Invítale una cerveza a un amigo con solo un tuit

(CNN) — ¿Buscas convencer al público sobre tu plan para combinar Twitter con el consumo de cerveza? Bueno, no hay mejor lugar para impulsar esa idea que el South by Southwest Interactive, el encuentro anual conocido como el spring break de los geeks. (O de hipsters a quienes les gusta la tecnología. La línea es cada vez más borrosa en estos días).

La aplicación móvil Tweet-A-Beer fue presentada en el SXSW, el festival en Austin, Texas, que ha ayudado a lanzar este tipo de redes sociales como Foursquare y Twitter.

Tweet-a-Beer, de la empresa Tenfour en Portland, combina tus cuentas de Twitter y PayPal para que puedas invitar una cerveza a un amigo a través de internet. Su graciosa página asegura que la aplicación fue creada “para asegurar que la distancia, la agorafobia y las rivalidades de pandilla no les impidan compartir una cerveza”.

Tweet-A-Beer utiliza Chirpify, una aplicación de pago a través de Twitter. Una vez registrado, el usuario introduce el nombre de pantalla de otro usuario de Twitter y la aplicación deposita un crédito de 5 dólares a su cuenta de PayPal.

También puedes introducir un mensaje —la aplicación sugiere indicar la razón del obsequio o tal vez un lugar y hora sugerida para reunirse—, y aparecerá en un tuit.

El receptor hace clic en e botón 'cobrar dinero de cerveza' y —¡voilá!— su cuenta de PayPal tiene 5 dólares para usar.

Así que, técnicamente, podrías usar esos 5 dólares en iTunes o Amazon, o para apostar en juegos de azar en línea de dudosa legalidad o, bueno, en casi cualquier cosa. Pero debe haber algún mal karma asociado a no comprar una cerveza electrónica cuando un amigo se ha tomado el tiempo en tuitearla para ti.

“En serio, recomendamos su uso para comprar cerveza”, dice el sitio web de la aplicación. “Porque... es cerveza”.

Chirpify cobra una tarifa de 10 centavos de la cuenta del beneficiario por cubrir la transacción. Tenfour y la empresa de relaciones públicas asociada Waggener Edstrom indican que no ganan dinero con el negocio de compartir cerveza.

“Hicimos esto porque tenemos sed”, escribieron.