CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Adultos contagiados de covid-19 dicen con más frecuencia que fueron a restaurantes antes de enfermarse, según estudio

Por Jacqueline Howard

(CNN) — Los adultos que dieron positivo por coronavirus tuvieron aproximadamente el doble de probabilidades de informar que cenaron en un restaurante durante los 14 días previos al contagio, en comparación a quienes resultaron negativo, según un nuevo estudio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés).

«Además de cenar en un restaurante, era más probable que los pacientes contagiados de coronavirus informaran haber ido a un bar/cafetería», escribieron los investigadores. Sin embargo, aclararon que esto ocurrió solo cuando el análisis se restringió a los participantes sin contacto cercano previo con personas con covid-19.

El estudio fue publicado este jueves. Incluyó datos sobre 314 adultos a los que se le realizó la prueba de detección covid-19 en julio porque experimentaban síntomas. Del total, 154 dieron positivo y 160 negativo. Las pruebas se administraron en 11 centros de atención médica diferentes en 10 estados: California, Colorado, Maryland, Massachusetts, Minnesota, Carolina del Norte, Ohio, Tennessee, Utah y Washington.

Los investigadores, de los CDC y otras instituciones, analizaron cómo los pacientes respondieron a las preguntas sobre el uso de mascarillas y varias actividades. Esto incluía saber si habían cenado recientemente en un restaurante. También si estuvieron en un bar o asistieron a un gimnasio, por ejemplo.

De acuerdo a los datos, un 42% de los adultos que dieron positivo informó haber tenido contacto cercano con al menos una persona que se sabía que tenía covid-19, en comparación con el 14% de los que dieron negativo. La mayoría de los contactos cercanos, el 51%, eran miembros de la familia.

publicidad

Los investigadores también encontraron que el 71% de los adultos con covid-19 informó que siempre usaban una cubierta facial en público. En el caso de los que dieron negativo, el porcentaje ascendía a 74%.

Restaurantes, clave en las respuestas de contagiados

5 maneras en que el covid-19 cambió el consumo de comida rápida 1:34

No hubo diferencias significativas entre los que dieron positivo y negativo cuando se trató de ir de compras o reunirse con menos de 10 personas en una casa. Tampoco en los casos de asistir a una oficina, un gimnasio, un salón, usar el transporte público o participar actividades religiosas, según el estudio.

Sin embargo, las personas que dieron positivo tuvieron más probabilidades de afirmar que habían cenado en un restaurante en las dos semanas previas a comenzar a sentirse enfermas.

El estudio tiene algunas limitaciones. Entre ellas está que se necesita más investigación para determinar si surgirían hallazgos similares en un grupo más grande de pacientes. Por otra parte, la pregunta sobre comer en un restaurante no diferenció entre hacerlo en el interior o al aire libre.

«Los informes de exposiciones en restaurantes se han relacionado con la circulación del aire. La dirección, la ventilación y la intensidad del flujo de aire podrían afectar la transmisión del virus, incluso si las medidas de distanciamiento social y el uso de máscaras se implementan de acuerdo con las pautas actuales», escribieron los investigadores.

«Las máscaras no se pueden usar de manera efectiva mientras se come y se bebe, mientras que las compras y muchas otras actividades en interiores no excluyen el uso de la mascarillas», agregaron.

Tomando precauciones

La Asociación de Funcionarios de Alimentos y Medicamentos (AFDO, por sus siglas en inglés) emitió una respuesta al estudio de los CDC el jueves.

En la respuesta señalaron algunas de las limitaciones del estudio. Mencionaron, por ejemplo, que los 10 estados que figuran tenían restricciones muy variadas en cuanto a los restaurantes. Además, las medidas de control a nivel general variaban mucho en esas comunidades. Tampoco estaba claro si las personas que decían ir a restaurantes y bares estaban en la comunidad con mayor frecuencia en general, lo que aumentaba su riesgo de exposición.

«Las sólidas limitaciones de salud pública en bares, tabernas y restaurantes incluyen restringir el servicio de alcohol para acompañar los pedidos de comida, no permitir que el horario de atención se extienda hasta altas horas de la noche y limitar los niveles de ocupación y la disposición de las mesas a aquellos que permitan el distanciamiento social. Además, como siempre, la comida para llevar y los domicilios siguen siendo opciones de muy bajo riesgo para obtener alimentos de nuestros bares, tabernas y restaurantes favoritos», dijo Steven Mandernach, director ejecutivo de AFDO, en el comunicado de la asociación.

«La industria de la hostelería ha respondido y evolucionado para continuar reduciendo el riesgo de transmisión de covid-19 a sus clientes», dijo.

Lo más y menos riesgoso, según los CDC

A medida que los estados reabren, las pautas de los CDC para restaurantes y bares enumeran las opciones para comer fuera de casa desde la menos riesgosa a la más riesgosa:

Riesgo más bajo: servicio limitado a la entrega, domicilio, comida para llevar y recogida en la acera.

Más riesgo: cenas en lugares, limitadas a mesas en el exterior. Capacidad reducida para permitir que las mesas estén separadas al menos dos metros.

Aún más riesgo: cenar en el lugar con espacios exteriores e interiores habilitados. Capacidad reducida para permitir que las mesas estén separadas al menos dos metros.

Riesgo más elevado: cenar en el lugar con espacios exteriores e interiores habilitados. Capacidad no reducida y mesas no distanciadas al menos dos metros.

Sandee LaMotte de CNN contribuyó a esta historia.