CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Chile

Boric asegura que Chile no romperá relaciones con Venezuela tras declaraciones de fiscal venezolano

Por Cristopher Ulloa

(CNN Español) -- El presidente de Chile, Gabriel Boric, afirmó este viernes que descarta romper relaciones con Venezuela tras los dichos del fiscal general de este país, Tarek William Saab, quien planteó, sin presentar prueba alguna, la posible intervención de agentes chilenos en el secuestro y asesinato del militar retirado venezolano Ronald Ojeda, ocurrido en Santiago en febrero pasado.

“En política internacional, la regla general es que es indeseable romper relaciones, por muchas diferencias que uno tenga con países. La manera de solucionar los problemas es conversando, no dejando de conversar. Yo he visto muchas bravatas en política internacional, pero lo que me he dado cuenta que funciona es cuando hay trabajo serio, sostenido en el tiempo y no tanta declaración rimbombante”, dijo el mandatario a CNN Chile Radio.

Boric reiteró que seguirán en la línea de defender la seriedad y responsabilidad de las instituciones chilenas. “La Fiscalía y el Ministerio Público cuentan con todo nuestro respaldo para llevar adelante esta investigación, que además la Fiscalía y el Ministerio Público han dado cuenta que logran resultados. Esto no es solamente una quimera”, agregó.

El Gobierno de Chile, sin embargo, sí presentó una nota de protesta este jueves por las declaraciones del fiscal general de Venezuela.

Política internacional

Respecto a su relación con el presidente de Argentina, Javier Milei, Boric aseguró que su objetivo es dejar la mejor relación posible entre ambos pueblos.

publicidad

“Uno tiene que ser muy responsable y tener una perspectiva de Estado, no de gustos personales. Dicho esto, es evidente que en materia de convicciones y donde nos situamos en materia de principios tenemos una diferencia muy clara con el presidente Milei, pero eso no quita que las relaciones institucionales con Argentina tienen que ser las mejores posibles”, dijo.

Boric también reflexionó en torno al auge de figuras con políticas más extremistas en Latinoamérica.

“Chile no está exento de los riesgos que está enfrentando la democracia en el mundo entero y, por lo mismo, es importante que no la demos por sentada. Por eso yo tengo la convicción de que todos quienes estamos en política ―y no pienso solamente en quienes hemos hecho de la política nuestro oficio, sino también en la sociedad civil― tenemos que buscar maneras de convivencia que no impliquen la negación del otro. Al final, algo tan simple como querernos un poquito más. Acá vamos a seguir estando en Chile, nos caigamos bien o nos caigamos mal, seamos de derecha o seamos de izquierda. La gran mayoría de los ciudadanos piensa no en función de una ideología política determinada, que yo creo que es legítimo tenerla y deseable tenerla en política, sino en cómo vamos a construir una mejor sociedad”, abundó.

“Las diferencias que tenemos con la derecha, muy profundas y que han quedado en evidencia en los últimos años, no pueden hacernos olvidar que nos seguimos necesitando, y creo que es deseable que colaboremos para construir una mejor patria. Yo, por lo menos, voy a seguir actuando con esa lógica desde mi cargo de presidente de la República”, concluyó Boric.