CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
CNN Radio Argentina

A 26 años del atentado a la AMIA, entre el dolor y una noticia «agridulce»

Por CNN Radio Argentina, Nacho Girón

(CNN Radio Argentina)– A 26 años del atentado terrorista a la AMIA, el abogado de la mutual judía argentina Miguel Bronfman dijo este viernes en CNN Radio que las nuevas revelaciones sobre la compra de explosivos utilizados por el atacante conforman «una noticia agridulce» pero al mismo tiempo demuestran que «hay pruebas» que aún se pueden encontrar en la causa.

«Datos siempre pueden aparecer y por eso uno no puede dejar la pelea y esto lo confirma», aseveró Bronfman en CNN Primera Mañana.

El letrado recordó que «hace muchos años está esclarecido un patrón de llamadas telefónicas desde Buenos Aires entre el 1 de julio y el 18 de julio, día del atentado» y precisó que «es muy significativo porque son llamadas que se hicieron desde Buenos Aires a números del exterior en la Triple Frontera y el Líbano«.

Son llamadas que «nunca se hicieron ni antes no después a esa fecha. El primer llamado es del 1 de julio a la mañana en Ezeiza», indicó el abogado y señaló: «La Triple Frontera es bastión del Hezbolá y el Líbano es el origen de Hezbolá», el movimiento chiita respaldado por Irán.

Bronfman señaló que en «uno de esos días» se realizaron llamadas «desde locutorios cercanos a la AMIA» y detalló que «entre los llamados que se hacen se detectó que también se llamó a un número que correspondía en la época a un local de (la localidad bonaerense de) del Viso que vendía productos para agronomía, como el anomal, que puede ser y de hecho fue utilizado como explosivo en el atentado».

Y añadió: «Se dio con dueño del local y se refirió que en aquella época vendía amonal» pero «no recordó nada en particular y dijo que vender seis bolsas de 50 kilos hubiera sido una venta común y no habría motivo para que la recuerde».

«Es al mismo tiempo una noticia agridulce. Bienvenido el dato. Me confirma que este hombre estaba en la búsqueda de explosivos pero el tiempo que ha pasado» es demasiado, enfatizó.

El abogado de la mutual judía argentina dijo que «la sensación es que se nos escapa de las manos siempre porque esta información no pudo ser confirmada mucho tiempo antes».

Y añadió: «Esto es desgastante y frustrante pero al mismo tiempo indica que hay pruebas que se pueden seguir buscando».

Bajo el lema “Que la Justicia no se lave las manos«, se realizó hoy el acto central a 26 años del atentado a la AMIA, este año bajo la modalidad virtual. La ceremonia se celebró un día antes de la fecha del aniversario para dar cumplimiento al Shabat, el día sagrado de descanso para el judaísmo.

El 18 de julio de 1994 una bomba estalló en la la mutual israelita argentina AMIA causando 85 muertos y cientos de heridos. El juez de la causa, Rodolfo Canicoba Corral, presentó hace unos días su renuncia como magistrado.

En su diálogo con Nacho Girón, el letrado recordó además que los autores del ataque terrorista están identificados y sus capturas fueron solicitadas a Interpol. Se trata de ex funcionarios iraníes y de miembros del movimiento Hezbolá.

«Sabemos quién fue. Hay pedidos de captura. Interpol respalda los pedidos de captura con máxima prioridad. Necesitamos que las autoridades tengan la convicción de convencer al resto de los países del mundo de que necesitamos su colaboración» para lograr esas detenciones, la extradición y que sean juzgados en el país, concluyó.