CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Brexit

Reino Unido y la UE se acercan a un posible acuerdo comercial posterior al brexit

Por Luke McGee

Londres (CNN) — El Reino Unido y la Unión Europea se están acercando a un acuerdo comercial posterior al brexit después de meses de tensas negociaciones, dijeron fuentes a CNN.

Se espera que se anuncie un acuerdo en Nochebuena, dijeron a CNN una fuente del gobierno del Reino Unido y una fuente diplomática europea. La agencia de noticias PA Media del Reino Unido también informó sobre un posible acuerdo.

El anuncio llegaría antes de la fecha límite del acuerdo del 31 de diciembre.

Una fuente de alto nivel en el número 10 de Downing Street, sede de la oficina del primer ministro, le dijo a CNN que el gabinete fue informado sobre las negociaciones en una llamada nocturna el miércoles. Después de esa sesión informativa, la fuente le dijo a CNN: «Esperando que las conversaciones sobre el texto legal duren hasta la madrugada».

El portavoz en jefe de la Comisión Europea, Eric Mamer, dio a entender que los detalles finales están siendo resueltos. Aproximadamente a la medianoche, hora local, tuiteó: «El trabajo del #brexit continuará durante la noche. Se recomienda dormir un poco a todos los observadores del brexit en este momento. Es de esperar que comience temprano mañana por la mañana…»

El miércoles más temprano, un asesor del primer ministro británico le dijo a CNN que las conversaciones estaban «avanzando pero no habían concluido» todavía. Un diplomático de la UE estuvo de acuerdo y le dijo a CNN el miércoles que un acuerdo podría llegar «hoy o mañana, pero aún no ha llegado».

publicidad

Las conversaciones han estado estancadas durante meses después de que las dos partes no pudieron llegar a un acuerdo en áreas como las cuotas de pesca, cómo el Reino Unido usaría la ayuda estatal para apoyar a las empresas británicas después del brexit y la supervisión legal de cualquier acuerdo alcanzado.

Cualquier posible acuerdo se enfrentaría posteriormente a un proceso de ratificación antes de entrar en vigor el 1 de enero de 2021, cuando finalice el período de transición del brexit y el Reino Unido ya no esté sujeto a las normas de la UE.

En algún momento hubo preocupaciones de que el acuerdo no se ratificaría antes de que expirara el período de transición; sin embargo, las instituciones europeas, incluido el Parlamento Europeo, han acordado realizar horas extra hacia finales de año para que el acuerdo se apruebe a tiempo.

Los temores de cualquier estancamiento en la aprobación del acuerdo a tiempo para el final del período de transición se han disipado principalmente por el hecho de que es posible implementar provisionalmente los acuerdos comerciales antes de su ratificación, lo que significa que, en el peor de los casos, la mayor parte de los daños más graves aún se podrían evitar.

La noticia de un posible acuerdo llega en el contexto de un aumento de los casos de coronavirus en el Reino Unido. Mientras tanto, miles de camiones de toda Europa se enfrentaron a un tercer día atascados en el puerto inglés de Dover después del cierre de la frontera, ahora levantado, por Francia debido a una variante potencialmente más contagiosa: un adelanto del tipo de caos fronterizo que podría haber resultado de un Brexit «sin acuerdo».

Pero el avance marca un hito importante en la saga que comenzó con la votación del Reino Unido para abandonar la UE en 2016.

El debate sobre el brexit continuará

En el propio Reino Unido, es poco probable que cualquier acuerdo ponga fin a los años de debate político tóxico sobre la relación del país con Europa.

Los legisladores euroescépticos ya están organizando esfuerzos para garantizar que un acuerdo no deje espacio para que el Reino Unido vuelva a la órbita de la UE. Los proeuropeos, mientras tanto, tendrán la esperanza de que en algún momento en el futuro, el Reino Unido, quizás bajo un nuevo liderazgo, pueda fortalecer los lazos con Bruselas.

Sin un acuerdo comercial, las empresas del Reino Unido perderían el acceso libre de aranceles y cuotas al mercado de la UE de más de 400 millones de consumidores, que compran casi la mitad de las exportaciones del país y proporcionan una participación similar de sus importaciones. Para la UE, el Reino Unido es mucho menos importante, ya que representó solo el 4% de las exportaciones del bloque en 2019 y el 6% de las importaciones.

A principios de este mes, el primer ministro británico insistió en que, independientemente de cómo luciera el acuerdo, el Reino Unido «prosperaría enormemente como nación independiente».

Aunque es probable que cualquier acuerdo sea menos perjudicial económicamente que ningún acuerdo, el Reino Unido seguirá siendo más pobre a largo plazo que si hubiera permanecido en la UE, dijo en noviembre la agencia independiente que produce pronósticos económicos para el gobierno.

Por el momento, ninguna de las partes tiene ganas de más negociaciones después de años de doloroso desacuerdo.

Hanna Ziady contribuyó a este informe.