el cuerpo de una vaca cerca de la isla Amami Oshima el viernes. Según la Guardia Costera, la operación de búsqueda y rescate está en curso y no se han encontrado otros cadáveres de vacas.

El área en el Mar del Este de China estaba siendo azotada por el poderoso tifón, equivalente a un huracán de Categoría 4 con vientos de al menos 460 km/h, cuando el barco desapareció.

El barco de 133,6 metros de eslora, tripulado por 39 filipinos, dos neozelandeses y dos australianos, navegaba desde Napier, Nueva Zelandia, a Tangshan, China, según las autoridades de Japón, Nueva Zelandia y Australia.

El barco de bandera panameña zarpó de Nueva Zelandia el 17 de agosto con un cargamento de más de 5.800 vacas, según el Ministerio de Relaciones Exteriores y Comercio de Nueva Zelandia.

El Departamento de Relaciones Exteriores de Filipinas confirmó que el marinero rescatado era filipino, y agregó que su consulado general en Osaka estaba monitoreando la situación y coordinando con la Guardia Costera japonesa, que estaba lanzando una segunda misión de búsqueda y rescate.

Se espera que una segunda tormenta en la región, el tifón Haishen, se fortalezca al equivalente de un huracán de categoría 4 para el final de la semana. Se espera que amenace a Kyushu el domingo y afecte potencialmente a la península de Corea el lunes.

La agencia meteorológica de Japón advierte que la tormenta podría ser la tercera más grande en azotar el país desde que comenzaron los registros hace casi 70 años.

Un grupo de derechos de los animales de Nueva Zelandia dijo que el incidente del Gulf Livestock 1 ilustra por qué no se debería permitir la exportación de animales vivos.

«Estas vacas nunca deberían haber estado en el mar. Para empeorar las cosas, es probable que estén todas preñadas», dijo Marianne Macdonald, gerente de campañas del grupo de derechos de los animales SAFE NZ.

«Esta es una crisis real, y nuestros pensamientos están con las familias de los 43 tripulantes que están desaparecidos con el barco. Pero quedan preguntas, incluido por qué se permite que continúe este comercio», dijo Macdonald en un comunicado.

— Angus Watson, Eric Cheung, Junko Ogura y Thornton Chandler de CNN contribuyeron a este informe.