CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Empresas

Las miniaplicaciones podrían reinventar la forma en que usas tu iPhone. China abrió el camino

Por Michelle Toh

(CNN Business) — Apple tiene una solución para el desorden de la pantalla de inicio: miniaplicaciones.

En lugar de descargar una aplicación, puedes abrir solo una parte, ahorrando un valioso espacio en tu teléfono. En China, esa ha sido la norma durante mucho tiempo.

El mes pasado, el fabricante de iPhone presentó «App Clips» como parte de su última actualización del sistema operativo. El nuevo iOS 14, que ya se ha implementado en muchos dispositivos Apple actuales, es casi seguro que aparecerá en una lista de nuevos teléfonos que la compañía revelará en el evento Apple de octubre.

La función les permite a las personas iniciar solo una parte de una aplicación para completar tareas rápidas y sobre la marcha, como pedir comida para llevar en un restaurante o alquilar una bicicleta. Eso significa que en lugar de descargar una aplicación completamente nueva, los usuarios pueden iniciar un fragmento escaneando un código QR o tocando un enlace compartido a través de texto o el navegador web Safari.

Esta sería la fecha para el lanzamiento del iPhone 12 1:12

El modelo chino de aplicaciones de WeChat

Para algunos, el concepto puede sonar familiar: en China, la ubicua aplicación WeChat ha ofrecido algo similar durante años.

publicidad

WeChat, administrado por el gigante chino de internet Tencent, a menudo se conoce como una «superaplicación», que actúa como una ventanilla única que lo hace todo para los usuarios. La gente suele bromear diciendo que se parece más a un sistema operativo que a una aplicación tradicional debido a la cantidad de tiempo que la gente le dedica. En los últimos años, WeChat ha construido cada vez más su éxito en un ecosistema de aplicaciones ligeras, que se conocen como «miniprogramas».

Más de 400 millones de usuarios confían en el millón de miniprogramas de WeChat a diario para hacer prácticamente todo. Las actividades van desde hacer pedidos de alimentos hasta reservar una clase de yoga y pagar facturas, sin salir de la aplicación. Como App Clips, los miniprogramas no ocupan mucho espacio, por lo que pueden cargarse rápidamente y minimizar el almacenamiento necesario en un teléfono. Cada programa ocupa 10 megabytes o menos, mientras que una aplicación de tamaño completo suele ocupar decenas o incluso cientos de megabytes.

«Creo que todos pueden ver las similitudes [entre los sistemas Apple y WeChat]», dijo Xiaofeng Wang, analista sénior de la firma de investigación Forrester. «En términos de innovaciones digitales orientadas al consumidor, China definitivamente está a la cabeza».

Apple y Tencent se negaron a comentar para esta historia.

Esta sería la fecha para el lanzamiento del iPhone 12 1:12

Cómo comenzó la tendencia de miniaplicaciones

Tencent introdujo miniprogramas el 9 de enero de 2017, exactamente 10 años después de que se presentara el primer iPhone.

Algunos pensaron que el lanzamiento tenía la intención de enviar un mensaje sobre cómo la compañía china quería adueñarse del futuro de la tecnología móvil, según Thibault Genaitay, un exdesarrollador de software que ahora dirige las operaciones en China en Le Wagon, un campo de entrenamiento de codificación.

«Diez años después del lanzamiento del iPhone, WeChat lanzó oficialmente Mini Programs. Y qué cambio hubo en la idea de ‘descargar’ aplicaciones'», escribió en Twitter Connie Chan, socia general de la firma de capital de riesgo Andreessen Horowitz. «Los miniprogramas podrían ser revolucionarios».

Chan discutió los paralelismos entre Apple y Tencent a principios de este año, diciendo en un podcast de la compañía que «los clips de aplicaciones son muy, muy similares al ecosistema de miniprogramas que lanzó WeChat».

Los dos gigantes tecnológicos no son los únicos jugadores que experimentan con la idea.

A lo largo de los años, otras empresas han lanzado iniciativas similares, como «Instant Apps» de Google, «Snap Minis» de Snapchat y Button, una startup de Nueva York que conecta a los usuarios con páginas específicas dentro de las aplicaciones.

Pero Tencent fue el primero en generalizarse, lo que llevó a otras plataformas chinas a seguir su ejemplo, según los analistas.

5G: Así cambiará la manera en la que vivimos y trabajamos 3:18

Fatiga de las aplicaciones

El principal problema que abordan estos programas más pequeños es que la mayoría de los usuarios ya no quieren instalar nuevas aplicaciones, según Dan Frommer, ex editor en jefe de Recode y fundador de la publicación tecnológica The New Consumer.

«Llevamos 12 años en la App Store y la mayoría de las empresas, especialmente las grandes, tienen aplicaciones», dijo en el podcast Andreessen Horowitz en junio. «Pero la gente realmente no descarga muchas aplicaciones. Siempre oirías esa loca estadística de que el usuario promedio de iPhone descarga cero aplicaciones por mes».

Las empresas se han dado cuenta de que los usuarios quieren una experiencia más optimizada de las aplicaciones, dijo Frommer.

«Hay mucha fricción para conseguir las aplicaciones. Tienes que ir a la App Store, tienes que buscarlas, tienes que descargarlas, tienes que abrirlas, tienes que acordarte de usarlas», agregó. «Hay mucha complicación».

Apple puede estar buscando una forma de solucionar esos problemas. En su sitio web para desarrolladores, Apple llama a App Clips «una oportunidad para demostrar rápidamente el valor de su aplicación».

«Los usuarios podrán iniciar y finalizar una experiencia desde su aplicación en segundos», dice. «Y cuando terminen, puede ofrecer la oportunidad de descargar su aplicación completa desde la App Store».

A diferencia de WeChat, la función de Apple «básicamente reduce el límite de descarga de una aplicación móvil», dijo Wang, analista de Forrester. «Es como un boleto de entrada [a la App Store]».

La «carrera» hacia la innovación de aplicaciones

Esta no es la primera vez que Silicon Valley se ha inspirado en China, dijo Pocket Sun, socio fundador de SoGal Ventures, una firma de capital de riesgo que invierte en nuevas empresas en Estados Unidos y Asia.

Apple, por ejemplo, integró su función Apple Pay en iMessage mucho después de que WeChat popularizara el uso de pagos digitales en su aplicación de mensajería, dijo. Y TikTok, la aplicación de video de formato corto propiedad de una empresa china, ha provocado varios imitadores de empresas estadounidenses, como YouTube e Instagram.

Incluso el presidente ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, sugirió que WeChat debería ser un caso de estudio para su empresa.

El año pasado, cuando la editora en jefe de The Information, Jessica Lessin, publicó un artículo en Facebook titulado «Lo que Facebook debería aprender de WeChat», Zuckerberg respondió: «Si tan solo hubiera escuchado tus consejos hace cuatro años…».

George Yip, profesor emérito de Marketing y Estrategia en el Imperial College y profesor invitado en la Northeastern University, predice que Occidente está en «la punta del iceberg» cuando se trata de emular ideas de China.

Dijo que si bien algunas tendencias se han transferido claramente (el uso compartido de bicicletas sin muelle despegó por primera vez en China antes de extenderse al extranjero), «la sorpresa es cómo Occidente no se ha dado cuenta tanto de esto».

La «imitación de la innovación»

«Todavía hay mucha ignorancia y resistencia», dijo Yip, coautor del libro «La próxima ventaja estratégica de China: de la imitación a la innovación».

David Chao, cofundador y socio general de DCM, una firma de capital de riesgo de Silicon Valley con US$ 4.000 millones bajo administración, describió las constantes iteraciones como un juego gigante de «atrapar».

Se podría discutir, por ejemplo, sobre quién realmente inició el formato de video corto: TikTok o la plataforma de video estadounidense Vine, dijo. Señaló que, si bien Vine fue la primera aplicación de este tipo en ganar terreno, TikTok y su predecesora, la aplicación china Musical.ly, fueron claramente quienes llevaron el concepto a otro nivel y se convirtieron en una sensación global. (La firma de Chao era inversionista en Musical.ly antes de que fuera adquirida por ByteDance.)

«Está ocurriendo una bola de trampa. No se trata de que un lado copie al otro», dijo Chao. «Sigue yendo y viniendo, yendo y viniendo. Para mí, esa es la parte más importante de las interesantes innovaciones que ocurren».