CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Inmigración

Inmigración

La administración de Biden proyecta al menos 34.100 camas más necesarias para albergar a menores inmigrantes

Por Priscilla Alvarez

(CNN) — La administración de Biden podría necesitar al menos 34.100 camas adicionales para mantenerse al día con el número proyectado de menores no acompañados que llegarán a la frontera entre Estados Unidos y México hasta septiembre, según estimaciones internas del gobierno obtenidas por CNN.

El aumento de menores no acompañados que cruzan la frontera sur de Estados Unidos ha planteado un gran desafío para la administración y los funcionarios se han apresurado a encontrar un espacio para albergarlos. La escasez de espacio en los refugios, debido en parte a las limitaciones relacionadas con la pandemia del coronavirus, ha dejado a miles de menores en instalaciones fronterizas diseñadas para adultos.

Hasta el jueves, la administración de Biden tenía casi 5.500 menores inmigrantes no acompañados en instalaciones de Aduanas y Protección Fronteriza, que son similares a condiciones carcelarias, y más de 12.550 menores bajo la custodia del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés), que se encarga del cuidado de los menores inmigrantes.

En los últimos días, el HHS ha anunciado una serie de nuevas instalaciones, apoyándose en centros de convenciones, sitios militares y refugios de afluencia, para acomodar a los menores. Pero las proyecciones del gobierno indican que necesitarán muchas más y probablemente fondos adicionales, aunque los funcionarios no han indicado que planeen solicitar más dinero al Congreso.

Las estimaciones internas obtenidas por CNN tienen en cuenta las tendencias actuales, así como las afluencias anteriores de menores migrantes. Estas muestran un aumento mensual anticipado que podría resultar en la llegada de al menos 158.000 menores no acompañados de abril a septiembre.

También revelan un número récord de menores no acompañados que cruzaron la frontera solo en marzo, alrededor de 14.600, y una tendencia al alza, llegando a más de 25.000 en los meses de verano.

publicidad

Para comparar, en mayo de 2019, en el apogeo de esa crisis, la Patrulla Fronteriza de EE.UU. arrestó a 11.475 menores no acompañados. En junio de 2014, durante el pico de detenciones de menores en la frontera, la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos arrestó a 10.620 menores no acompañados.

Las estimaciones asumen, en parte, que no hay cambios en la política relacionada con los menores y que la tasa de transferencia de menores de la Patrulla Fronteriza al HHS sigue siendo la misma, un proceso que la administración está tratando de acelerar.

El HHS y el Departamento de Seguridad Nacional no respondieron de inmediato las solicitudes de comentarios.

Congresista narra trato a menores en centro de EE.UU. 1:00

El presidente Joe Biden reaccionó a las condiciones de la semana pasada.

«¿Me parece aceptable? Vamos», dijo Biden. «Es por eso que he estado trabajando desde el momento en que esto comenzó a suceder para tratar de encontrar acceso adicional para que los menores puedan de manera segura, no solo los menores, pero especialmente los menores, que puedan ser alojados de manera segura mientras cumplimos con el resto de lo que está sucediendo. Eso es totalmente inaceptable».

Un alto funcionario de la Patrulla Fronteriza de EE.UU. dijo a periodistas el viernes que el número de migrantes que llegan a la frontera sur siguió creciendo en marzo y se espera que aumente durante un «par» de meses.

Las cifras «han seguido aumentando a lo largo de marzo y espero que en los próximos meses también veamos algunos incrementos, porque así es como el tráfico afecta tradicionalmente a la Patrulla Fronteriza», dijo el funcionario.

Los meses de primavera y verano son tradicionalmente más concurridos en la frontera entre Estados Unidos y México, pero la pandemia de covid-19 ha «entorpecido todo el proceso», dijo el funcionario, señalando desafíos únicos en comparación con años pasados y la abrumadora cantidad de menores.

«Desafortunadamente, cuando comienzas a ver más de seis mil setecientos menores no acompañados que se encuentran en un período de 24 horas, y solo puedes transferir 400 o 500 en un día determinado, obviamente esos números se van a apilar», dijo el funcionario. Agregó que «tenemos que hacer un mejor trabajo» para asegurar que el Departamento de Servicios Humanos y de Salud tenga la capacidad suficiente para albergar a los menores.

«Necesitamos acelerar la transferencia de estos menores de nuestra custodia a su custodia mucho más rápido», dijo el funcionario.

Una segunda instalación de afluencia suave en Eagle Pass, Texas, estará operativa a principios de abril, dijo el funcionario, mientras que hay planes para abrir instalaciones adicionales.

Geneva Sands de CNN contribuyó a este informe.