CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Inmigrantes indocumentados

Pasajeros a bordo de una embarcación que naufragó cerca de San Diego pagaron miles a traficantes, según las autoridades

Por Alexandra Meeks, Travis Caldwell

(CNN) — Los pasajeros a bordo de un bote que se hundió cerca de San Diego este domingo dijeron a los investigadores que cada uno de ellos pagó miles de dólares para entrar ilegalmente a Estados Unidos, según una denuncia federal presentada este miércoles contra el presunto capitán de la embarcación.La embarcación chocó contra un arrecife y se rompió cerca del Monumento Nacional de Cabrillo, en Point Loma, alrededor de las 10 de la mañana (hora del Pacífico), según la denuncia. Un total de 33 personas fueron rescatadas del agua y tres de ellas fallecieron.
Uno de los pasajeros sigue en estado crítico en un hospital local y hasta el miércoles otros dos recibían atención médica por sus lesiones.

«Todo indica, desde nuestro punto de vista, que se trataba de un bote de contrabando para introducir ilegalmente inmigrantes a Estados Unidos», declaró el agente supervisor de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), Jeff Stephenson, en una conferencia de prensa tras el accidente.

Al menos 26 de los pasajeros que sobrevivieron eran ciudadanos mexicanos que no tenían estatus legal para entrar a Estados Unidos, según la denuncia, citando una investigación posterior al accidente llevada a cabo por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos. También se determinó que las tres personas fallecidas eran de nacionalidad mexicana. Uno de los pasajeros dijo al personal del hospital que era ciudadano de Guatemala, según la denuncia.

Otro de los ciudadanos mexicanos era un niño de 15 años no acompañado, dijo la CBP. Los otros ciudadanos mexicanos tenían edades comprendidas entre los 18 y los 39 años.

Veintiséis pasajeros admitieron haber pagado entre US$ 15.000 y US$ 18.500 para entrar de contrabando a Estados Unidos, según la denuncia.

Muchos de los pasajeros identificaron a Antonio Hurtado, ciudadano estadounidense, como el capitán de la embarcación cuando los agentes de la Patrulla Fronteriza mostraron su foto en un reconocimiento, según la denuncia. Hurtado se encuentra actualmente bajo custodia federal por presunto intento de introducir personas ilegalmente a Estados Unidos y por agredir a un agente de la Patrulla Fronteriza durante su detención. CNN está en el proceso de averiguar si Hurtado tiene un abogado.

publicidad

Durante la conferencia de prensa del domingo, Brandon Tucker, subdirector de operaciones aéreas de la CBP para la rama aérea y marina de San Diego, dijo que el capitán estaba «un poco fuera de sí, pero está hablando con los agentes en la escena».

El barco «se desintegró lentamente», dice un funcionario

Múltiples agencias, incluyendo la Guardia Costera, los socorristas y los bomberos, respondieron a la zona después de la llamada de un incidente con múltiples víctimas.

Stephenson dijo que la embarcación estaba » severamente abarrotada» cuando se produjo el hundimiento.

Algunos individuos fueron rescatados del agua, mientras que otros pudieron caminar o nadar hasta la orilla por su cuenta, dijo el domingo por la tarde el teniente de socorristas Rick Romero, de los bomberos de San Diego. Las lesiones iban desde la hipotermia hasta contusiones sufridas cuando la embarcación se destrozó.

«Las condiciones eran bastante duras, de 1,5 a 1,6 metros de oleaje, con viento, frío, el agua está a unos 15 grados, por lo que se produce hipotermia con bastante rapidez», explicó Romero.

«El barco estaba en el arrecife, rebotando de un lado a otro, y luego se desintegró lentamente en un montón de pedazos, así que no hay ningún barco allí, todo es escombros».

Aunque había chalecos salvavidas a bordo de la embarcación, se desconoce cuántos pasajeros o tripulantes los utilizaban, indicó.

La CBP suspendió los esfuerzos de búsqueda el lunes.

Keith Allen, Amanda Watts y Hollie Silverman de CNN contribuyeron con este reportaje.