CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
CNN Radio Argentina

La controversia por las excarcelaciones: «El Gobierno cometió errores no forzados»

Por CNN Radio Argentina, Guillermo Panizza

(CNN Radio Argentina) — El legislador porteño Leandro Halperín (UCR-Evolución) afirmó este domingo en CNN Radio que «el Gobierno nacional cometió errores no forzados a la hora de abordar el problema de las cárceles», a la vez que manifestó que «no hay una liberación masiva de presos».

En el programa CNN Aire de mañana, que conduce Guillermo Panizza, el especialista en temas carcelarios sostuvo que «el mal de la infodemia, las noticias falsas que circulan» cobra en este momento de pandemia por coronavirus una gravitación crucial. Y expuso que «hay recomendaciones sobre cómo actuar en lugares cerrados como geriátricos y prisiones para que el sistema sanitario pueda resistir la demanda. Si ingresa el virus en las cárceles, muchas personas podrían saturar los hospitales e incluso perder la vida».

No hay una liberación masiva de presos

Existe hoy, dijo, «una confusión muy grande y una discusión sobre derechos con un ida y vuelta permanente». Al mismo tiempo, indicó que «al principio de la pandemia empezamos a ver algunas cosas. Uno de los primeros en obtener domiciliaria fue el ex vicepresidente (Amado) Boudou, con el argumento de que tenía dos chicos para cuidar. El Gobierno y el Poder Judicial cometieron errores». Y añadió: «La prisión domiciliaria debe aplicarse a delitos leves. No es posible que violadores, homicidas, femicidas, genocidas o condenados por corrupción vuelvan a su domicilio ni por COVID-19 ni por ninguna circunstancia excepcional. Hay que cambiar el lugar donde se cumple la pena».

Halperín remarcó que «la ley les da derecho a las víctimas y esto no fue considerado» y estimó que no habría que beneficiar «a los amigos del poder». De todos modos, aclaró que «todo el tiempo hay personas que quedan en libertad porque cumplen su condena». Y especificó que en abril de este año salieron 500 personas más que en el mismo mes de 2019.

La pandemia muestra el real estado de nuestro Estado

Para el diputado, hay «tres requisitos que no se cumplen: la objetividad sobre quienes pueden acceder (a la prisión domiciliaria), el control y la información veraz». Y reforzó: «La pandemia muestra el real estrado de nuestro Estado, que llega tarde y mal al problema».

La sociedad tiene miedo. Precisamos debates sensatos

Los motines en penales, el repudio de gran parte de la sociedad y el sonoro cacerolazo del jueves dispararon la controversia sobre las excarcelaciones. «Lo que pasó en las cárceles se podía prevenir. No cuidaron a quienes están en ellas y los desprotegieron. Precisamos debates sensatos», explicó.

«La sociedad tiene miedo», sopesó. Pero auscultó que «no podemos quitarles derechos fundamentales a las personas que están en prisión. Podemos quitarles la libertad, no la vida».

«Fracasan los mecanismos de prevención. Un buen comienzo sería que el Estado respetara la ley en las cárceles, que nos generan mucha preocupación por quiénes están y porque sabemos cómo salen. Hay personas que no ameritaban la prisión domiciliaria aunque estén en el grupo de riesgo: tendrían que haber sido aisladas dentro del penal», concluyó.