CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Vacunas de China contra el covid-19: lo que sabemos de Sinopharm, CanSino y Sinovac

Por Dr. Elmer Huerta

(CNN Español) – Las vacunas que elabora China contra el coronavirus se han presentado como una opción para varios países de Latinoamérica. Brasil, México, Chile y Perú son algunos de los países que prueban vacunas provenientes de ese país.

En este episodio el doctor Elmer Huerta explora detalles de las vacunas de los laboratorios Sinopharm, CanSino y Sinovac.

Puedes escuchar este episodio en Apple Podcasts, Spotify o tu plataforma de podcast favorita, o leer la transcripción a continuación.


Hola, soy el Dr. Elmer Huerta y esta es su diaria dosis de información sobre el nuevo coronavirus. Información que esperamos sea de utilidad para cuidar de su salud y la de su familia.

Las vacunas contra el covid-19 disponibles

Las vacunas de mayor reconocimiento general son las de Moderna y de Pfizer, desarrolladas por científicos estadounidenses y alemanes, respectivamente.

publicidad

Otras vacunas de reconocimiento popular son las de la Universidad de Oxford, desarrollada en alianza con el laboratorio AstraZeneca, y la de Johnson & Johnson. Es un reconocimiento que muy probablemente se debe al prestigio de la Universidad de Oxford y a los múltiples productos de uso diario de la farmacéutica Johnson & Johnson.

Pero en las últimas semanas se ha venido escuchando mucho acerca de vacunas chinas. Las mismas se han posicionado en América Latina como importantes alternativas a las vacunas anteriormente mencionadas.

Hoy haremos una breve revisión de las vacunas desarrolladas en China.

Las vacunas de China contra el coronavirus

Son tres los principales laboratorios chinos que han desarrollado vacunas contra el covid-19: Sinopharm, CanSino y Sinovac.

Repasemos uno por uno.

Vacuna de Sinopharm

El laboratorio Sinopharm ya tiene dos vacunas, la cuales -por causas no claras- han sido desarrolladas a partir de un coronavirus obtenido de un paciente en Beijing y otro de un paciente en Wuhan.

Ambos tipos de virus se cultivaron y de ellos se obtuvieron dos vacunas que se desarrollaron siguiendo el tradicional método de inactivarlos con sustancias químicas.

Una vez inactivados, los virus pierden su capacidad de causar infección, pero mantienen su capacidad de despertar la formación de anticuerpos neutralizantes por el sistema de defensa.

Los resultados publicados en The Lancet, en enero del 2021, muestran que la vacuna desarrollada por Sinopharm en Beijing, ya aprobada en China, es segura y capaz de estimular la producción de anticuerpos neutralizantes.

Con respecto a la eficacia de la vacuna que requiere dos dosis, esta fue estimada en 79,34%, por lo que el 31 de diciembre fue aprobaba para uso de emergencia por la entidad reguladora china.

En la actualidad las dos vacunas de Sinopharm están siendo probadas en fase 3 mayormente en 10 países de América Latina y el Medio Oriente, y una gran ventaja para su uso en países de medianos a bajos ingresos es que no requiere de congelación para su almacenamiento y transporte.

Recientemente, el Gobierno de Perú anunció la compra de 38 millones de dosis de la vacuna de Sinopharm.

Vacuna de CanSino

El laboratorio CanSino, en asociación con el Instituto de Biología de la Academia de Ciencias Médicas Militares de China, ha desarrollado una vacuna de una dosis que se basa en un vector, un virus de resfrío llamado Ad5.

Sus estudios de fase 1 se publicaron, en mayo, en The Lancet y sus estudios de fase 2, publicados en julio, demostraron que la vacuna producía una fuerte respuesta inmunitaria, y en un movimiento sin precedentes, el Ejército chino aprobó su uso en junio por considerarlo un “medicamento especialmente necesario».

CanSino comenzó en agosto sus estudios de fase 3 en varios países, incluidos Pakistán, Rusia, México y Chile.

Este martes, a pesar de que los resultados de eficacia de la vacuna aún no están disponibles, el presidente de México Manuel Andrés López Obrador anunció que -de aprobarse- él se vacunaría con esta vacuna a fines de febrero.

Vacuna de Sinovac

Por su parte, el laboratorio Sinovac, una empresa privada china, desarrolló una vacuna llamada CoronaVac que al igual que la de Sinopharm está basada en un virus inactivado.

Sus estudios de fase 1-2 se publicaron en The Lancet, en noviembre de 2020, demostrándose en 743 voluntarios que tenía una producción comparativamente modesta de anticuerpos neutralizantes, sin que se presentaran efectos adversos graves.

La eficacia de CoronaVac ha sido objeto de incertidumbre, habiéndose anunciado el 12 de enero que, en un estudio de fase 3 desarrollado en Brasil, la vacuna alcanzó un 50,38% de eficacia promedio, destacándose que pudo prevenir casi el 78% de casos leves y el 100% de casos moderados y severos.

En resumen, las vacunas chinas, con excepción de la de Sinovac, tienen altos niveles de eficacia, y todas han demostrado bajos niveles de efectos secundarios.

Por su almacenamiento en refrigeradoras comunes, las vacunas chinas tienen una gran ventaja de uso en países de medianos y bajos ingreso. Lamentablemente, estas vacunas serán de las más caras en el mercado.

¿Tienes preguntas sobre el coronavirus?

Envíame tus preguntas por Twitter, intentaremos responderlas en nuestros próximos episodios. Puedes encontrarme en @DrHuerta. Ya ve que las respondemos.

Si crees que este podcast es útil, ayuda a otros a encontrarlo, calificándolo y revisándolo en tu aplicación de podcast favorita. Volveremos mañana, así que asegúrate de suscribirte para obtener el último episodio en tu cuenta.

Y para obtener la información más actualizada, siempre puedes dirigirte a CNNEspanol.com. Gracias por tu atención.