CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Sociedad

La pandemia podría llevar a otros 150 millones de personas a la pobreza extrema en todo el mundo

Por Clare Duffy

(CNN Business) — La pandemia está revirtiendo más de dos décadas de progreso en la reducción de la pobreza extrema en todo el mundo. Y las estimaciones de cuántas personas se verán afectadas van en aumento.

Entre 88 y 115 millones de personas más podrían ser llevadas a la pobreza extrema en 2020 debido a la pandemia y la recesión económica resultante, según un informe del Banco Mundial publicado el miércoles. Se define ‘pobreza extrema’ como vivir con menos de US$ 1,90 al mes.

Ese cálculo es muy superior a la del informe de la organización en mayo pasado, cuando proyectó que probablemente 60 millones de personas más estarían en condiciones de pobreza extrema en 2020.

Las cifras más recientes del Banco Mundial

Además, el número total de personas que estarían en la categoría de pobreza extrema como resultado de la pandemia podría aumentar en 150 millones el próximo año.

El informe subraya la creciente preocupación de los economistas por la extensión de la crisis y la capacidad de los países para recuperarse rápidamente. Y llega en un momento en que muchas regiones del mundo se preparan para una posible segunda ola de covid-19 que coincide con la temporada de gripe.

publicidad

Sus resultados indican que el objetivo de poner fin a la pobreza mundial para 2030 podría estar ahora fuera de alcance «sin una acción política rápida, significativa y sustancial», advirtió el Banco Mundial.

«Se espera que la pobreza extrema global aumente en 2020 por primera vez en más de 20 años ya que la disrupción de la pandemia de covid-19 agrava las fuerzas de los conflictos y el cambio climático, que ya estaban frenando el progreso de la reducción de la pobreza», agregó el informe.

Ahora, el grupo espera que la pobreza extrema afecte entre el 9,1% y el 9,4% de la población mundial este año. Antes del brote del coronavirus, se esperaba que la tasa de pobreza cayera al 7,9% en 2020.

El Banco Mundial tiene como objetivo ayudar a las comunidades vulnerables con subvenciones y préstamos a personas y empresas. También mediante la suspensión de los pagos de la deuda de algunos de los los países más pobres del mundo. La organización ha prometido más de US$ 160.000 millones en financiación para ayudar a los países a gestionar «las crisis sanitarias, económicas y sociales» de la pandemia.

Dónde aumentará más la pobreza extrema

pobreza-extrema-banco-mundial

Un voluntario carga paquetes de alimentos marcados para ser distribuidos en los Servicios Comunitarios de ‘Meals on Wheels’ de Sudáfrica en julio. Se prevé que la tasa de pobreza empeore este año, especialmente en los países de «ingresos medios» como Sudáfrica.

Aproximadamente 8 de cada 10 de los que serán llevado a la pobreza extrema este año por la pandemia viven en lo que el Banco Mundial llama países de «ingresos medios». Estos son países en desarrollo como Brasil, Indonesia y Sudáfrica, que ya tienen altos índices de pobreza.

El informe también destacó que es probable que un número creciente de personas en las áreas urbanas caiga en la pobreza extrema. Este es un problema que tradicionalmente ha afectado principalmente a las personas en las áreas rurales.

Y aunque las ganancias del mercado de valores en varios países pueden generar cierto optimismo sobre la recuperación, el Banco Mundial dijo que la crisis de coronavirus ha disminuido lo que llama «prosperidad compartida». Es decir, la capacidad de los más pobres de un país de beneficiarse del crecimiento económico.

Eso significa que la pandemia podría aumentar la desigualdad de ingresos y reducir la movilidad social entre los pobres. Lo que sucedería a menos que los gobiernos implementen intervenciones políticas significativas, según el informe.

«Es probable que la desaceleración de la actividad económica intensificada por la pandemia afecte especialmente a las personas más pobres», afirmó el reporte. «La perspectiva de un crecimiento menos inclusivo es una clara inversión de las tendencias anteriores», agregó.