(CNN) - "De clase mundial", una descripción usada con frecuencia para aclamar a los futbolistas, pero rara vez se le define.

Alex Ferguson dijo una vez que considera que sólo cuatro de sus exjugadores en el Manchester United han sido realmente "de clase mundial", elogiando el talento de Ryan Giggs, Paul Scholes, Cristiano Ronaldo y Eric Cantona.

Para Ferguson, que pasó más de un cuarto de siglo a la cabeza del equipo más exitoso de la Premier League inglesa, estos jugadores "marcaron la diferencia", convirtiendo a un gran equipo en un equipo excepcional.

Sus comentarios fueron criticados por muchos que dijeron que tenía aún más grandeza a su disposición, como el influyente capitán Roy Keane, pero no hay duda de que el juego moderno está obsesionado con la etiqueta.

Harry Kane es el último beneficiario: su técnico del Tottenham, Mauricio Pochettino, lo cataloga entre los "mejores del mundo" tras dos tripletes en una semana y tres en dos meses.

"Harry tiene el perfil para ser una leyenda", dijo un entusiasmado Pochettino. "Tal vez está empezando a ser una leyenda con los goles que está anotando y la forma en que se comporta. Es muy profesional".

Kane, por su parte, no se dejó inquietar por los elogios. "Siento que si miras mis estadísticas y mis goles, entonces estoy arriba", dijo después de que el triplete del fin de semana pasado contra el Stoke City lo llevara a la cima de la tabla de goleadores de la Liga Premier inglesa con 17 anotaciones.

Harry Kane, del Tottenham Hotspur, le anota un tanto al Everton durante su partido de este fin de semana en la Liga Premier inglesa. (Crédito: Ian Walton/Getty Images)

Élite mundial

Kane ha anotado un gol cada 106.4 minutos en la Premier League esta temporada. Con 0,81 goles por partido, el jugador de 23 años tiene la mejor tasa goleadora en la división para un jugador que haya jugado cinco partidos o más.

Luego de perderse diez partidos por una lesión en el tobillo sufrida en septiembre, ha anotado nueve veces en ocho partidos de liga en el 2017 y doce en todas las competiciones, un récord mejorado sólo por Lionel Messi, del Barcelona.

Sin embargo, muchos se burlarían sobre la idea de que Kane, quien no pudo anotar en una Inglaterra que tuvo una nueva decepción en la Eurocopa 2016, esté entre la élite mundial.

Algunos afirman que un jugador de clase mundial también debería haber brillado en un torneo internacional, a pesar de que el galés Giggs y el norirlandés George Best nunca jugaron una Copa del Mundo.

Algunos dicen que un jugador de clase mundial necesita ponerse a prueba en más de una liga, aunque Scholes y el defensa italiano Paolo Maldini nunca salieron del Manchester United y del AC Milan, respectivamente.

Harry Kane, del Tottenham Hotspur, celebra tras anotarle un gol al Everton. (Crédito: Julian Finney/Getty Images)

Goles en liga por partido (en las cinco principales ligas europeas)

Otros sostienen que un jugador de clase mundial necesita ganar trofeos, pero incluso un jugador promedio puede ganarlos en un equipo extraordinario.

Siempre hay una advertencia, una anomalía o una excepción a la regla. Entre los 32 grandes trofeos que ha ganado el delantero del Manchester United Zlatan Ibrahimovic no se ve el de la Liga de Campeones de Europa, a pesar de haber jugado en clubes como Juventus, Barcelona, Paris Saint Germain, Inter y AC Milan.

Se trata de una calidad más indefinible y evasiva, que ha recaído esta semana en la evaluación que hiciera el legendario mediocampista de contención Claude Makelele sobre N'Golo Kante, del Chelsea, en camino de convertirse en el tercer jugador en ganar títulos consecutivos de la Liga Premier con diferentes clubes, pero esta gesta no será considerada "excepcional" hasta que se añada "esa aura".

El Tottenham prestó a Kane a cuatro diferentes clubes entre el 2011 y el 2013. Hizo su debut en la selección inglesa en el 2015.

El número 10 del Tottenham podría no tener ese aura, pero Kane no es ciertamente la "maravilla de una temporada" que algunos dicen que es. Después de anotar una vez en sus primeros trece partidos en el Tottenham la campaña pasada, el futbolista salido de las divisiones inferiores rápidamente calló a los críticos, acabando la temporada 2015-2016 con la Bota de Oro de la Liga Premier. Anotó en 25 ocasiones, cuatro veces más que en la 2014-2015 cuando fue segundo detrás del argentino Sergio 'Kun' Agüero.

Un año después, Kane podría convertirse en el primer jugador del Tottenham en superar los 20 goles en la liga en tres temporadas consecutivas desde Jimmy Greaves, el máximo goleador de todos los tiempos en las cinco mejores ligas de Europa, con 366 tantos antes de su último partido de alto nivel en 1971.

Goles en la liga desde la temporada 2014-2015 (en la Liga Premier)

Aunque no ha sido bendecido con un estilo particular o un ritmo devastador, Kane ha perforado las redes más de cien veces en todas las competiciones antes de cumplir los 24 años.

Entonces, ¿por qué un jugador con más goles por liga que Karim Benzema, Neymar y Pierre-Emerick Aubameyang desde el comienzo de la temporada 2014-2015 no está en el mismo cielo de esas estrellas?

Algunos afirman que Kane sólo le hace goles a chicos, aunque ya ha anotado contra 23 de los 25 equipos de la Premier League que ha enfrentado. Otros dicen que no lo hace cuando se necesita, pero Kane tiene 17 goles en sus últimos 17 clásicos de Londres, y más contra el Arsenal, el principal rival del Tottenham, que contra cualquier otro equipo.

De hecho, los únicos jugadores que tienen una mejor relación de gol en la historia de la Liga Premier son Thierry Henry (122 minutos) del Arsenal y Agüero (110 minutos) del Manchester City.

Puede estar a 194 goles del poseedor del récord Alan Shearer, pero el gigante de Newcastle, ahora comentarista de televisión, ya está diciendo que Kane "podría romperlo" si permanece en forma y permanece en los Spurs durante los próximos diez años.

La gente sigue hablando y Kane sigue anotando. Y con los Spurs en segundo lugar en la clasificación con doce fechas por jugarse, más un encuentro de cuartos de final de la Copa FA contra el Millwall de tercera división, él tiene sus miras fijadas firmemente en terminar una vez más como el máximo cañonero de la temporada.

"Como delantero, siempre quieres ganar la Bota de Oro", dijo Kane, quien pudo unirse a estrellas de la Liga Premier como Shearer, Henry, Michael Owen y Robin van Persie como ganadores de la distinción en temporadas consecutivas.

"Hay un montón de grandes anotadores allí arriba en este minuto y todavía hay un montón de partidos por jugar. Sería genial ganar de nuevo la Bota. Está allá arriba en mi casa y me gustaría ganar otra".

¿Y esa etiqueta de clase mundial?

"Si la gente quiere decir y escribir eso, estoy más que feliz con ello".