CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias de EE.UU.

Pelosi impulsa un nuevo proyecto de ley para determinar si Trump es capaz de servir como presidente

Por Manu Raju

(CNN) — La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, está alarmada por el comportamiento errático del presidente Donald Trump en los últimos días. Por eso apoya un proyecto de ley para darle al Congreso un papel en la determinación de si el presidente de Estados Unidos debe ser expulsado de su cargo porque es incapaz de hacer su trabajo.

La medida, en respuesta a la conducta de Trump en los días posteriores a la prueba positiva por coronavirus, establecería un proceso para darle al Congreso voz y voto en la destitución de un presidente de su cargo en virtud de la 25 Enmienda de la Constitución. Esta permite que un presidente sea destituido de su cargo si la mayoría de los miembros del Gabinete y el vicepresidente lo consideran incapaz de desempeñar sus funciones. La sección cuatro de la Enmienda 25 también dice que si la mayoría de un organismo establecido por ley, junto con el vicepresidente, declaran por escrito que si el presidente está discapacitado y no puede hacer su trabajo, el vicepresidente se convierte inmediatamente en presidente interino.

Trump contagiado pública video sin mascarilla 2:05

El proyecto de ley, dicen los demócratas, creará ese organismo para ayudar a determinar la aptitud del presidente. La propuesta, que será presentada el viernes por Pelosi y el representante demócrata Jamie Raskin, creará un organismo diseñado para «ayudar a garantizar un liderazgo eficaz e ininterrumpido en la oficina más alta del Poder Ejecutivo del gobierno», según la oficina de Pelosi.

La medida prácticamente no tiene posibilidades de convertirse en ley. Pero está diseñada para aumentar la atención sobre la condición de Trump después de que sus médicos hayan brindado información limitada sobre su recuperación del coronavirus.

¿Por qué duda Pelosi de la capacidad de Trump para ser presidente?

Pelosi se burló del plan en una conferencia de prensa el jueves y dijo que hablaría sobre el tema de la Enmienda 25 este viernes. Y en una serie de comentarios recientes, Pelosi cuestionó si Trump puede hacer su trabajo dado su régimen de medicamentos, incluido el uso de un esteroide.

publicidad

El jueves, dijo que Trump parece estar «en un estado alterado en este momento» y le comentó a Bloomberg TV que «puede haber algún impedimento de juicio».

Cuando se le preguntó si tenía preguntas sobre la capacidad del presidente para servir en la Presidencia en este momento, Pelosi afirmó: «Lo que dije sobre el presidente es que no sabemos si alguien que … no he dicho esto. Cité a otros para decir que hay quienes dicen que cuando estás tomando esteroides y/o si tienes covid-19 o ambos, puede haber algún impedimento de juicio, pero nuevamente eso es para que los médicos y los científicos lo determinen».

Los comentarios provocaron una réplica enojada de Trump, quien retuiteó varios mensajes sugiriendo que Pelosi está tratando de montar un golpe de Estado. Trump finalmente respondió a Pelosi: «La loca Nancy es la que debería estar bajo observación. ¡No la llaman loca por nada!».

La pelea entre Pelosi y Trump 2:59

El nuevo proyecto de ley parece basarse en lo que ha propuesto en el pasado Raskin, un estudioso del derecho constitucional. Un proyecto de ley anterior buscaba establecer una comisión bipartidista que, bajo la dirección del Congreso, llevaría a cabo un examen médico del presidente para determinar si él es «mental o físicamente incapaz de cumplir con los poderes y deberes de la presidencia».

Bajo ese plan, la comisión de 11 miembros sería nombrada por líderes de la Cámara y el Senado en ambos partidos. En su anterior proyecto de ley, la comisión estaría obligada a informar sus conclusiones al Congreso.

El misterio de la salud de Trump

La salud de Trump ha estado envuelta en un misterio. Varias de sus acciones han generado críticas por ignorar las precauciones para prevenir infecciones adicionales en el ala oeste de la Casa Blanca. Además sigue siendo públicamente desconocido cuándo Trump dio negativo por última vez antes de dar positivo.

Al llamar a Fox Business el jueves desde la residencia de la Casa Blanca, donde continúa tomando esteroides como parte de su tratamiento contra el covid-19, la voz de Trump sonó ronca por teléfono. La directora de comunicaciones de la Casa Blanca, Alyssa Farah, se negó nuevamente el jueves a decirles a los periodistas la fecha de la última prueba negativa del presidente antes de que diera positivo por coronavirus, citando el «historial médico privado» de Trump.

Después de que dio positivo por el virus dos veces el jueves pasado y anunció su estado positivo el viernes por la mañana, la condición de Trump parecía grave. Más tarde el viernes, el médico de Trump dijo que tenía fiebre alta y recibió oxígeno suplementario, así como el coctel de anticuerpos de la compañía de biotecnología Regeneron. Finalmente fue transportado al Centro Médico Militar Nacional Walter Reed durante tres días para su monitoreo.

Pero no siempre cumplió con las pautas de distanciamiento social y uso de máscaras que, según los expertos, son esenciales para minimizar la propagación de la enfermedad. Trump salió del hospital el domingo para viajar en una camioneta con su equipo de seguridad y los partidarios del pasado lo animaron frente a Walter Reed. Y en un dramático regreso a la Casa Blanca el lunes, Trump se quitó la máscara para posar en señal de saludo mientras su helicóptero partía antes de entrar.

«No le teman al covid. No dejen que domine su vida», escribió Trump varias horas antes de salir con cuidado por las puertas doradas del hospital, incluso cuando sus médicos le advirtieron que todavía no estaba «fuera de peligro».

Clare Foran, Haley Byrd, Kevin Liptak, Jason Hoffman y Maeve Reston de CNN contribuyeron a este informe.