(CNNMoney) - Dos tuits golpearon la ya maltrecha moneda de México este jueves.

"Si México no quiere pagar el muy necesitado muro, entonces será mejor cancelar la reunión", tuiteó el presidente de EE.UU. Donald Trump el jueves en la mañana.

Poco después de mediodía, el presidente de México Enrique Peña Nieto hizo lo mismo.

Luego el peso mexicano cayó rápidamente, bajando hasta 1,4%, un declive significativo en solo unas cuantas horas. Se recuperó un poco, pero siguió con una caída de mas de 1%.

Un peso actualmente vale menos de 5 centavos de dólar.

El peso mexicano está cerca a su nivel histórico más bajo  y Trump es la principal razón. Sus amenazas de imponerle aranceles a México y renegociar e TLCAN han causado que el peso caiga drásticamente desde la elección estadounidense. La caída del peso es en su mayoría un reflejo de las expectativas de los inversionistas sobre la economía mexicana.

Pero las amenazas de Trump contra México tampoco son buenas para los trabajadores estadounidenses, dicen los expertos en comercio.

161109062749-custom-markets-mexican-pesos-down-780x439

Después de todo, 6 millones de trabajos en EE.UU. dependen del comercio con México, según la Cámara de Comercio de Estados Unidos. Perturbar el comercio con aranceles y nuevas reglas pondría en riesgo empleos en EE.UU. y México, dicen los expertos.

Y 40% de las partes de un producto mexicano importado en Estados Unidos de hecho tienen origen en EE.UU. Las cadenas de suministro a lo largo de Canadá, EE.UU. y México unen la fortuna laboral de los trabajadores en los tres países.

Además, una moneda mexicana más débil juega en favor de México en algunos aspectos. Le facilita a México vender sus productos a compradores estadounidenses porque se vuelven más baratos. En alguna medida, un peso débil es una ventaja mientras que un dólar fuerte es una carga para las compañías estadounidenses que venden en otros países porque sus productos se vuelven más caros para los extranjeros.

En todo caso, la razón por la caída del peso —las amenazas de Trump— es sin duda algo malo para la economía de México si se vuelven realidad. Ese país depende mucho del comercio con EE.UU. Más del 80% de las exportaciones mexicanas llegan a Estados Unidos.

El peso ha perdido casi 13% de su valor desde la elección. Las amenazas de Trump incluso han causado que el banco central mexicano diga que su perspectiva económica se ha "deteriorado". La semana pasada, el Fondo Monetario Internacional pronosticó que la economía mexicana crecerá 1,7% este año. El año pasado, creció 2,2% según dijo el ministro de Finanzas.