CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
CNN Radio Argentina

El precio del boleto: el conflicto entre el gobierno y las empresas de colectivos en el AMBA

Por CNN Radio Argentina, Pepe Gil Vidal

(CNN Radio Argentina) -- Luciano Fusaro, Vicepresidente de la Asociación Argentina de Empresarios del Transporte Automotor (AAETA), habló esta mañana en CNN Radio sobre el agravamiento del conflicto entre las empresas de colectivos en el AMBA y el gobierno nacional: "Hay 30% de los costos que no se están cubriendo, la UTA y la Secretaria de Transporte ya saben de esto y en cierta forma nos dicen cuánto pagar de salarios en marzo".

En comunicación con CNN Primera Mañana, con Pepe Gil Vidal, Fusaro declaró: "Lo que no entra por tarifas, que es alrededor del 30% por subsidios, no hay mucho margen para moverse y considerando que hay otros rubros subvaluados".

"Para hacer frente a lo que pide la UTA se necesta 12.500 millones de pesos solamente para el rubro salarios, que a diferencia de otra actividad y como nosotros no fijamos el precio de lo que hacemos, es el Estado quien calcula el costo necesario de la operación", agregó.

En este punto, Fusaro remarcó que hoy un boleto de colectivo en el AMBA sin subsidios debería valer 1200 pesos, "de manera de cubrir un servicio con la calidad y la seguridad que demanda la población".

Y criticó: "De esa cifra, entre tarifa y subsidio percibimos algo más de la mitad, por eso el problema es grande y hay cada vez más coches parados. Hay menos colectivos en la calle y la gente lo sabe, cada vez es más grande el desfinanciamiento y, por ende, hay más coches parados. No debería sorprender a nadie porque es la consecuencia natural de un proceso que lleva años".

Respecto a la iniciativa de subsidiar a la demanda, Fusaro se mostró a favor y pidió rápidamente por su implementación. Y puntualizó que registraron una baja del 11% de pasajeros en días hábiles de marzo como consecuencia de la reducción de la frecuencia de colectivos.

Por último, afirmó que los precios quedan atrasados por la inflación, que todavía "es de dos dígitos".