CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Empleo

Estos programas de reincorporación al trabajo podrían ayudar a las madres a regresar al mercado laboral

Por Kathryn Vasel

(CNN Business) — Desde el inicio de la pandemia, millones de mujeres en Estados Unidos han dejado de trabajar. Y muchas de ellas lo han hecho debido a las responsabilidades de cuidado que tradicionalmente han recaído en las mujeres.

La reincorporación al trabajo después de una ausencia prolongada suele ser un camino difícil, y cuanto más tiempo se está fuera, más difícil puede ser volver a entrar.

«Uno de los aspectos en los que [el mercado laboral estadounidense] no es tan flexible es el de permitir que las personas se tomen un tiempo de descanso y vuelvan a incorporarse sin que haya una especie de etiqueta «D» de «desertor» en su suéter que indique al mercado laboral que, de alguna manera, son mercancía dañada», dijo Betsey Stevenson, profesora de política pública y economía de la Universidad de Michigan.

Durante años, empresas como Goldman Sachs, Cloudflare e IBM han ofrecido programas de reincorporación al trabajo como forma de ayudar a los profesionales a volver a la vida laboral tras una larga pausa.

Los programas de reincorporación, como suelen llamarse, suelen durar unos meses y ofrecen oportunidades de capacitación, experiencia y creación de redes a los trabajadores, generalmente madres, que han estado fuera de la fuerza laboral de forma prolongada.

«Hay muchas salidas en la carretera de nuestro trabajo de toda la vida, pero muy pocas rampas de entrada. Y los programas de reincorporación son una de esas rampas de entrada», dijo Stevenson.

publicidad

Y más recientemente, ha crecido el interés de las empresas por lanzar este tipo de programas, dijo Tami Forman, CEO de Path Forward, una organización que trabaja con empresas para crear programas de becas de reincorporación.

«Esta primavera se lanzaron más programas», dijo. «Estamos registrando más empresas que inician y lanzan nuevos programas».

Ver más allá de las lagunas en el currículum

Las lagunas profesionales en un currículum pueden ser vistas como algo negativo, pero cuando todos los solicitantes de becas de reincorporación tienen una laguna profesional en su historial de trabajo, esto obliga a los responsables de la contratación a ver más allá. «El objetivo de estos programas es ofrecer a las empresas una forma de incentivar a los directivos para que contraten a personas que, de otro modo, pasarían por alto y que están perfectamente cualificadas para el puesto», explica Forman.

La elegibilidad varía según la empresa, pero suele requerir al menos dos años fuera de la población activa y un mínimo de cinco años de experiencia profesional previa, según Forman.

«Ciertamente hay una caída en las tasas de devolución de llamadas para cualquiera que tenga una brecha en su currículum, pero en la marca de dos años, realmente cae en un precipicio», dijo Forman, quien agregó que ser identificado como cuidador también disminuye las tasas de devolución de llamadas.

Grubhub, que se encuentra en medio de su primer programa de becas, organizó una formación para sus gerentes para que supieran qué buscar al elegir a los solicitantes para el programa.

«Sabíamos que el proceso de entrevista tendría que ser diferente para… evaluar las habilidades que habrían tenido en el momento en que salieron de la fuerza de trabajo», dijo Kelley Berlin, director de recursos humanos de Grubhub. «No podíamos evaluarlos por sus habilidades tecnológicas actuales. Teníamos que mirar su nivel de rendimiento y su potencial en relación con el momento en que salieron».

Sin embargo, a medida que entramos en el segundo año de una pandemia mundial, las empresas pueden empezar a ver las brechas de empleo prolongadas de manera diferente, especialmente a la luz de los cierres de escuelas y guarderías.

«Todo el mundo ha tomado conciencia de que el cuidado es un conflicto», dijo. «El reconocimiento de que a menudo no es una elección o es una elección que está tan limitada por factores externos que las familias individuales no pueden controlar».

El papel de las becas de reincorporación

Goldman Sachs lanzó un programa de becas de reincorporación en 2008, que requiere que los solicitantes hayan estado fuera de la fuerza de trabajo durante dos años o más. Pero la empresa está estudiando la posibilidad de rebajar ese mínimo, lo que ampliaría el grupo de solicitantes a los trabajadores que salieron durante la pandemia.

«Estamos muy centrados en cómo modificar esos requisitos, porque hay mujeres que se tomaron un año de descanso en el punto máximo de covid-19 y son mujeres que deberían tener la oportunidad de incorporarse», dijo Megan Hogan, directora de diversidad de Goldman.

Añadió que aprovechar el talento que se retiró de la plantilla durante la pandemia ayudará al banco a seguir siendo competitivo.

La primera semana del programa de 12 semanas de Goldman Sachs se centra en la capacitación, seguida de un período de entrenamiento en una de las divisiones del banco. Los participantes son emparejados con un gerente, un entrenador y personas que ya han regresado.

La empresa recibe un promedio de 1.000 solicitudes anuales para su programa en Estados Unidos y acepta entre 25 y 30. Aproximadamente el 75% de los que pasan por el programa reciben ofertas para convertirse en empleados a tiempo completo.

Wells Fargo lanzó su programa Glide Relaunch en EE.UU. cuando la pandemia hacía estragos el pasado otoño. Recibió más de 800 solicitudes, que se tradujeron en una clase de 34 personas. El programa de este año era totalmente a distancia, y requería al menos dos años de interrupción de la carrera profesional y siete años de experiencia previa.

Aunque los cimientos del programa comenzaron antes de la pandemia, el momento del lanzamiento suscitó un gran interés.

«Como el programa se lanzó en noviembre de 2020, la reserva de talento fue increíble en términos de lo que recibimos», dijo Sandra Fernandes, que dirige el programa de becas de Wells Fargo. «Con nuestra publicación inaugural que atrajo a unos 836 solicitantes, creo que eso resultó solo por el mercado de trabajo que existía que se ajustaba a lo que Wells Fargo tenía para ofrecer».

Los participantes recibían un salario de US$ 40 por hora durante el programa de reincorporación y los salarios de los puestos a tiempo completo que se ofrecían después del programa de ocho semanas eran de US$ 100.000 o más, según Fernandes.

«Quedamos tan impresionados con lo que nuestro programa inaugural aportó a la mesa… que para el segundo año triplicaremos la clase, con el objetivo de incorporar a 100 pasantes a la empresa», dijo Fernandes.

El impacto de la pandemia en el progreso de las mujeres en el mercado laboral desempeñó un papel en la decisión de la empresa de narración de audio Audible de lanzar su programa de becas, Next Chapter, a principios de este año. Su primera generación finaliza el programa este mes.

«Pensamos que lanzarlo durante la pandemia sería lo mejor porque podríamos apoyar al mayor número de cuidadores y a sus familias debido a la falta de empleo causada por la pandemia», dijo Anne Erni, directora de personal de Audible. «Sabíamos que era muy difícil reincorporarse al mercado laboral para los profesionales que interrumpían su carrera para ser cuidadores y sabíamos que sería exponencialmente más difícil durante la pandemia».

Añadió que el programa, que tiene una duración de 16 semanas, contribuirá a establecer unas condiciones equitativas.

«Por mucho que hayamos avanzado en cuanto a compartir las responsabilidades del hogar con nuestras parejas… la carga de los cuidados sigue recayendo a menudo en las mujeres. Así que las mujeres han tenido que tomar esa difícil decisión de desprenderse parcial o totalmente», dijo Erni. «Tenemos que retomar el progreso».