(CNN) -  Michael Cohen, ex abogado personal del presidente Donald Trump, se declaró culpable en el tribunal federal de Manhattan el martes de ocho cargos penales, admitiendo que "en coordinación y bajo la dirección de un candidato a un cargo federal" actuó para mantener información que habría sido perjudicial para el candidato y la campaña se hagan públicos durante el ciclo de elecciones de 2016.

Los cargos contra Cohen, un abogado de Trump hasta principios de este año y miembro de su círculo íntimo durante su campaña presidencial, ponen fin a una investigación de meses de duración por parte de la Oficina del Fiscal Federal para el Distrito Sur de Nueva York. Y exponen, a través de la información criminal presentada en contra de Cohen ante el tribunal, que actuó con Trump y sus aliados, incluido David Pecker, el director ejecutivo de la casa editora del National Enquirer, American Media Inc., para bloquear versiones potencialmente dañinas contra el ahora presidente.

Aunque el propio Trump no es nombrado, la presentación ante el tribunal se refiere a un Individuo-1, que para enero de 2017 se había convertido en presidente de los Estados Unidos.

Cohen se declaró culpable de evadir la evaluación de deuda tributaria, suministrar declaración falsa a un banco, inducir a contribución corporativa ilegal y contribuir de forma excesiva a una campaña.

La Oficina del Fiscal de Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York investiga a Michael Cohen por posible fraude bancario, fraude fiscal y violaciones de financiamiento de campaña.

LEE: ¿Qué está tratando de hacer Michael Cohen? Tres teorías al respecto

Como parte del acuerdo de declaración de culpabilidad no se espera que Cohen coopere con el gobierno, dijo una fuente. Sin embargo, al declararse culpable, tanto Cohen como los fiscales evitarían el espectáculo y la incertidumbre de un juicio.

Michael Cohen, exabogado de Donald Trump. (Crédito: Yana Paskova/Getty Images)

Michael Cohen, exabogado de Donald Trump. (Crédito: Yana Paskova/Getty Images)

Esto representa un golpe duro para Trump. Cohen fue parte del círculo interno de Donald Trump por más de una década, trabajó como su abogado personal en la Organización Trump y siguió asedorando al Presidente después de las elecciones. Cohen dijo una vez que recibiría una bala por Trump, pero la relación entre los dos se ha deshilachado desde una incursión del FBI, en abril, a la oficina de Michael Cohen, en la habitación del hotel y en su casa.

Trump se ha distanciado de Cohen, quien ha dicho a amigos suyos que se sentía aislado, según estos amigos. El mes pasado, Cohen le dijo a ABC News que su lealtad es primero con su familia y su país, no con el presidente.

Este martes por la mañana, se vio a Cohen entrar a la oficina de su abogado, pero no respondió a las preguntas de los reporteros. Los abogados de Cohen, Guy Petrillo y Lanny Davis, no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios. Un portavoz de la Oficina del Fiscal de Estados Unidos no quiso hacer comentario alguno.

La investigación de Cohen fue remitida al Distrito Sur de Nueva York por el fiscal especial Robert Mueller. Si el acuerdo de declaración de culpabilidad no incluye la cooperación de Cohen, no queda claro si continuará con lo que contó a sus amigos, según las fuentes, que está dispuesto a hablar con Mueller.

Los fiscales dijeron en la corte que su investigación se centra en las transacciones financieras personales de Cohen. La orden que autorizó el operativo del FBI hizo referencia al negocio de taxis de Cohen, la identidad de los bancos que le prestaron dinero y los pagos realizados para suprimir información negativa durante la campaña presidencial, como el pago de 130.000 dólares que Cohen hizo días antes de las elecciones a la actriz porno Stormy Daniels, quien asegura que tuvo una aventura con Trump hace casi una década. Trump ha negado ello.

LEE: Michael Cohen se ha puesto oficialmente en contra del presidente Donald Trump

No queda claro cómo el acuerdo con Cohen podría afectar a otras entidades que han estado bajo escrutinio de fiscales federales como parte de la investigación de Cohen, incluida la empresa editora del National Enquirer, American Media Inc., que dio un contrato de 150.000 dólares durante las elecciones de 2016 a otra mujer que aseguró haber tenido una aventura amorosa con Donald Trump.

Los investigadores también analizan más de 20 millones de dólares en préstamos obtenidos para Cohen y las compañías de taxis de su familia, informó The New York Times, citando a personas familiarizadas con el tema.

CNN y The New York Times informaron este domingo que los investigadores finiquitaban los cargos penales contra Cohen y podrían anunciarlos antes de fin de mes.

Los fiscales han venido analizando una variedad de documentos presentados por Cohen a varias instituciones, incluidas los del Servicio de Rentas Internas y los de Sterling National Bank, según informó la CNN.

Erica Orden, de CNN, contribuyó a este informe.