Más de EE.UU. (10 videos)

EE.UU. podría cobrar impuestos a la realeza británica

El anuncio del nacimiento de un bebé suele ser motivo de gran alegría para las familias involucradas, pero la llegada al mundo del más reciente miembro de la familia real británica, el primer hijo entre el príncipe Enrique y su esposa Meghan Markle podría generar compromisos con el Servicio de Impuestos Internos de Estados Unidos. Más aún, la llegada del primogénito también podría arrastrar problemas fiscales a la realeza inglesa. ¿Cómo? Lo explica Max Foster.