CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Crimen

Crimen

Poner a alguien en peligro con agravantes, ¿qué significan los cargos contra el policía del caso Breonna Taylor?

Por Theresa Waldrop

(CNN) — Un jurado investigador acusó al exagente de policía de Louisville, Brett Hankison, de tres cargos de poner a alguien en peligro con agravantes en relación con el mortal tiroteo que produjo la muerte de Breonna Taylor, en marzo de 2020.

Los cargos generaron críticas inmediatas de los manifestantes que querían cargos más graves, así como el arresto de los tres agentes involucrados en los hechos.

Hankison no está acusado de causar la muerte de Taylor. Más bien, dijo el Departamento de Policía, disparó «sin sentido y a ciegas» contra el apartamento de Taylor, disparando 10 veces.

Caso Breonna Taylor: protestas se extienden en EE.UU. 1:58

De acuerdo con el estatuto de Kentucky, alguien «es culpable de poner a alguien en peligro con agravantes cuando, en circunstancias que manifiestan una indiferencia extrema hacia el valor de la vida humana, se involucra voluntariamente en una conducta que crea un peligro sustancial de muerte o lesiones físicas graves a otra persona».

La cargos del caso Breonna Taylor

Es un delito mayor de Clase D, el más bajo de cuatro clases de delitos graves. La pena máxima es de cinco años de prisión; el mínimo es un año.

Si es declarado culpable, Hankison enfrenta cinco años de prisión por cada cargo, dijo el fiscal general Daniel Cameron, en una conferencia de prensa, el miércoles. Un delito mayor de Clase A, por ejemplo, un cargo de homicidio, conlleva una sentencia de hasta 50 años o cadena perpetua, y una sentencia mínima de 20 años.

Los disparos de Hankison llegaron «desde afuera de una puerta corrediza de vidrio y a través de la ventana de un dormitorio», según un comunicado de la Oficina del Fiscal Ggeneral. Algunas de las balas atravesaron el apartamento de Taylor y entraron en la puerta de al lado, donde tres personas estaban adentro, incluida una mujer embarazada y un niño.

Los tres cargos son por cada una de las personas que estaban en el apartamento, y cada cargo establece que «en circunstancias que manifiestan extrema indiferencia hacia la vida humana», Hankison «disparó un arma sin sentido».

«No hay evidencia concluyente de que las balas disparadas por el arma del detective Hankison hayan alcanzado a la Sra. Taylor», dice la declaración del fiscal general.

Taylor recibió varios disparos en su casa por parte de la policía que llevaba a cabo una investigación por drogas. Su muerte desató meses de protestas y ha llamado la atención en todo el país. Cameron dijo a los periodistas que los agentes estaban «justificados en el uso de la fuerza» porque el novio de Taylor les disparó primero.

El sargento John Mattingly y el detective Myles Cosgrove no fueron acusados.

Indemnización millonaria para familia de Breonna Taylor 1:51

«No sorprenden los cargos menores»

De los 22 disparos efectuados por los dos esa noche, seis alcanzaron a Taylor, según el fiscal general, y «la evidencia médica muestra que la señora Taylor habría muerto por el disparo mortal en cuestión de segundos o dos minutos después de haber sido impactada».

La sargento jubilada Betsy Brantner Smith, portavoz de la Asociación Nacional de Policía, dijo que situaciones como las que vivieron los agentes esa noche son «muy peligrosas» y «dinámicas».

«Los agentes no tienen otra opción. No pueden simplemente huir, y no pueden quedarse ahí y morir», dijo Smith.

«Fue una muy buena decisión de parte del estado presentar esto ante un jurado investigador», dijo Smith. «Es un grupo convocado de ciudadanos. Entonces, los ciudadanos del estado, o algunos ciudadanos del estado de Kentucky, tomaron esta decisión basándose en los hechos presentados».

Nueva controversia en el caso de Breonna Taylor 2:23

El profesor Philip Stinson, del Programa de Justicia Criminal de la Universidad Estatal Bowling Green, en Ohio, dijo que no le sorprendían los cargos menores.

Stinson lleva un recuento de los tiroteos policiales en servicio y sus consecuencias. Dice que hay aproximadamente 1.000 de estos cada año, «y solo unas pocas veces al año … acusan a un agente de asesinato u homicidio involuntario como resultado de estos tiroteos».

Si bien los agentes pueden usar fuerza letal legalmente si sienten que son un peligro inminente, es difícil para los fiscales que tienen que explicarles a las familias de las víctimas, dijo Stinson.

Es «una falta de respeto a los negros»

Ben Crump, un abogado de la familia de Taylor, rechazó los cargos, diciendo que deberían haber sido un «asesinato con agravantes».

«Qué irónico y típico es que los únicos cargos presentados en este caso fueron por disparos contra el apartamento de un vecino blanco, mientras que no se presentaron cargos por los disparos en el apartamento del vecino negro o en la residencia de Breonna», dijo Crump en un declaración.

«Esto equivale a la falta de respeto más atroz a los negros, especialmente las mujeres negras, asesinados por la policía en Estados Unidos, y es indefendible, independientemente de cómo el fiscal general Daniel Cameron busque justificarlo».

Oprah homenajea a Breonna Taylor 0:53

La familia está «devastada»

La familia de Breonna Taylor está «devastada, indignada y con el corazón roto», dijo Crump, este jueves, a Alisyn Camerota,  de CNN.

“La indignación, y el hecho de que Daniel Cameron aparentemente no presentó ninguna evidencia sobre por qué la policía estaba allí, al ejecutar esta peligrosa orden de arresto, creemos es inconstitucional, injustificable, y que se basa en una mentira”, dijo Crump.

“¿Qué le presentó (la Oficina del Fiscal General) al jurado investigador? Esa es la pregunta que todos se hacen”, dijo Crump.

Cuando se le preguntó qué sigue para la familia, Crump respondió que el FBI está investigando la ejecución completa de esta orden judicial y a todos los agentes involucrados para ver si hubo violaciones de derechos civiles contra Taylor.

— Delano Massey y Sheena Jones de CNN contribuyeron con este informe.