CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Celebridades

OPINIÓN | El jurado en el caso de Johnny Depp contra Amber Heard tendrá que decidir a qué actor creer

Por Paul Callan

Nota del editor: Paul Callan es analista jurídico de CNN, exfiscal de homicidios de Nueva York y asesor del bufete de abogados neoyorquino Edelman & Edelman PC, centrado en casos de condenas erróneas y derechos civiles. Síguelo en Twitter @paulcallan. Las opiniones expresadas en este comentario le pertenecen únicamente a su autor.

(CNN) -- Hay una historia, tal vez dudosa, que dice que la hija de Johnny Depp, Lily-Rose, cuando le preguntaron a qué se dedicaba su padre respondió: "Mi papá es un pirata". Si Depp obtiene una gran indemnización por daños y perjuicios en el caso que ahora se juzga en Fairfax, Virginia, su leyenda de pirata podría aumentar. Por supuesto, el jurado podría optar por conceder una enorme suma de dinero a la exesposa de Depp, Amber Heard, si aceptan sus tristes descripciones de la violencia y los abusos que supuestamente le infligió Depp. Otra posibilidad real es que ambos sean expulsados del tribunal con las manos vacías.

El juicio por difamación de Depp contra Heard llegó el jueves a su día 15. Depp alega que Heard le acusó falsa y maliciosamente de maltrato doméstico, dañando su carrera y su reputación por valor de US$ 50 millones. Heard ha contrademandado por US$ 100 millones, por perjuicios causados.

El papel de la audiencia en el juicio de Depp contra Heard 3:32

Tanto Heard como Depp han negado mutuamente las acusaciones de maltrato.

Los primeros 15 días de este juicio se han parecido más a un programa de “reality” que a un juicio en Virginia. Depp está ataviado, según la verdadera tradición de las estrellas de cine, con llamativas combinaciones de ropa mientras lleva múltiples anillos, una coleta, gafas de sol, un pañuelo ascot, pendientes y una serie de tatuajes visibles dignos de su famosa interpretación del capitán Jack Sparrow en "Pirates of the Caribbean".

La audiencia en la sala ha estado llena, con filas de espectadores que buscaban echar un vistazo a Depp y Heard.

Así fue la relación entre Johnny Depp y Amber Heard 3:31

Sin embargo, Depp es claramente quien atrae al público. Esto es comprensible dado el papel del actor de 58 años como protagonista de 40 películas con una recaudación global de más de US$ 8.000 millones que lo sitúan en el puesto número 3 de la recaudación total mundial. En comparación, Heard, de 36 años, ocupa el puesto 2.086 en su papel de actor secundario en 11 películas que han recaudado menos de US$ 1.200 millones. (Por supuesto, la carrera de Depp también ha sido más larga que la de Heard).

En el período previo al juicio, muchos abogados con los que hablé y que seguían el caso pensaban que Depp no tenía ninguna posibilidad de ganar. Los casos de difamación presentados por una figura pública como Depp son más difíciles de probar porque el demandante debe demostrar no solo que una declaración ofensiva sobre él era falsa, sino también que se hizo con "malicia".

Depp también había perdido un caso de difamación contra un tabloide británico en 2020 que lo describía como "golpeador de mujeres".

Durante los primeros 13 días del juicio, los abogados de Depp intentaron sistemáticamente destrozar la reputación de Heard llamando a numerosos testigos que declararon que cosas que habían visto y oído sugerían que ella había sido abusiva con Depp. Depp testificó de forma extraña y entrecortada, raramente haciendo contacto visual con alguien en la sala, pero la historia que contó pareció convincente para muchos, especialmente para sus fans.

Respaldados por el testimonio en directo y el video de la declaración de su guardaespaldas, Malcolm Connolly, y otras personas, los abogados de Depp afirmaron que los abusos de Heard contra Depp comenzaron en su viaje de luna de miel en el Orient Express. Connolly testificó que observó arañazos en el cuello de Depp junto con hematomas en la cavidad ocular y la nariz, así como un labio hinchado, tras un supuesto ataque especialmente violento de Heard durante el viaje. El guardaespaldas dijo que parecía "que había chocado con una puerta, o que una puerta había chocado con él".

El testimonio directo de Depp pintó el matrimonio como una cámara de los horrores. Recordó haberse escondido en un baño para protegerse una vez después de haber sido golpeado en el cráneo por Heard, quien admite en la cinta de audio que no puede negar esto porque estaba "bajo la influencia de Ambien" en ese momento.

En otro incidente, Depp sostiene que Heard le lanzó una botella de vodka, que casi le cortó el dedo, dejándole "el hueso de fuera". El guardaespaldas Travis McGivern se sumó a la letanía de acusaciones de actos violentos, relatando que vio a Heard lanzar una lata de Red Bull a la espalda del actor y también escupirle.

Esta es apenas una lista parcial de los ataques violentos descritos gráficamente durante los tres días de testimonios presentados por los abogados de Depp, quien indicó que a veces tuvo que defenderse de Heard.

Este testimonio fue reforzado por una psicóloga, Shannon Curry, contratada por los abogados de Depp, que examinó a Heard durante 12 horas. Llegó a la conclusión de que Heard padece un trastorno límite de la personalidad y un trastorno histriónico de la personalidad.

Un trastorno límite de la personalidad, dijo Curry, "parece ser un factor predictivo para las mujeres que ejercen violencia contra su pareja". En cuanto al trastorno histriónico de la personalidad, los síntomas muestran "dramatismo y superficialidad", dijo.

El equipo legal de Heard respondería más tarde a las afirmaciones de Curry con el testimonio de su experta contratada, una psicóloga forense, Dawn Hughes, que había dicho previamente que la actriz había sido objeto de violencia sexual por parte de Depp y creía que Heard tenía un trastorno de estrés postraumático como resultado del supuesto abuso.

Cuando Heard subió al estrado después de que los abogados de Depp hubiesen descansado su caso, su comportamiento contrastó notablemente con el de Depp. Mantuvo el contacto visual con los miembros del jurado y con sus interlocutores, derramando lágrimas y, a veces, sonrisas de forma regular, mostrando abiertamente sus emociones.

Depp, por el contrario, parecía mantener la mayor parte de su contacto visual con un monitor situado en el estrado, a menudo murmurando y raramente cambiando su tono de voz o mostrando algún tipo de emoción. Depp casi parecía estar interpretando a uno de sus extraños personajes cinematográficos en lugar de a sí mismo.

Heard relató una historia especialmente desgarradora en la que Depp le arrancó la ropa y la sometió a un "registro de cavidades" en busca de drogas mientras estaba de vacaciones con unos amigos en 2013.

Según su testimonio, el grupo de amigos había estado consumiendo hongos - "drogas de la risa", como Heard las llamó, y ella había ingerido una tapa de hongo- antes de que ocurriera este evento. Dijo que no intentó marcharse cuando Depp terminó este acto particularmente vil o cuando destrozó el interior de la caravana en la que se alojaban con una furia aterradora, aunque describió la angustia que sintió. Luego continuaron las vacaciones en el parque de caravanas con amigos.

Heard fluctuó entre testificar sobre historias de Depp abusando de ella y describir lo mucho que lo amaba. Los expertos en casos de abuso doméstico a menudo testifican que esto no es un comportamiento anormal para una víctima de abuso. En última instancia, el jurado tiene que evaluar la relevancia del comportamiento en cada caso individual.

Evaluar las lágrimas de los testigos puede ser particularmente difícil para los jurados, en cualquier caso. Heard derramó bastantes en su testimonio cuando narró los supuestos abusos sexuales, físicos y emocionales de Depp contra ella. La cuestión a la que se enfrentarán los jurados es si las lágrimas y las muestras de emoción fueron una respuesta auténtica y comprensible a un trauma y un abuso infligido realmente o "la actuación de toda una vida", como alegan los abogados de Depp.

Cuando el caso se reanude el 16 de mayo, es probable que dure al menos otras dos semanas, ya que tanto Depp como Heard tratan de corroborar sus afirmaciones con testigos creíbles y otras pruebas. Se pueden esperar más testimonios y titulares, lo que causará un daño sustancial y permanente a la reputación y las carreras de estos dos famosos actores. A diferencia de sus exitosas películas, el juicio de un caso de difamación rara vez tiene un final feliz.