CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Redes sociales

Broma de una mujer a su esposo se vuelve viral y dibuja sonrisas en todo el mundo

Por Marika Gerken

(CNN) — Sharea Overman y su esposo Nate son padres de tres niños pequeños y, como muchos padres (seamos realistas, todos), se encuentran constantemente cansados.

Entonces, cuando la familia de cinco miembros decidió hacer un viaje por carretera a través de Indiana para visitar a familiares, Sharea no se sorprendió al ver a su esposo recostado cómodamente en el asiento del conductor. No estaba durmiendo, pero parecía que fuera así.

Sin embargo, después de un rato, Sharea miró a su esposo, tomó una foto y pensó: «Hombre, realmente parece que se ha desmayado en el asiento del conductor».

Sharea, una fotógrafa a tiempo parcial, decidió pasar el tiempo en el auto haciéndole una broma divertida a su esposo.

«Soy parte de este grupo de fotógrafos increíblemente talentosos en Facebook. Así que decidí publicar la foto y le pedí a la gente que hiciera photoshop con algunos fondos divertidos en la foto. Para que pareciera que se quedó dormido mientras todas estas locuras estaban pasando».

publicidad

Pero a medida que los encargos comenzaron a llegar, Sharea no pudo contener la risa y, finalmente, tuvo que mostrarle a su esposo lo que estaba haciendo en su teléfono.

«Él pensó que era muy gracioso. Tuvimos una gran vida y un gran resto del viaje en auto, y eso fue todo».

Eso pensaron.

Alegría para muchas personas en el mundo

Unos días después, la broma se había vuelto viral.

«Empecé a recibir mensajes de personas de Sudáfrica, Australia, Nueva Zelandia, Alaska … enviándome sus imágenes retocadas de mi marido».

Resulta que la gente realmente necesita una buena risa en este momento.

«Hay personas que se han derrumbado y nos han dicho lo difícil que ha sido este año para ellos y que esta es la primera vez que han podido reírse realmente de algo», le contó Overman a CNN. «Me genera humildad porque lo que empezó como algo tan tonto, se ha convertido en todo esto. Estamos poniendo sonrisas en rostros que ni siquiera conocemos».

Casi tres semanas y 300.000 “compartidos” en Facebook después, a la gente todavía le gusta y comenta la publicación, y siguen enviando a Sharea sus imágenes retocadas.

«Ha reunido a tanta gente. De todo el mundo. Es una locura».